Plaza Pública

El estancamiento de las TIC con el Gobierno de Rajoy

El estancamiento de las TIC con el Gobierno de Rajoy

Ander Gil García

Quienes seguimos la evolución del sector de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) en España en nuestra economía y su incidencia en el empleo damos por hecho que la meta principal que persigue el Gobierno es cumplir los objetivos de la Agenda Digital Española que acaban de presentar hace unos meses.

El problema está en que observando los Presupuestos Generales del Estado para 2014, presentados por el Ejecutivo de Rajoy y cuya tramitación culmina el Senado esta semana, se puede deducir que el motor de dicha Agenda no da para mucho porque no le echan gasolina. Estimo positivamente el incremento de un 2,7% para las TIC en las cuentas del Estado para el año 2014, pero después de que este mismo Gobierno haya recortado desde el inicio de su mandato un 39% en este apartado, el efecto positivo anteriormente apuntado se transforma en preocupación.

Estamos hablando de un sector de nuestra economía en constante innovación y altamente competitivo. El Gobierno habla de estos Presupuestos como los de la “recuperación”. Conceptuar como “recuperación” en esta materia, cuando estamos constatando que avanzamos a la velocidad de un ciclomotor después de habernos apeado del AVE, resulta extraño. Recuperación sería retornar a la velocidad del AVE, por mucho que traten de vendernos esta moto.

Si seguimos con el compás que en materia de desarrollo de las TIC ha puesto en marcha este Gobierno quizás, allá por el año 2024, hayamos alcanzado el mismo nivel de inversión y de apuesta que hicimos en el año 2011. Si seguimos así, habremos tirado a la basura una década, nada más y nada menos, que en tecnología punta. Lo que se dice un mal negocio para España.

No estamos hablando de invertir en carreteras, cuya tecnología difícilmente variará en diez años, sino de un sector en el que una década es una eternidad. No hay más que mirar diez años atrás y ver lo que se ha evolucionado. Si seguimos así, estaremos hipotecando nuestro futuro tecnológico, lo que se va a traducir a la voz de ya en que vamos a tener que salir al exterior a comprar tecnología que bien podríamos hacer en España para ser vendida fuera.

Empieza a haber dos clases de países: los que crean conocimiento y tecnología, y la venden fuera, desarrollando un nuevo modelo económico, y los países de mano de obra barata que serán los que la compren. España no debería dejar de ser de los países que pelea por estar en los del primer grupo. Si un país no innova, se debe preparar para ser barato y esperar a tener suerte; se debe preparar para ser fabricante barato de carcasas mientras la tecnología la crean fuera.

La recuperación económica, tal y como ha recalcado la Unión Europea, vendrá de la mano de otro modelo económico y de la inversión firme y decidida en capital tecnológico, como hacen nuestros países vecinos. Sin embargo, el rumbo que marca este Gobierno, a la vista de los Presupuestos Generales del Estado que han presentado en los últimos dos años, no apunta en este sentido, y lo lamento. Como ejemplo, valga la reducción de los fondos que el Ejecutivo destinará el año que viene a Programas de Internacionalización del sector TIC. Otra oportunidad perdida y un mensaje confuso el que estamos lanzando al exterior: este Gobierno no sabe qué queremos ser de mayores como país

El esfuerzo está en la propaganda

Objetivamente hay que darle la razón al Ejecutivo en una cosa: con estos Presupuestos han hecho un gran esfuerzo. Eso sí, de propaganda, para que la ciudadanía asuma como cierto que estos son los Presupuestos de la recuperaciónpropaganda. Escribir pan no hace panes, ni aunque se exprese mil veces o cien mil. El Gobierno está agarrándose a dos datos macroeconómicos para decir cien mil veces “recuperación” con la esperanza de producir en la ciudadanía y en nuestras pymes un efecto narcotizante que les haga percibir algo muy distinto a lo que viven todos los días a su alrededor en la economía real. Pero, lamentablemente, como se puede comprobar echando un vistazo a las cuentas del Estado, estos son los Presupuestos del estancamiento.

Y hablando de estancamiento, este Gobierno ha tardado casi dos años en hacer la Agenda Digital para España, en transponer la Agenda Digital Europea. Mientras tanto, han dejado morir el Plan Avanza, que nació del consenso político en el Senado la pasada legislatura y que ha contado con la felicitación de la OCDE por sus logros. El informe 2010 sobre I+D en las TIC de la CE colocaba a España como el segundo país de Europa en inversión pública en este indicador con niveles similares a los de Estados Unidos. Ya por entonces llevábamos dos años con dificultades económicas, pero seguíamos apostando por este sector como vía de salida a la propia crisis, como uno de los pilares del nuevo modelo económico que España debe erigir, alternativo al del ladrillo.

Y ésta es la senda que debemos retomar. Seguir por este camino incierto y a esta velocidad es un tremendo error estratégico, porque no ayudará a superar el estancamiento del hipersector TIC y, además, ahondará en la ralentización de la salida de la crisis, en la creación de empleo y en la convergencia con Europa.

___________________________

Ander Gil García

es senador por Burgos y portavoz socialista de Telecomunicaciones y Sociedad de la Información en la Comisión de Industria del Senado

IU-ICV, UPyD y BNG piden recortar entre 1 y 2,3 millones el presupuesto del rey

IU-ICV, UPyD y BNG piden recortar entre 1 y 2,3 millones el presupuesto del rey

Más sobre este tema
stats