X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Plaza Pública

Los carlistas no tienen rey

Publicada el 12/10/2020 a las 06:00

“Los catalanes no tenemos rey” es una de las consignas que a partir de un determinado momento decidió poner en circulación el independentismo catalán, con Quim Torra en un lugar muy destacado de su difusión. Un independentismo, por cierto, cuyos mejores resultados los suele obtener, por una de esas casualidades de la vida, en territorios de Cataluña de rancia tradición carlista. “En Escocia se pudo celebrar un referéndum porque Inglaterra, a diferencia de España, es un país realmente democrático”, es otro de los tópicos más reiterados por los independentistas, olvidando tal vez que tanto Inglaterra como Escocia forman parte del Reino [sic] Unido, Estado cuya jefatura corresponde a Isabel II, de la dinastía de los Windsor. “Escocia no ha sido el único lugar en el que se ha podido celebrar un referéndum: también se hizo en Canadá”, país perteneciente, por cierto, a la Commonwealth, a cuya cabeza, por más simbólica que sea, se encuentra la recién mencionada reina de Inglaterra.

La cosa no acaba aquí. “La Monarquía es un anacronismo”, repiten aquellos que durante el debate del Estatut apelaban a los derechos históricos del pueblo de Cataluña, que se remontarían, en su versión del pasado, a una supuesta Corona [sic] Catalano-Aragonesa o a su Principado [¡resic!]. Otrosí: “No se puede admitir que el poder se transmita por vía de fecundación”, denuncian los que nada denunciaban, permaneciendo silentes como estatuas, cuando era público y notorio que Jordi Pujol tenía previsto designar como sucesor en la presidencia de la Generalitat a su hijo Oriol, transmisión hereditaria que se vio interrumpida por culpa del caso de corrupción (ITV) en el que este último se vio inmerso.

Y ya para no alargar en exceso esta relación de perlas, solo un par más. La primera: “Cuando se alcance la independencia, Cataluña será la Dinamarca del Sur”, es otro de los eslóganes más repetidos por parte de quienes parecen ignorar que el Jefe del Estado de la Dinamarca del Norte es una reina. Y, por último, “la existencia de la Monarquía es una de las pruebas de la baja calidad democrática del Estado español”, afirmación muy del gusto de estos mismos y que, claro está, pone en cuestión todos los conocidos y acreditados estudios que señalan que la mayor calidad democrática en el mundo la encontramos en países cuya jefatura del Estado recae en un rey o una reina. (En algunos de ellos incluso es una de esas monarquías, la sueca, la que ocupa el primer lugar del ranking y, a mayor abundamiento, España viene incluida entre las veinte primeras).

Con toda probabilidad esta relación de contradicciones e inconsistencias se podría prolongar pero con las expuestas bastará para hacerse una idea de la coherencia argumentativa del independentismo en cuantos asuntos aborda. En este en concreto hay que reconocer que tampoco está echando el resto (que es cosa distinta a hacer un considerable ruido), o tal vez sea que dispone de poco resto para echar. Porque incluso para quien no sienta la menor pasión por la forma monárquica de Estado le ha de resultar evidente por lo que se acaba de señalar que, como mínimo, la misma no supone ni un obstáculo ni un lastre para que una sociedad alcance la plenitud democrática. Ni menos aún, podríamos añadir, para que se lleven a cabo intensas políticas redistributivas, como el caso de la aludida Suecia se encargó de certificar sobradamente durante mucho tiempo. En realidad, lo que constituye un problema para el independentismo no es la forma monárquica en sí misma, como resulta evidente a poco que se analice la cosa. Tampoco lo es la monarquía española en concreto, por más que la misma se haya visto afectada sin duda en su imagen por el cuestionable comportamiento del rey emérito en muchos aspectos. Ni siquiera lo es la democracia española, por más baja calidad que los independentistas se empeñen en atribuirle. El problema es, sencillamente, España.

Aunque tal vez lo que le plantee al independentismo catalán tantas o más dificultades que conseguir convencer a los catalanes de que el problema es España, sea convencerles de que la independencia es la solución a ese presunto problema. De ahí una tendencia que cualquier observador mínimamente atento de la realidad catalana puede detectar sin dificultad. Sabíamos que, en general, el independentismo necesita, para transmitir la sensación de que constituye una alternativa política necesaria, tener enfrente un adversario que propugne un discurso unitarista, homogeneizador, centralista y si, además, es dudosamente democrático, pues miel sobre hojuelas. Pero lo que en los últimos tiempos se ha puesto en evidencia es que el independentismo, ayuno de manera creciente de méritos propios de los que alardear, de éxitos que apuntarse para convencer a los suyos de lo bien que le iría a Cataluña separándose de España, no encuentra otra forma de mantener viva la llama de su causa secesionista que a base de enfatizar, una y otra vez, los deméritos ajenos.

