Pactos postelectorales

La derecha controla el gobierno de 10 de los 13 municipios más ricos de España

La alcaldesa de Pozuelo, Susana Pérez Quislant, durante un acto de la campaña del 26M con Díaz Ayuso y García Egea.

Las ciudades más ricas de España inician en su mayoría otra legislatura más en manos de la derecha. Ya sea gracias a los acuerdos del PP con Vox, del partido liderado por Pablo Casado con Ciudadanos o de los pactos a los que han llegado las formaciones nacionalistas o independentistas de corte conservador, lo cierto es que la derecha tiene en sus manos los ayuntamientos de diez de las trece localidades cuya renta media per cápita duplica la media a nivel nacional, según los datos del indicador Urban Audit del Instituto Nacional de Estadística (INE) relativos al año 2016 –últimos disponibles–. Seis de estas localidades se encuentran ubicadas en Madrid y llevan años siendo bastiones del PP, algunas desde hace menos de una década y otras desde hace más de veinte años de forma ininterrumpida. Las otras cinco se reparten entre País Vasco y Cataluña: una en Bizkaia, otra en Araba, dos en Gipuzkoa y la última de ellas en Barcelona.

La renta media per cápita a nivel nacional de los municipios de más de 20.000 habitantes se situó en 2016 en los 8.057 euros. Sin embargo, muy por encima de estos niveles se sitúan trece localidades. En Pozuelo de Alarcón, Boadilla del Monte, Las Rozas, Majadahonda, Torrelodones, Alcobendas, Tres Cantos, Villaviciosa de Odón (Madrid), San Sebastián, Mondragón (Gipuzkoa), Getxo (Bizkaia), Vitoria (Araba) y San Cugat del Vallés (Barcelona) la renta media per cápita supera los 16.000 euros anuales.

En seis de los ocho madrileños, la derecha gobernará: en dos el PP tiene mayoría absoluta y en los otros cuatro los conservadores pueden sumar la mitad más uno de los ediles con el respaldo del partido de extrema derecha Vox. Sólo se salva Torrelodones, donde repetirá la candidatura independiente Vecinos por Torrelodones, y Alcobendas, que recayó por un pacto a última hora en las manos del socialista Rafael Sánchez Acera gracias a un acuerdo con Cs, que le relevará dentro de dos años al frente del ayuntamiento madrileño. La candidatura naranja en esta localidad del norte de Madrid, cuya renta media per cápita anual sobrepasa los 18.000 euros, ya había dejado claro al PP que no contaría con sus votos si no renunciaba el actual regidor conservador y candidato a la reelección.

Donde tampoco gobernará la derecha será en el consistorio catalán de San Cugat del Vallés: Esquerra, PSC y la CUP llegaron a un acuerdo para poner fin a la hegemonía convergente –gobernaban desde 1987, primero como CiU y luego como el PDeCAT– y nombrar a la republicana Mireia Ingla como alcaldesa. En esta localidad, una de las diez más pobladas de la provincia de Barcelona y cuya riqueza el INE sitúa en los 19.151 euros por habitante, los grandes vencedores de los comicios municipales fueron las formaciones independentistas: Junts per Catalunya (JxCat) se hizo con 9 de los 25 ediles en disputa, seguida por ERC –6 concejales–, el PSC –4 asientos–, Ciudadanos y la CUP, con 3 escaños cada uno. 

Dos mayorías absolutas

El partido liderado por Pablo Casado podrá gobernar los próximos cuatro años con total tranquilidad en solo dos de los municipios más ricos de España. Uno de ellos es Boadilla del Monte, que con algo más de 50.000 habitantes es la segunda localidad con mayor renta media per cápita: 19.702 euros. En este municipio, epicentro de la trama Gürtel en el que Alianza Popular primero y el PP después llevan gobernando ininterrumpidamente desde 1983, la formación conservadora se impuso en las elecciones del 26M con el 50,42% de los votos y 15 de los 25 escaños en disputa, seguido de Ciudadanos, PSOE y Vox, que se quedaron con 5, 3 y 2 asientos en la corporación municipal, respectivamente. Una nueva mayoría absoluta que otorga el bastón de mando durante la próxima legislatura a Javier Úbeda, que saltó a los medios de comunicación un mes antes de los comicios tras conocerse que participó en escraches junto al colectivo neonazi Hogar Social Madrid.

Los conservadores también controlan la mitad más uno de los ediles de la corporación municipal en el municipio madrileño de Tres Cantos. En esta localidad, cuya renta media anual per cápita se situó en 18.056 euros, el partido liderado por Pablo Casado cosechó en las urnas 11 de los 21 escaños en liza –46% de las papeletas–, frente a los 4 asientos del PSOE, los 3 de Ganemos Tres Cantos, los 2 de Ciudadanos y 1 de Podemos que lograron gracias al 19,4%, 13,3%, 10,6% y 6% de las papeletas, respectivamente. Otra mayoría absoluta que permite al PP mantener durante cuatro años más un bastón de mando que no ha soltado desde 2007, cuando el conservador José Folgado se lo consiguió arrebatar al partido independiente Tres Cantos Unido (TCU).

