x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesion con Google Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Buzón de Voz

Si fuera por ellos...

Publicada el 30/11/2019 a las 06:00 Actualizada el 29/11/2019 a las 15:27
Facebook Whatsapp Whatsapp Telegram Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios

El síntoma más evidente de que es factible un acuerdo de gobierno de coalición de izquierdas no apoyado pero sí consentido por los independentistas de ERC es la galopante subida de tono en la reacción que esa posibilidad provoca en los sectores más reaccionarios de la política, la economía y los medios. Se escuchan y se leen verdaderos disparates, en boca de visionarios procedentes de las derechas o el empresariado, pero también de la Iglesia o del llamado ‘viejo PSOE’. Sorprende (o no) comprobar que quienes más estupendos se ponen en defensa de la Constitución, de la democracia y del ‘espíritu de la transición’, menos parecen asumir que esos logros (con sus luces y sombras) fueron fruto precisamente de la capacidad para ponernos en la piel del otro, para ceder, para “traicionar” esas grandes verdades absolutas e irrefutables con las que cada cual se sienta a una mesa de negociación. Ya lo escribimos aquí en abril pasado: necesitamos muchos más “valientes” dispuestos a tomar decisiones que en sus propias filas algunos calificarán de “traición” por apartarse de dogmas excluyentes, insolidarios e inútiles.

La crisis constitucional abierta desde Cataluña ha terminado dibujando un escenario político en el que la mayor obviedad parece revolucionaria y lo que es imposible se advierte como una opción real e inmediata. Porque los comunicados emitidos por PSOE y ERC (ver aquí y aquí) tras su primer encuentro oficial este jueves lo que expresan es la voluntad mutua de seguir negociando sobre el “conflicto político” existente. ¿O no es obvio que existe un “conflicto político” cuya solución sólo puede pasar por un diálogo “entre partidos” y por un “entendimiento institucional”?

Quienes rechazan el carácter político de la llamada cuestión catalana y delegan cualquier respuesta al ámbito judicial están practicando un negacionismo de la realidad política similar al de quienes rechazan las evidencias científicas del cambio climático o las pruebas irrefutables de una violencia machista diferenciada de otras violencias y fruto de una cultura de dominación del hombre sobre la mujer.

Por otra parte, ¿hablan en serio los numerosos políticos y analistas que dan por descontado que el secretario general del PSOE o el líder de Unidas Podemos están dispuestos a saltarse la legalidad constitucional para conseguir los votos que les permitan gobernar en coalición? Demuestran una escasísima confianza en el propio sistema democrático de cuya calidad tanto presumen, cuando si algo ha quedado claro en los últimos años es el precio de desobedecer al Tribunal Constitucional o de saltarse las leyes vigentes. Incluso en la inconcebible hipótesis de que Sánchez e Iglesias se conjuraran con Junqueras para “romper España”, simplemente no podrían hacerlo. Lo saben (o deberían saberlo) perfectamente tanto los salvapatrias del nacionalismo excluyente español como los del independentismo unilateralista catalán.

De modo que quienes insisten, de viva voz o a través de manifiestos, en colocar todos los obstáculos posibles a una vía de entendimiento entre las fuerzas progresistas que suman mayoría en el Congreso tras las elecciones del 10N deberían buscar argumentos más sólidos para ese dibujo apocalíptico que pregonan. O pensaremos lo que tiene un fundamento mayor: en realidad lo que no quieren y nunca han querido es aceptar que se forme un gobierno de izquierdas ni que se aborden de una vez las lagunas del modelo territorial del Estado español. Unos porque prefieren, con toda legitimidad, que en España sólo gobiernen fuerzas conservadoras que garanticen políticas neoliberales, y otros porque siguen en la ensoñación de un modelo bipartidista imperfecto pero eterno, sin aceptar una realidad multipartidista tozuda y similar a la que caracteriza a un buen número de democracias avanzadas.