En este contexto, el debate acerca de la forma de Estado tiene tanto que ver con la cosa misma como la circunstancia de que el Pisuerga atraviese la capital pucelana. O, mejor dicho, tiene que ver en la medida en que no tiene nada que ver, esto es, en la medida en que el debate cumple, de manera paradigmática, de manual, la función de apartar el foco de la atención de la ciudadanía de aquello que sí debería ser objeto de escrutinio y crítica en el presente momento por parte de la misma, a saber, la gestión de una pandemia que está acabando con la vida de miles de catalanes y sumiendo en la ruina a su economía, cuestiones ambas de una importancia insuperable por completo. Es cierto que recurrir a esta estratagema de distracción por parte de los responsables autonómicos no constituye un prodigio de sagacidad política, pero téngase en cuenta que el argumento, proverbial en el independentismo, de que se hubieran llevado mejor las cosas si Cataluña no formara parte de España, argumento que también intentó en esta ocasión, ha terminado por demostrarse rotunda y ostentosamente falso. (Aunque no es menos cierto, todo hay que decirlo, que cuando se utilizó, al principio de la pandemia, fue aceptado de manera acrítica por los suyos, como por lo demás suele ser habitual: los votantes independentistas, incapaces de reprocharles nada a sus representantes por más errores que puedan cometer y mentiras se les puedan descubrir, encarnan a la perfección el sueño húmedo de cualquier político).

En realidad, puestos a ser algo más precisos con la formulación, no solo es que el independentismo no haya acertado con las soluciones, cosa a la que ya nos tiene más que acostumbrados: es que ni siquiera acierta con los problemas. Porque, por no perder de vista el asunto que nos ha ocupado en el presente papel, el problema de los catalanes no es que no tengamos rey. El problema de los catalanes es que, desde hace ya demasiado tiempo (y muy especialmente durante la etapa en que Quim Torra ha estado al frente de la Generalitat), no hemos tenido govern.

_______________________

Manuel Cruz es catedrático de Filosofía Contemporánea en la Universidad de Barcelona y senador por el PSC-PSOE. Acaba de publicar el libro 'Transeúnte de la política' (Taurus)..

Más contenidos sobre este tema




47 Comentarios
  • ArktosUrsus ArktosUrsus 14/10/20 21:12

    Buen artículo en una defensa ( la hay mejor que un buen ataque) frente al nacionalismo catalán. Comparto cosas de las que dice usted. Que el nacionalismo catalán está lleno de contradicciones y se ha alimentado de un abono constante desde las instituciones, más pendientes de alumbrar los rincones contrarios que las llanuras propias. Como todos los nacionalismos, el español incluido. No entiendo, sin embargo, su defensa esta monarquía. Constitucional por imposición (como los artífices de la constitución reconocen) ya que no se permitió la votación sobre el tipo de estado que queríamos. Felipe tuerce hacia donde torcieron sus antepasados, excepto su padre, a quien casi hay que agradecer que le diera por la parte mujeriega y apandadora de los borbones, y no por por el ansia de poder omnímodo que les caracteriza. Olvida el bisnieto de Alfonso XII que le costó el trono básicamente tontear con la derecha para acabar apoyándola expresa y dictatorialmente. Su "llamada a Lesmes", su aceptación del cortesanismo baboso del PP y de VOX, sus "compiyoguis" del PP y del mundo empresarial, hace que los ciudadanos de a pie, muchos al menos, no le veamos como nuestro representante. Usted defiende las monarquías. Para gustos, los colores. A mí no me gustan las monarquías. Y sí, considero un rescoldo del pasado que cualquier poder sea hereditario. No me gusta que ostente algunas potestades, ni siquiera simbólicas, aunque se establezca que sus actos deben ser refrendados. Siempre me pregunté por ejemplo si la arenga del 23F la redactó el gobierno de subsecretarios o si fue la casa real. Y llámeme conspiranoico pero creo que estaba escrita varios días antes. Este hecho, por poner sólo un ejemplo, que tanta fama le dio a su padre y que borró de un plumazo para muchos el origen franquista de su trono. No me gustan los nacionalismos. Son excluyentes por sí mismos. Yo pude haber nacido en París o en Uagadugú. La nacionalidad es un mero accidente. Y quienes de ese accidente hacen su patria me parecen pobres: se pierden una inmensa parte de la humanidad a la que poder llamar patria.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • @tierry_precioso @tierry_precioso 13/10/20 10:56

    Desde domingo no tenîa acceso a los comentarios en infoLibre.
    Gran articulo de Manuel Cruz !

