Los otros gamonales

Los vecinos de Verín no quieren que les privaticen su castillo

La Xunta convertirá un monumento nacional en un hotel de cuatro estrellas

Carmen Valenzuela

El castillo de Monterrey, en Verín (Ourense), una de las fortalezas medievales mejor conservadas de España, se convertirá en un hotel de cuatro estrellas con 12 habitaciones que pasará a formar parte de la red estatal de paradores. Es el destino que la Xunta de Galicia pretende dar a este monumento reconocido como Bien de Interés Cultural y que también albergará una cafetería, tienda y bares. El proyecto ha desatado las protestas de la Plataforma en defensa do Castelo de MonterreiPlataforma en defensa do Castelo de Monterrei, que junto con la Asociación Cultural Alto Támega, catedráticos y gentes de la cultura, cree que Galicia perderá un bien cultural para acoger un negocio hotelero de dudosa rentabilidad. Además, temen que se trate del primer paso hacia la privatización de un monumento declarado Patrimonio Histórico de España.

El nuevo hotel se emplazará en el Pazo dos Condes del Castillo, un edificio renacentista del siglo XV que forma parte del conjunto arquitectónico medieval y que sustituirá al antiguo parador de Verín –un complejo hotelero de 23 habitaciones situado a unos 500 metros del nuevo y que cierra sus puertas durante cuatro meses del año por falta de ocupación–. “No tiene ninguna lógica que, habiendo otro parador que está cerrado nos quiten un bien cultural”, protesta Nieves Amado, integrante de la Plataforma en defensa do Castelo de Monterrei. Asimismo, el movimiento pone en duda la rentabilidad del nuevo proyecto. “No me cuadran las cuentas. Si con 23 habitaciones el otro parador no era rentable, con la mitad de habitaciones –12– correrán más peligro”, declaró a infoLibre Bruno Rúa, otro de los integrantes de la Plataforma en defensa do Castelo de Monterrei.

En este sentido, a la plataforma tampoco se le escapan las cifras deficitarias que presenta la Red de Paradores de España, que acumula una deuda cercana a los 80 millones de euros que compromete la solvencia de esta cadena hotelera estatal. Es un dato que, además, consideran corroborado por el cierre temporal del parador de Verín. Con la sombra de la privatización planeando sobre la red hotelera estatal, y ante la posibilidad de abrir la gestión del negocio a un operador privado, tal y como dejó entrever el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Nuñez Feijóo (PP), la plataforma teme que la acrópolis medieval, rehabilitada con fondos públicos, acabe siendo cedida a manos privadas.

Contrato de cesión

Construido entre los siglos X y XII, la propiedad del castillo de Monterrey, ubicado en la comarca de Verín, pasó por distintas casas nobiliarias hasta llegar a formar parte del amplio patrimonio de la Casa de Alba, que finalmente lo entregó al Estado hace más de 30 años.

Una orden ministerial de julio de 2009 permitió a la Xunta de Galicia hacerse con la gestión del castillo mediante un contrato de cesión con el Estado. En este documento oficial se excluye el uso lucrativo y la adaptación del monumento para albergar un hotel. Sin embargo, sí detalla una batería de actividades culturales que acogería la fortaleza medieval, como la “divulgación, innovación y promoción” de los bienes de la comarca y “la restauración y musealización de los edificios”. Un conjunto de propuestas culturales que permiten el acceso generalizado del público al monumento y que la Plataforma en defensa do Castelo de Monterrei reclama.

La exclusión en el texto del uso hotelero del castillo de Monterrey exige a la Xunta de Galicia solicitar a la Administración del Estado la ampliación del concepto del contrato de cesión. Un trámite que ya se ha iniciado.

A pesar de que la Xunta de Galicia contempla reservar parte del recinto a las visitas turísticas, la plataforma defiende que el conjunto monumental se dedique íntegramente al uso cultural. “Se le quita a la comarca un lugar donde se pueden hacer espacios museísticos”, protesta Nieves Amado, integrante del colectivo.

Daños y desperfectos por las obras en el castillo

La Xunta ya ha iniciado las obras de rehabilitación del recinto medieval, un trabajo presupuestado en más de un millón y medio de euros del que se encarga la empresa Dragados y que tampoco está exento de polémica. En este sentido, la plataforma ha mostrado su preocupación por los daños y desperfectos en el recinto medieval como consecuencia de las obras.

“Nos preguntamos qué control arqueológico se está haciendo de la obra”, declaró a infoLibre Bruno Rúa. Un asunto sobre el que ya trabaja la Asociación Cultural Alto Támega, integrada en la Plataforma en defensa do Castelo de Monterrei y que remitió una denuncia a la Dirección Xeral de Patrimonio de la Xunta acompañada de fotografías que ilustran los “daños graves en los muros y murallas antiguas del recinto fortificado”. Así lo explica Nieves Amado: “Se están produciendo desperfectos que no se pueden permitir. Hay camiones que pasan y rompen los muros. Hay piezas de valor arqueológico a la intemperie”. Sin embargo, desde la Consellería de Turismo de la Xunta, niegan que se esté produciendo el deterioro de los muros y materiales en el castillo: “No ha habido ningún desperfecto en las obras que se están llevando a cabo en el recinto”, declaró a infoLibre su departamento de comunicación.

La Dirección Xeral de Patrimonio, ente encargado de controlar que la ejecución de la obra sea respetuosa con el patrimonio, negó a infoLibre haber recibido “ninguna denuncia oficial por daños en el edificio”. Sin embargo, este periódico ha tenido acceso al documento fechado el 17 de febrero en el que la Asociación Cultural Alto Támega detalla los desperfectos y solicita la suspensión cautelar de las obras. No obstante, esta Administración declaró a infoLibre que las reformas que se están llevando a cabo en el recinto fortificado “tienen las autorizaciones necesarias a nivel patrimonial”.

Según la Consellería de la Xunta de Galicia, que respondió a infoLibre por email, la rehabilitación del conjunto arquitectónico de Monterrei “permitirá la generación de empleo y riqueza en la comarca”. Una promesa que la plataforma pone en cuestión, dadas las cifras deficitarias que presenta la red estatal de paradores y la estacionalidad turística a la que se ve sujeta el parador de Verín, algo que no preocupa a la Xunta, que anuncia la apertura del nuevo establecimiento hotelero los 365 días del año.

A pesar de sus optimistas previsiones, la Xunta tardó en hacer público su proyecto. Una actitud que no ha hecho más que reforzar las dudas de la plataforma sobre las intenciones del Gobierno de Feijóo. “Si era una obra tan buena ¿por qué han tardado tanto en publicitarla?”, se preguntan desde la plataforma. La asociación vecinal y cultural no sólo anuncia protestas, sino el inicio de una campaña informativa por los pueblos que sumará fuerzas en contra el proyecto que amenaza con arrebatarles “el faro de la comarca”: el castillo de Monterrei.

Quién, qué y cómo

QUIÉN:página web cuenta de Facebook.  

QUÉ:

CÓMOrecogida de firmaschange.org

Controlado el incendio de Verín (Ourense)

Controlado el incendio de Verín (Ourense)

Más sobre este tema
stats