Con la extrema derecha

El PP también logró ser el partido más votado en otros cuatro municipios madrileños que duplican la renta media per cápita nacional, aunque en ninguno de ellos ha conseguido la tan ansiada mayoría absoluta. Los ediles de Vox son suficientes para controlar la mitad más uno de los miembros de la corporación municipal, algo a lo que se han comprometido ambas formaciones. Sin embargo, esta fórmula sólo se ha dado en Majadahonda.

En esta localidad madrileña, el partido presidido por Pablo Casado ocupa la Alcaldía desde 1989, cuando se hizo con el bastón de mando tras la dimisión del entonces regidor del consistorio. El pasado 26 de mayo, el PP consiguió 10 de 25 concejales, mientras que Ciudadanos, PSOE y Vox se quedaron con 7, 5 y 3 concejales, respectivamente. Los conservadores, por tanto, han conseguido que el bastón lo ostente José Luis Álvarez Ustarroz gracias al acuerdo con la extrema derecha de cara a la próxima legislatura.

Dos gobiernos en minoría

Dentro del grupo de ayuntamientos donde el PP fue la lista más votada se encuentra Pozuelo de Alarcón, que con una renta media anual per cápita de 25.957 euros es el municipio más rico de España. En esta localidad madrileña, cuya Alcaldía lleva en manos conservadoras desde 1983, el partido liderado por Pablo Casado salió de las urnas con 11 escaños de los 25 que componen el consistorio. Ciudadanos, por su parte, se tuvo que conformar con 5 asientos, mientras que PSOE y Vox se quedaron con 4 y Somos Pozuelo con 1. El PP y el partido de extrema derecha suman, por tanto, 15 concejales, dos por encima de la mayoría absoluta. Sin embargo, finalmente, Susana Pérez Quislant gobernará en minoría al recibir este sábado el bastón de mando como regidora sólo con los 11 votos del PP, mientras que el resto de formaciones ha apoyado a sus respectivos candidatos: así Ciudadanos ha recibido 5 votos a favor, el candidato de Vox 4 votos, el PSOE otros cuatro y Somos Pozuelo un solo voto.

Situación que se ha repetido en Las Rozas, cuya renta media per cápita se sitúa en los 19.340. Aquí el PP ha gobernado de forma ininterrumpida desde 1995, y tras el 26M los conservadores controlan a 12 de los 25 ediles de la corporación, mientras que 6 son de Ciudadanos, 4 del PSOE, 2 de Vox y 1 de Podemos. Durante la constitución del sábado, José de la Uz ha sido reelegido alcalde sólo con los votos a favor del PP. En las votaciones, cada una de las cinco formaciones políticas que han obtenido representación ha votado a sus respectivos candidatos. 

La sorpresa de Villaviciosa de Odón

En Villaviciosa de Odón, los conservadores sólo podían alcanzar la mayoría absoluta con el respaldo de los concejales de la extrema derecha. En los comicios del pasado mes de mayo en este municipio madrileño de menos de 30.000 habitantes y una renta per cápita anual que supera los 16.000 euros, la formación dirigida por Pablo Casado, que gobierna la localidad desde 1991, se impuso al resto de partidos con 7 de los 21 ediles en liza. Sin embargo, a última hora, el candidato de Ciudadanos, José Luis Pérez Viú, fue investido como regidor al ser apoyado por su partido, Vox (5 ediles), PSOE (3 ediles), Agrupación Vecinos por Villaviciosa (1 edil) y Más Madrid (1 edil).

En suelo vasco

La derecha nacionalista vasca, por su parte, tiene en su mano el gobierno local en cuatro municipios con una renta media per cápita superior a 18.000 euros en los que consiguió imponerse en las urnas: Getxo, San Sebastián, Vitoria y Mondragón. En todos, apoyados por los socialistas vascos.

En Getxo, cuya riqueza por habitante se sitúa en los 18.599 euros, el PNV venció en los comicios con 11 de los 21 asientos en la corporación municipal, mientras que PP, EH Bildu, PSOE y Podemos se quedaron con 5, 4, 3 y 2 concejales, respectivamente. Así, Amaia Agirre se convirtió este sábado en la primera alcaldesa en la historia del tercer municipio más poblado de Bizkaia al contar con el apoyo de los socialistas.  También en manos del PNV se queda San Sebastián: Eneko Goia ha sido reelegido como alcalde con los 10 votos de su partido y los 5 de los concejales del PSE-EE.

Una fórmula que se ha repetido en Mondragón. El partido liderado por Andoni Urtuzar también ganó el 26M en esta localidad, cuya renta media anual per cápita alcanza los 16.385 euros, por lo que la derecha nacionalista repite con la jeltzale María Ubarretxena.

En Vitoria, también gobernará el PNV. La proclamación de Gorka Urtaran se ha producido gracias al voto favorable de los 13 ediles que suman PNV y PSE. EH Bildu también ha presentado la candidatura de Miren Larrion, que ha recibido los seis votos a favor de su grupo. Los ocho concejales que suman PP y Podemos han votado en blanco.

El PP sólo suma mayoría absoluta con Vox en 35 municipios

El PP sólo suma mayoría absoluta con Vox en 35 municipios

Más sobre este tema
stats