    Responder

    Denunciar comentario

    4

    3

  • 30junio 30junio 12/10/20 22:54

    Visto lo extenso de muchas de las opiniones, sólo diré 2 cosas.
    1. Los países con monarquías parlamentarias, q gozan de calidad democrática han tenido la suerte de no tener Borbones. Desde el primero de ellos, Felipe V, creo q hemos tenido 11, puedo equivocarme, sólo 1, Carlos III nos resultó un gobernante aceptable.
    2. Quiero ser yo quien elija a la más alta representación de mi país, porque con los controles debidos, entre otras cosas, si nos sale 1 sinvergüenza se le puede mandar a su casa.

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    6

  • palangana republicano palangana republicano 12/10/20 21:04

    SIGO BANDA DEL TIO CATERVA COMO DECIA SOY SOCIAL COMUNISTA CHAVISTA BOLCHEIQUE BOLIVARIANO Y GENTE DE MAL VIVIR PERO PROMETO IR A MISA PARA PEDIR PERDON SI NO SE QUE IRE AL INFIERNO PERDONADME MUCHACHOS SE QUE SOIS FELIPONES Y NO OS GUSTA EL VICEPRESIDENTE D. PABLO IGLESIAS TURRION Y OS GUSTARIA VERLO EN LA CARCEL PERO OS LO VOY A DECIR CON MUCHO CARIÑO OS VAIS A COMER UNA MIIIIIIIERDA COMO EL SOMBRERO UN PICADOR HASTA LUEGO PEQUEÑOS NO HAY NADA MAS TONTO QUE SER TRABAJADOR Y SER DE DERECHAS NI NADA MAS TONTO QUE SER DE IZQUIERDAS Y SER MONARQUCO POR CIERTO HE VISTO VUETRA CARA EN EL VIDEO EN APOYO A LA MONARQUIA Y A EJPAÑA LA DE BONO YO DIGO ESPAÑA HONRADA VIVA Y REPUBLICANA SALUD PARA TODOS Y ESPECIALMENTE PARA GENTE DECENTE

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    2

    7

    • Arkiloco Arkiloco 12/10/20 22:25


      Sigo barreñito. Como le dije al Raúl, aparte de ser un espectáculo intelectual mayúsculo, sois imprescindibles para poder apreciar las cosas que merecen la pena y chupar piruletas.Y como para lo que decis los palanganas, los RAULES y McLazos, no hay cedazo que separe un grano de tanta paja, solo tenemos esto para pasar el rato: las pajas que os meteis por todos los orificios, por arriba, por abajo y de alli a la boca y todo padentro. No es para todos los gustos pero puede ser tu piruleta. Eso y los misterios que os rodean. Yo pienso a veces que tú y el RAUL sois el mismo, uno para el día y otro pa la noche o que compartis la mazmorra contigua a la de Edmundo Dantes, el Conde de Montecristo. Mayormente porque mi imaginación os enlaza con algo antiguo, prisioneros de algo, encadenados y, para que obviarlo, como poco amigos del Moussel Legrain ¡para bañooos!... Barbas con muchos nutrientes y champiñones colgando y pelambrera hasta la rabadilla de la que se cuelgan los murciélagos para la siesta. Eso es lo que hay que aclarar: si en la celda de al lado estaba el Conde de Montecristo y si os prometió algún empleo en su castillo. Luego están los delitos y hay apuestas: fué por tocarle el culo a unas monjas (ay, pillines camuflados de anticlericales) o por lanzar a la calzada a un ciego con el semaforo en colorado. En fin, hay más pero, de momento, estos entretenimientos son los que podeís aportar aquí y yo, muy especialmente, os lo agradezco. Salvo yo, creo que nadie os hace ni puto caso.

