moción de censura

Sánchez se compromete a respetar los Presupuestos que quiere el PNV

Pedro Sánchez se dirige a Mariano Rajoy desde la tribuna del Congreso.

Fernando Varela

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, emplazó este viernes en el Congreso al presidente Mariano Rajoy a abandonar su cargo y poner así fin a la moción de censura. “Quien activa esta moción es el presidente, es usted, señor Rajoy quien nos ha traído hasta aquí”. Pero “este escenario puede cambiar”, advirtió. Está en su mano “dimitir. Aquí, ahora. Dimita y todo terminará. Es usted quien ha provocado la moción de censura, con su obstinación de aferrarse al cargo. Dimita”, porque “su tiempo acabó”.

“Entiendo que esto es muy desagradable”, añadió después, venir al Congreso “a encontrar un reproche como no ha habido” antes en la política española. “Pero podía haberlo evitado” insistió. “Le vuelvo a repetir: esta moción de censura puede acabar aquí y ahora si usted dimite como presidente. ¿Me va a decir sí o no? Esta es la cuestión”. “Lo siento mucho, pero no puede continuar con presidente después de la sentencia de la Audiencia Nacional”.

Sánchez dejó claro en su intervención que el PSOE garantizará la aprobación de los Presupuestos pactados por el PP con Ciudadanos y el PNV, una de las condiciones de los nacionalistas vascos pra votar a favor de la moción de censura. Y que si consigue formar Gobierno, abrirá un diálogo con el Govern independentista de Quim Torra, un anuncio dirigido a facilitar el respaldo del PDeCAT y de Esquerra.

Y defendió contar con todo el mundo para ganar la moción. “Los votos de los nacionalistas e independentistas son tan legítimos como los suyos o como los míos”, explicó a Rajoy. “No se escude en la crisis territorial para aferrarse a la Presidencia. Por el país, dimita. Y si no, señorías, hagámosle dimitir”, emplazó a los demás diputados. 

En su apelación a todos los diputados para que apoyen la moción, Sánchez pidió a todos que sean conscientes de que “se abre una oportunidad que merece ser explorada. Una oportunidad para articular consensos básicos y dar estabilidad a las instituciones, atender las urgencias y, una vez logrado, convocar elecciones para que la ciudadanía decida el rumbo del país”.

“Sólo hay dos caminos”, enfatizó. “Sí o no, no hay tercera vías”. Y “el no es un sí más grave” porque representa “la permanencia de Rajoy como presidente”. “En el consenso en el futuro reside la esperanza de pasar página”, concluyó.

Sánchez afirmó su voluntad de encabezar un “Gobierno socialista, paritario y europeísta”, que garantice “la estabilidad presupuestaria” y sea “cumplidor de sus deberes europeos”,  que “cumplirá y hará cumplir la Constitución española”, que “hará del dialogo su forma de hacer política con todas las fuerzas parlamentarias y con todos los gobiernos autonómicos”. Y con una “hoja de ruta” consensuada: “primero normalizar, segundo atender las urgencias y tercero elecciones generales”.

Por primera vez desde que anunció la presentación de la moción de censura, Sanchez enunció algunas de as medidas concretas que quiere impulsar desde el Gobierno, La derogación de la ley mordaza, de la reforma laboral y del impuesto al sol. La recuperación de la universalidad de la atención sanitaria y de las becas educativas que desaparecieron con el recortes dictados en los peores años de la crisis, la independencia de la Corporación de RTVE, una ley de transición energética, las reacticación de las políticas de empleo, la elevación de la cobertura de desempleados o lucha contra la despoblación, entre otras.

También medidas para financiar la dependencia, un pacto para elevar las rentas, el combate contra la pobreza o el blindaje de las pensiones.

Y, emplazado a responder por el presidente Rajoy, Sánchez no rehuyó la cuestión territorial. “Tenemos la gran oportunidad entre todos de resolver el nudo gordiano” construido por el PP en torno a este tema con el únjco objetivo de continuar en el Gobierno. “Vamos a tender la mano y a dialogar con todos”. Y aunque rechaza las declaraciones y los pronunciamientos xenófobos del president Torra, reafirmó,  “como presidente” su intención es reunirse e intentar “tender puentes con el president de la Generalitat” para “intentar salir de esta situación” que Rajoy, entre otros, ha creado.

Sánchez rechazó que dirigentes del PP le llamen traidor, cuando negoció y apoyó la aplicación de artículo 155, y reprochó a Rajoy que no se dé cuenta de que a la hora de hacer un “discurso españolista y nacionalista es mucho más creíble [Albert] Rivera” que él. “Está alimentando el debate más nocivo para los que defendemos la integridad del país y creemos en la España plural” lamentó.

Sánchez propone a los independentistas catalanes buscar un “territorio para dialogar”

Más sobre este tema
stats