Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Liebre por gato

Poder y culpa

María Castro
Publicada el 22/01/2021 a las 06:00

La sección de microrrelatos inéditos 'Liebre por gato' está coordinada por Fernando Valls y Gemma Pellicer. Esta nueva entrega recoge dos textos de María Castro.

_____

Poder

Cuando la policía ha llamado, Elsa no se ha sobresaltado demasiado. Normalmente uno no espera que le llame la policía, pero ella sí, ella lo esperaba. Apenas se atreve a hablar de ello, de ese poder. Empezó de niña. Anticipaba tonterías, por ejemplo, en el colegio siempre supo a quién iba a preguntarle la lección la profesora de biología. No es algo que ella controle. Simplemente, pasa. Casi visiones, se podría decir. Tuvo claro que se iba a quedar embarazada y que sería un niño. Luego, una noche, incluso le vio la cara, el niño se agitaba dando vueltas en su vientre y ella lo vio. Cuando nació, se reconocieron. Después descubrió la fuerza de su hija, la sintió, supo que iba a echar raíces y notó sus puñitos apretados, agarrándose con fuerza a la vida, con genio, con carácter. La muerte de su padre, eso también, aunque al preguntarle al médico todavía esperaba haberse equivocado.

Esta noche ha sentido el dolor de su hija y su miedo… por eso esperaba.

La culpa

En qué momento todo se torció. Aunque no sirva de nada preguntarse algo así, no puede evitarlo. Hay que desterrar la culpa, que no conduce a nada. Ahí están los dos. Andrés intenta aparentar tranquilidad. No necesitan hablarse, solo se miran, y ya está, ya queda todo dicho. Que tienen que esperar ahí, que vendrá el abogado, que les van a tomar declaración, que luego tendrá que decidir el fiscal si presenta cargos, que con los menores se tiene muy en cuenta que haya una familia detrás. Una familia, y qué familia puede quedar detrás de algo así, se pregunta Elvira. Está claro que nos van a pillar, suspira, y que la culpa es mía, eso también, digan lo que digan. Intuye que debe de haber cosas mucho peores. Pero habrá que disimular, en eso ya es una artista. Andrés mira el suelo, se sujeta la cabeza entre las manos y mira el suelo. Tienes que olvidarte de tu niñita, habla como en susurros, pero a ella le parece que todo ha quedado en silencio y que solo está esa voz, nada más, que se eleva como si fuera a caer sobre ella con fuerza, te lo he dicho miles de veces, que te olvides de ella, que esa niñita ya murió, murió, Elvira, ya murió.

_____

María Castro (Madrid, 1969) es licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense. Es autora de la colección Moka, aventuras de una perrita de aguas, en la editorial Silonia, de la que se han publicado tres volúmenes hasta la fecha: El baño de Moka, El día favorito de Moka y Los robos de Moka. Ha colaborado con relatos y artículos en diversos medios y revistas. Y es codirectora de la colección de ensayo Clepsidra, de la editorial Tres Hermanas.

Más contenidos sobre este tema




 
Opinión