Hasta donde conocemos (y no es mucho dada la opacidad y discreción que esta vez caracterizan la negociación) avanzan con razonable entendimiento las conversaciones sobre prioridades programáticas y estructura de gobierno entre el PSOE y Unidas Podemos. Sin descartar dificultades sobre asuntos delicados y pendientes, nadie duda que el preacuerdo firmado y anunciado por sorpresa día y medio después de cerrar las urnas se convertirá en acuerdo firme con horizonte de legislatura. De hecho el jolgorio de presiones explícitas o implícitas, internas o externas, al que ahora asistimos, es el que Sánchez e Iglesias temían y uno de los principales argumentos para justificar aquel inesperado abrazo del 12 de noviembre adelantándose al ruido.

La gran dificultad, el proceso más complejo, es obviamente el que se ha abierto este jueves entre el PSOE y Esquerra Republicana de Catalunya. No sólo por la enorme complejidad que define el citado “conflicto político” desde siempre, sino porque la decisión de abordarlo tiene que obedecer más a convicciones que a necesidades urgentes y partidistas de ambas partes. O será un fracaso en cuestión de días o de meses, y pasará la correspondiente factura a todos los implicados (para alegría de la derecha, la ultraderecha, el independentismo más radical y los firmantes de manifiestos en defensa de “su” visión de España y de “su” interpretación de la Constitución española). Si todo se ciñe a las urgencias, los calendarios de Pedro Sánchez y de ERC no coinciden. Sánchez necesita ser investido pronto, si es posible antes de Navidad, y además con una base comprometida para aprobar los Presupuestos de 2020 (ver aquí), de modo que tenga asegurada al menos media legislatura para afrontar el desgaste y el riesgo de un gobierno de coalición inédito y un proceso de diálogo con el independentismo. El horizonte de ERC no es tan inmediato, porque ese desgaste electoral y el riesgo que supone en su disputa por la hegemonía del nacionalismo catalán será examinado en los comicios autonómicos, cuya fecha, eso sí, está en manos del dúo Torra-Puigdemont. En términos de ejercicio del poder, cualquier pretensión de intercambio de apoyos en Madrid y en Cataluña (coaliciones y tripartitos) pasaría a su vez por el filtro de un resultado electoral incierto.

Para que esta posibilidad de desbloqueo funcione, serán precisos pasos valientes por las dos partes que serán tachados de traiciones en las filas respectivas. Por resumirlo: en alguna de las futuras “pantallas” de ese diálogo, el PSOE tendrá que confirmar de una vez por todas su apuesta convencida (reflejada en las declaraciones de Granada y de Barcelona) por una España federal y un Estado plurinacional; y ERC tendrá que descartar la vía unilateral para la autodeterminación y comprometerse a defender su objetivo (legítimo) de la independencia desde el respeto a la legalidad. Ambos necesitan la cesión del otro, pero sobre todo interesa que el debate público sobre las reformas constitucionales y el modelo territorial deje de contaminarse permanentemente por intereses electoralistas o por inflamaciones emocionales populistas que solo conducen a una polarización letal para la calidad democrática.

Alguna vez ha citado Daniel Innerarity, uno de los pensadores más sólidos y expertos en la cuestión nacional, ese chiste en el que un inglés le pregunta a otro cómo llegar a un sitio, y la respuesta que obtiene es: “Yo que usted no saldría desde aquí”. Andamos sobrados de políticos, empresarios, analistas y hasta obispos que se muestran muy seguros de sus soluciones para la crisis constitucional y para el desbloqueo de la gobernabilidad, pero con el pequeño inconveniente de que parten de una realidad distinta a la que tenemos. Si fuera por ellos nunca llegaríamos a ninguna parte.
Más contenidos sobre este tema




Hazte socio de infolibre

84 Comentarios
  • real56 real56 04/12/19 19:59

    Sr. Maraña, por favor no permita que la Sra. Claver, en las tertulias que participan en conjunto, no deje hablar a los otros tertulianos, tratando de imponer las consignas que le dictan desde el PP.
    La educación no es el fuerte de la Sra. Claver, trata de imponer sus comentarios al más puro estilo franquista, da vergüenza ajena.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • Larry2 Larry2 03/12/19 20:54

