PORTADA DE MAÑANA
Ver
Una docena de provincias serán la base electoral de la federación de partidos de la España Vaciada

Gas a mitad de precio para calderas y ayudas sobre el 40% del recibo de la luz: así es el nuevo plan de Ribera

La vicepresidenta tercera del Gobierno y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico , Teresa Ribera, durante la rueda de prensa tras la reunión del Consejo de Ministros.

El Consejo de Ministros ha aprobado este martes la creación de una nueva categoría de la tarifa de último recurso (TUR) para el gas natural orientada a los edificios con caldera compartida, lo que permitirá a las comunidades de vecinos acceder a la tarifa del gas regulada por el Gobierno. 

La conocida como TUR 4 promete ser hasta un 50% más barata que su alternativa en el mercado libre y podrán suscribirse a ella 1,7 millones de hogares en España y estará disponible desde este miércoles, cuando se publique en el Boletín Oficial del Estado (BOE). También se ha creado un nuevo bono que cubrirá el 40% de la factura de la luz para cuatro de cada diez hogares, y se ha ampliado la cobertura del bono social eléctrico y térmico que ya estaban en vigor. A continuación se explica cómo funcionará cada una de estas ayudas.

Una nueva tarifa de último recurso para comunidades de vecinos

  • ¿A quién va dirigida la nueva TUR? 

A clientes con un consumo de gas natural superior a 50.000 kilovatios hora de gas natural, es decir, a calderas comunitarias con una factura de gas que se reparte entre todo el vecindario. Podrán acceder a ella incluso las urbanizaciones muy grandes con un consumo que supere los 50 millones de kilovatios hora, aunque su contratación será más enrevesada porque su caso será evaluado de manera individual por el Ministerio de Transición Ecológica.

Recuerda que si tu consumo es inferior a 50.000 kilovatios hora porque tienes tu propia caldera, también tienes disponibles las TUR tradicionales: 

TUR 1: para un consumo inferior o igual a 5.000 kilovatios hora al año, el habitual para una vivienda con cocina de gas  

TUR 2: para un consumo situado entre 5.000 kWh/año y 15.000 kWh/año, pensado para una vivienda con cocina, calentador de agua y calefacción de gas natural  

TUR 3: para un consumo superior a 15.000 kWh/año e inferior o igual a 50.000 kWh/año. 

  • ¿Cuándo puedo suscribirme a la nueva TUR? 

Este martes se ha aprobado su creación en el Consejo de Ministros y mañana miércoles se publicará en el Boletín Oficial del Estado. A partir de ahí, depende de lo que tarde cada empresa en ofrecer el nuevo servicio. 

Hay que destacar que la tarifa regulada solo pueden ofrecerla las llamadas comercializadoras de referencia: Baser (EDP), Gas & Power (Naturgy), Curenergía (Iberdrola) y Energía XXI (Endesa).

  • ¿Cuánto costará el gas en la TUR 4? 

El precio de la tarifa de último recurso lo fija la Administración cada tres meses: en enero, abril, julio y octubre, y se publica días antes de que comience el mes en el BOE.

La TUR 4 no es exactamente una única tarifa, sino que estará compuesto de ocho tramos diferentes, según el consumo que tenga la caldera compartida, partiendo de los 50.000 kilovatios hora hasta superar los 500 millones, por lo que habrá diferentes precios según el tamaño de la comunidad. Cada tramo de consumo tiene su coste fijo (a repartir entre todos los vecinos) y su coste variable (céntimos por cada kilovatio hora consumido). Esta tabla publicada el miércoles muestra los precios de la TUR 4 para su primer trimestre de funcionamiento.

La particularidad de la TUR es que su precio se fija a partir de una fórmula fija basada en los diferentes precios del gas en el mercado internacional, un abanico que evita que la subida de las materias primas se traslade rápidamente a la factura. Otra clave es que la TUR no pude encarecerse más de un 15% cada trimestre, según un real decreto que acaba de ser prorrogado hasta el 31 de diciembre de 2023, lo que evita grandes picos en el recibo de la luz, mientras que el mercado libre no tiene ese límite. 

  • ¿Cuál es la letra pequeña de la nueva tarifa regulada? 

Desde el Ministerio de Transición Ecológica aclaran que el precio regulado cubrirá el 100% del consumo de gas medio de los últimos cinco años en cada comunidad, y si se supera esa cifra se sumará un recargo del 25% sobre el exceso de consumo. Esta condición responde, según el Gobierno, a que no quieren que la rebaja del gas sea un aliciente para encender la calefacción en exceso estas navidades. 