      Responder

      Denunciar comentario

      6

      5

  • palangana republicano palangana republicano 12/10/20 20:47

    YA ESTA AQUI LA BANDA DEL TIO CATERVA CASI AL COMPLETO EN DEFENSA DE LA MONARQUIA CORRUPTA EL JORGITO PLAZOLETA EL BASANTIN LA LOCA PERDON ARQUILOQUI LOS CATERVA CASI AL COMPLETO HAY QUE SER POLITICAMENTE MISERABLES PARA ATACAR A LO MAS LIMPIO COMO ORDENAMIENTO CONSTITUCIONAL QUE ES LA REPUBLICA DEFENDED AL FELIPON GONZALEZ AL CAMPECHANO Y AL PREPARAO ME GUSTARIA SABER SI ESTAIS TAMBIEN EN LA TRAMA DE LA GURTEL O CUALQUIERA DE LOS CASOS DEL PPERROS LO DIGO PORQUE DEFENDEIS AL PPEPITO CON MUCHA PASION EN CUANTO AL VICEPRESIDENTE DEL GOBIERNO D.PABLO IGLESIAS TURRION QUE ME ALEGRA QUE OS AMARGE LA VIDA LO SIEENTO PERO VAIS A SUFRIR MUCHO Y MUCHO TIEMPO OS VOY A CANTAR UNA CANCION DE VICTOR JARA USTEDES NO SABREIS QUIEN ES YO OS LO DIGO ERA UNO QUE UN TAL PINOCHET ASESINO Y TAL SALVADOR ALLENDE DIO SU VIDA POR LA DEMOCRACIA DICE VICTOR JARA USTED NO ES NA NI CHICHA NI LIMONA ASI QUE DEDICADO AL FELIPON GONZALEZ AL CAMPECHANO Y AL PREPARAO Y PARA QUE NO ESTEIS TRISTES PARA LA BANDA DEL TIO CATERVA ESE EJEMPLO DE PROTECTORES EJPAÑA COMO DIRIA ESE INDIVIDUO QUE SE GASTO UNA MILLONADA EN UNCUADRO EN EL CONGRESO OS VO A RESUMIR LA MISIVA DE HOY FASCISTAS ESCONDIDOS Y OS DA VERGUENZA DECIRLO YO OS DIGO LO QUE SOY Y LLORANDO TENGO QUE RECONOCERLO SOY SOCIALCOMUNISTACHAVISTA BOLIVARIANO BOLCHEVIQUE

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    2

    8

    • Arkiloco Arkiloco 12/10/20 21:17

      Aupa barreñito. Creo que eres al único que no puedo leer y merecería por el notable esfuerzo que haces para juntar palabras. He podido a partir de "SOY" y me parece muy escaso lo que "eres". Mínimo, TONTO y ESGARRAMANTAS sería interesante que lo incorporases a tu "SER" y si has resuelto el "ser en sí" y estás ya en el "ser para sí". Con la pasarela y dos pasitos más ya puedes incorporar la tira y por orden alfabético: APARDELADO, APARAGUAO, ARRENCLENQUE, BADULAQUE....Uff, no tienes SER suficiciente para tanto palanganilla. Poco a poco y con constancia y estudio.

      Responder

      Denunciar comentario

      8

      5

  • Ataio Ataio 12/10/20 20:40

    En el año 1945, Juan de Borbón hizo ademan de su espíritu antifranquista y mediante el manifiesto de Lausana se enfrentó a Franco reclamando su trono. Finalmente, fue llamado al orden y el manifiesto no fue tal, pues no se hizo público y Juan de Borbón guardó silencio.
    Como respuesta, en 1947 Franco promulgó La de Sucesión. Dicha ley establecía que él y solo él designaría su sucesor.
    Y así fue. El 22 de julio de 1969 Franco designó su sucesor en la persona de Juan Carlos de Borbón, y este juró lealtad a los principios del movimiento nacional y a Franco. El juramento, no tiene desperdicio, entre otras cosas, ensalza la sublevación del 36.
    El 22 de noviembre de 1975, dos días después de la muerte del dictador, Juan Carlos ES NOMBRADO REY. Tres años antes de la Constitución.
    El 15 de diciembre de 1976 se votó en referéndum La Ley para la Reforma política. El ejercicio de manipulación de masas previo al mismo es digno de estudio. Y es muy difícil que se repita, sobre todo por el MIEDO y la nula experiencia democrática en que se dio.
    Finalmente, el 6 de diciembre de 1978, se vota en referéndum LA CONSTITUCIÓN. Siendo aprobada con el 59 % de los españoles con derecho a voto a favor. Dicen que se votó la monarquía. La pregunta no hacía referencia a la misma, por lo que de ser así, fue un engaño en toda regla.
    La restauración de la monarquía fue una IMPOSICIÓN ( premeditada y amparada ) POR EL DICTADOR.
    Si se maquilló mas o menos, si de autoritaria se tornó democrática por conveniencia o pragmatismo es discutible, pero los hechos son los hechos.
    Salud y República.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 3 Respuestas

    1

    12

    • GRINGO GRINGO 13/10/20 09:52

      Algo tan claro, porqué no será percibido por tanto y tanto "socialista ilustrado" que anda por ahí malmetiendo ??..