    GRACIAS Sr Maraña, he leído el buen articulo un poco tarde, he estado fuera de mi sitio. En cuanto a la actuación en la Sexta frente a la sra Claver, no hay derecho que esta señora haga el ridículo todas las semanas, con su periodismo barrio bajero por no decir algo más grave. De inda mejor no hablar, y Maruenda en su sitio. Tengo que envidiarle la templanza frente a la Sra Claver una periodista de muy baja calidad, al servicio de los de siempre. Esta claro, si usted no participa en sábado noche de La Sexta, no merece la pena ver ni un segundo este programa con periodismo de Inda o la Claver, son vergonzosos, mentirosos, y maleducados. agur

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    6

  • PEGOTE PEGOTE 03/12/19 07:36

    La prensa tiene como única función informar, hacer un pulcro papel de espejo, la responsabilidad de objetividad, desde lo subjetivo que abiertamente es el periodista. Jesus Maraña: lo has conseguido.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    7

  • tropiezos tropiezos 02/12/19 16:59

    Como es posible preservar la integridad, la dignidad y la saludo mental, aun en condiciones de extrema dificultad.
    Durante la Segunda Guerra Mundial, un estanciero polaco fue apresado por los nazis.
    Un oficial invasor tomo posesión de su casa y le dijo;
    Hoy me siento magnánimo, así que en vez de mandarte a un campo de concentración, te hare una oferta.
    Si quieres seguir con vida, tendrás que obedecerme. A partir de este momento, serás mi sirviente.Dormiré en tu casa y tu dormirás en el establo . Lustraras mis botas, lavaras mi ropa.Cocinaras y limpiaras para mi. Si no lo haces, te matare.
    ¿Aceptas mi oferta?
    El dueño de la estancia bajo la cabeza y se retiro en silencio.
    Durante los cuatro años siguientes vivió en el establo y fue sirviente del nazi.
    Pero llego el día que Polonia fue conquistada por ejecito soviético , mientras los soldados rusos se llevaban pres al oficial nazi , pasaron junto al estanciero .Este levanto la cabeza y mirando al nazi a los ojos le dijo: ``NO´´. Bertol Brecht
    D.Jesus Sera por nosotros.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    6

  • Rafamotero.com Rafamotero.com 02/12/19 01:15

    Mucha fuerza Jesús ante los impresentables!

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    8

  • Evaus Evaus 01/12/19 22:48

    Maraña amén de daros la enhorabuena otra vez del presunto robo de la familia Ayuso y sus compinches Esperanza Aguirre y Cristina Cifuentes, me parece que este santo hay que terminar de vestirlo.Las prisas no son buenas consejeras, pero a veces es necesario centrar las cosas para el primer paso: tener gobierno. Después armas más que de sobra tendrán los catalanes para echar al gobierno. Simplemente con no aprobar el presupuesto ya apean al gobierno. Así que me parece que lo correcto es dejar clara la voluntad de un gobierno progresista que seguirá pactando para los presupuestos. Porque la contra "Nicaragüense" (Pp-Cs y allegados) está ya rearmándose. Ojo....

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    6

  • micanuto micanuto 01/12/19 22:28

    Yo opino igual. No aguanto a periodista a sueldo de partidos políticos, por eso no veo los programas donde salen el Inda. El Marhuenda y la claver en la Sexta, ni leo los artículos del Sr Arroyo, aquí en Infolibre

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    12

  • Intrusa64 Intrusa64 01/12/19 21:04

    Estoy de acuerdo con Sua. Es una lástima que la sexta proteja a esta clase de pseudo periodistas de ultraderecha. Inda y Claver han hecho que yo dejara de ver la sexta. Son insoportables. Sacan de quicio a cualquiera porque ese es su papel: evitar que la gente oiga la opinión de periodistas serios y respetables como Maraña. Interrumpen constantemente con pallasadas y estupideces y mintiendo sin ningún tipo de pudor. Qué bajo hacen caer la profesión de periodista.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    19

