El azote del ébola

“Me cago en la puta, hacia el Carlos III. Tengo los pelos como escarpias. Es positivo”

"Me cago en la puta, hacia el Carlos III. Tengo los pelos como escarpias. Es positivo”.

infolibre

“La chica ha empezado con diarrea también. Chicas confirmado, me cago en la puta, hacia el Carlos III. Tengo los pelos como escarpias. Es positivo”. La autora de estas declaraciones es una enfermera del Hospital de Alcorcón, donde fue ingresada la auxiliar española contagiada de ébola tras tratar a los dos sacerdotes españoles que fueron trasladados a España para tratarse de la enfermedad. Figura en un grupo de la aplicación telefónica WhatsApp integrado por enfermeras de este centro del suroeste de Madrid según informa este martes 'Diario Enfermero'.

El mismo medio informa de que el personal del Hospital de Alcorcón que atendió a la auxiliar afectada lo hizo sin protección. No se utilizaron trajes individuales de bioseguridad. Tan sólo mascarillas, y en algunos de los casos.

“Antes de ingresar en el hospital de Alcorcón, esta auxiliar se fue directamente al hospital Carlos III, pero allí no la atendieron, le dijeron que se fuera a su hospital de referencia y que si daba positivo volviera. La tuvieron de aquí para allá. En un principio la paciente fue al Carlos III pero la remitieron a su hospital. Eso fue el domingo. Unos días antes había ido al centro de salud”, relatan fuentes del entorno de la primera contagiada por este virus fuera de África.

Además, precisan que al ingresar en el hospital –el de referencia de la enferma, puesto que reside en Alcorcón– sólo fue aislada a través de un biombo. Las mismas fuentes precisan que estuvo así durante horas hasta que se confirmó el caso.

Críticas de sindicatos y asociaciones de profesionales

Estas declaraciones ven la luz al mismo tiempo que sindicatos y asociaciones de profesionales de la salud ponen ya sobre la mesa algunas cuestiones que dejan entrever que los protocolos seguidos pudieron no ser todo lo estrictos que deberían haber sido. Ambos sectores coinciden en que pese a que desde el punto de vista da de la salud pública se adoptaron medidas seguras, desde el punto de vista de la salud laboral lo fueron menos.

El presidente del Consejo General de Enfermería, Máximo González Jurado, señaló el mismo lunes que pedirán a las autoridades sanitarias una investigación "a fondo" tras el contagio de ébola. "La protección de la profesión no es lo más importante para el sistema y a veces se la deja en una situación incómoda, cuando no indefensa", subrayó.

Por su parte, fuentes del CSI-F recordaron que ya avisó de que el Hospital Carlos III de Madrid "no estaba preparado para atender este tipo de casos" y que el material utilizado, desde las mascarillas hasta los propios trajes, no eran los adecuados para atender a pacientes con ébola.

Mato descarta dimisiones pero no nuevos contagios

Mato descarta dimisiones por el primer caso de ébola fuera de África pero no nuevos contagios

Más sobre este tema
stats