Para poder acceder a la TUR 4 también será necesario instalar contadores individuales de gas en los domicilios o un repartidor de costes, dos mecanismos que permitirán que cada hogar pague por la energía que consume. De esta manera, los vecinos tendrán una motivación económica para ahorrar en su consumo y no será necesario que un revisor vaya de manera presencial a mirar el contador. 

Como esta reforma llevará tiempo y no se puede realizar en invierno porque supone vaciar el circuito de agua caliente, el Gobierno da hasta el 30 de septiembre de 2023 para realizar esta instalación, pero la comunidad tendrá que redactar una declaración responsable donde la junta de vecinos se comprometa a hacer esta reforma.

Si pasado el periodo no se cumple con la promesa, la comercializadora cobrará en octubre de 2023 una penalización del 25% sobre el término variable de la factura con carácter retroactivo desde el momento en que se contratase la nueva TUR 4.

  • ¿Cómo puedo contratar la TUR? 

La tarifa de último recurso podrá contratarse con una llamada telefónica a cualquiera de las cuatro operadoras de referencia y su contrato no tiene permanencia. Aunque por el momento la TUR 4 solo estará disponible hasta el 31 de diciembre de 2023. 

  • ¿Quién paga la diferencia entre la tarifa regulada y el coste original del gas?  

Como el gas natural se encarece normalmente a un ritmo más acelerado de lo que sube la TUR, es muy probable que a final de año los costes de las empresas que lo suministran sean superiores a lo que recaudan con la venta de la energía en el mercado regulado.

Hasta ahora, las empresas que comercializan la tarifa de último recurso asumen esa diferencia, pero a partir de la factura de octubre será el Gobierno el que asuma esa diferencia, ya que el dinero que deben adelantar se va a disparar ahora que todas las comunidades de vecinos pueden acceder a la TUR. 

Por ello, los Presupuestos Generales del Estado incorporan una partida de 3.000 millones de euros para cubrir el desfase entre el coste real del gas y las diferentes tarifas de último recurso.

Un nuevo bono eléctrico para el 40% de los hogares 

El Gobierno también ha aprobado este martes un nuevo bono de ayuda que cubrirá el 40% de la factura de la luz, y que afectará al 40% de los hogares con menos ingresos. 

Podrán recibirlo todos los hogares cuya renta se sitúe entre 1,5 y dos veces el IPREM de 14 pagas. Por ejemplo, en 2023 podrán acogerse al nuevo bono un adulto con una renta inferior a 16.800 euros anuales, una pareja con una renta de hasta 19.320 euros o una pareja con un hijo si no superan los 23.520 euros. 

Esta cobertura puede solicitarse a partir de este miércoles y el solicitante debe estar suscrito o suscribirse a una tarifa del mercado eléctrico regulado (PVPC) en una comercializadora de referencia. Para hacer la petición, basta con llamar a la empresa, comunicar que se quiere entrar en el bono eléctrico de justicia energética y entregar el certificado de empadronamiento. 

Ampliación del bono social eléctrico y térmico 

También se ha ampliado la prestación del bono social eléctrico que ya existía, de modo que para los consumidores vulnerables pasa de cubrir el 60% de la factura al 65%, mientras que para los consumidores vulnerables severos pasa del 70% al 80%. Y el volumen de energía anual sujeta al descuento se incrementa un 15%, hasta los 1.587 kilovatios hora en una unidad de convivencia de una o dos personas y hasta los 4.761 kWh en una unidad de cinco o más. 

Por su parte, el bono social térmico, que cubre la factura del gas para los mismos hogares que ya disfrutan del bono social eléctrico, aumenta la cuantía mínima de la ayuda desde los 25 hasta los 40 euros anuales, y la ayuda media, que varía según la zona climática, se eleva hasta los 375 euros anuales por beneficiario. 

Rebaja en el IRPF para quien reforme su vivienda

Para fomentar la mejora de la eficiencia energética en los hogares, el Consejo de Ministros también prorrogó hasta el 31 de diciembre de 2023 las deducciones fiscales para quienes lleven a cabo reformas en casa. Por ejemplo, en aislamientos de fachada o en sustitución de ventanas. 

Concretamente, si la inversión aumenta la eficiencia más de un 7%, en la declaración de 2024 será posible deducirse hasta el 20% de la inversión, con un máximo de 5.000 euros. Mientras que si la eficiencia se incrementa más del 30% o se lleva a una casa a alcanzar la etiqueta energética A o B, la deducción será de hasta el 40%, con un máximo de 7.500 euros. 

Cinco preguntas y respuestas para entender este otoño la factura de la luz

Cinco preguntas y respuestas para entender este otoño la factura de la luz

Más sobre este tema
stats