  • SUA SUA 01/12/19 15:59

    Sr Maraña: Espero y deseo que los debates de la Sexta con los impresentables, (siempre presentes) Inda y Claver, no le pasen factura en su integridad física, me refiero a hígado, corazón etc.
    Son dos personajes a los que hay que darles de comer aparte, es decir en un pesebre...
    Gracias por mantener el pulso y la cordura en semejantes situaciones. ¡Cuídese!

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    20

    • Quintín Quintín 02/12/19 10:10

      Se le olvido al Marhuenda; en la Sexta, al Rojo Vivo se le están metiendo algunos que antes de hablar quisieran cantar el Cara al sol, no se cortan ni un pelo, dicen lo que quieren y les sale de los ..., claro saben que están respaldados por todas las santas causas

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      6

  • Franmalga Franmalga 01/12/19 11:52

    Señor Maraña, me quedo con una de sus frases: "lo que en realidad no quieren y nunca han querido las fuerzas reaccionarias de este país es que se forme un gobierno de izquierda". Eso lo constaté ayer, una vez más, en la Sexta Noche en el debate entre usted y María Claver. Es insoportable aguantar los comentarios de esta pseudo periodista que fue capaz de subirse al estrado en la manifestación de Colón para arengar consignas contra un gobierno (tan indigno como soportar a Eduardo Inda, pero bueno, a este maleducado y patético personaje ya lo conocemos como "el payaso de la tele". Señor Maraña, siga así, y no me importará seguir soportando a la Claver y al Inda siempre que haya alguien como usted que contrarreste las barbaridades de estos personajes aunque a veces (como supongo le ocurrirá a vd.) sienta indignación contenida con los comentarios retrógrados de dichos personajes.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 3 Respuestas

    1

    26

    • Isabelle006# Isabelle006# 01/12/19 12:30

      Me sumo a su comentario, Framalga, anoche fuí telespectadora de esa desvergonzada pseudo periodista, asalariada eventual del PP de García Margallo
      en el ministerio de Exteriores cuando colaboradora en esRadio en 2012, grupo Libertad Digital, cuyo presidente Jiménez Losantos, es uno más de los buitres carroñeros de los medios de comunicación pagados por la ultraderecha, esos son los antecedentes de esta víbora constrictor que se ensañó a grito limpio contra uno de los mejores periodistas del panorama actual. Esa tiene pánico a perder sus privilegios, siempre cerca del más poderoso grupo de carroña mediática política. Vergüenza de la profesión, unida a Inda por los mismos intereses. Hay que rebanar este cáncer que sufre España pudriéndolo todo. Don Jesús, usted estuvo soberbio, no bajó al barro pero sí contestó con autoridad y diciéndoles verdades como puños.

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 2 Respuestas

      2

      21

      • jagoba jagoba 01/12/19 21:51

        Gabon Isabelle.
        La Claver es muy cínica y mentirosa.
        Y muy irritante.
        Y creo que es de la ultraderecha cobarde.
        Muy de VOX, pero intentar parar por centrista liberal y fantástica de la muerte.
        Anda y que la ondulen.
        Gabon y buen ron.
        Posdata: hace mucho que no veo a Adaja.

        Responder

        Denunciar comentario

        Ocultar 1 Respuestas

        3

        10

        • Isabelle006# Isabelle006# 01/12/19 22:36

          Gabon Jagoba, pues sí que, a esa mentirosa habitual que la ondulen con la permanén y pa suavizarla que la den 'col-crém'... Lo de Adaja espero sea momentaneo se le echa en falta, le daba vidilla al foro y nos echábamos unas risas, que falta nos hacen. Gabon, eta ondo lo egin

          Responder

          Denunciar comentario

          3

          10



 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.