      Muchas gracias por el "recordatorio".

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 1 Respuestas

      1

      4

      • Ataio Ataio 13/10/20 11:44

        Muchas gracias a ti, Gringo. Por tu constancia y por tantos acertados y buenos comentarios con los que participas.
        Un abrazo, compañero.

        Responder

        Denunciar comentario

        1

        2

    • Ataio Ataio 12/10/20 21:15

      Disculpas, " La Ley de Sucesión".

      Responder

      Denunciar comentario

      1

      2

  • Ataio Ataio 12/10/20 19:23

    Sobre el apoyo de Juan de Borbón a Franco:
    Don Juan apoyó al régimen franquista en sus primeros años, lo que era coherente con sus convicciones políticas pues durante la República había mantenido relaciones estrechas con la derecha autoritaria de Acción Española —uno de cuyos fundadores, Eugenio Vegas Latapié, fue su consejero durante muchos años—, y con su alineamiento con el bando nacional durante la guerra civil.13​ Al término de ésta le envió un telegrama al general Franco felicitándole por su victoria, que acababa con el grito falangista «Arriba España».14​ Franco le contestó haciendo referencia a los dos intentos de don Juan para luchar en el bando sublevado: «me es grato recordar que entre esa juventud admirable habéis intentado formar, solicitando reiteradamente un puesto de soldado».15​

    La identificación con los vencedores se volvió a poner de manifiesto en enero de 1941 con motivo de la aceptación de la abdicación de su padre el rey Alfonso XIII en una ceremonia celebrada en Roma, en la que hizo referencia a la guerra civil como «esta Gran Cruzada Nacional»14​ y volvió a repetirse durante el acto religioso celebrado en Roma el 1 de marzo de 1942 en conmemoración del primer aniversario de la muerte de su padre, durante el cual pronunció un discurso muy cercano a los principios políticos e ideológicos del franquismo: «Debemos hacer hoy frente a la revolución roja con una política racial militante, llena de espíritu cristiano e implantada con justicia, con generosidad y con autoridad».16​

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    11

  • Javier Dominguez Javier Dominguez 12/10/20 18:53

    MIENTRAS DISCUTIMOS DE TEORÍAS LA GENTE SE SIGUE MURIEDO Y PASA HAMBRE. TENEMOS LOS POLITICOS QUE MERECEMOS.

    Responder

    Denunciar comentario

    2

    3

  • Mascarat Mascarat 12/10/20 17:36

    Se podría hacer una relación de contradicciones e inconsistencias en el 'unitarismo' español monárquico, que ilustraría su incoherencia argumentativa, pero el ejercicio escolar del profesor Cruz resulta ya suficiente en ese manido tópico.
    Ningún nacionalismo que se precie está exento de contradicciones e inconsistencias, son los caprichos de la historia, o los sentimientos, amigo.
    Resultaría mucho más esclarecedor conocer el proceso degenerativo que lleva, a tan fino estudioso de la contradicción y la inconsistencia, a definirse como socialista y monárquico sin perder la vergüenza...

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    5

    13

    • Arkiloco Arkiloco 12/10/20 18:37

      No digo que sea insuperable pero es meritorio utilizar tantas palabras y tanto papel de estraza para no decir nada o parecido y necesitar tanto papel manchado en grasa para insultar como siempre y defender lo más obtuso e inaccesible. Lo que tu quieres contraponer no es de lo que habla Cruz y, en todo caso, no dejarían de ser ciertas las incosistencias y contradicciones de unos independentistas porque haya españoles monarquicos incoherentes y se vistan con harapos. Ni siquiera habla del "nacionalismo" y vaya historia que sería la de los nacionalismos, la de cualquier ismo, el babismo, el zarismo, el racismo, el sexismo, el budismo o el turismo, si lo explicamos como "caprichos de la historia" y guiñando con complicidad el ojo tuerto a los "sentimientos" de algun solipsismo esclarecedor. Ahi es nada, amigo, y dónde entrarían en el juego esos sentimientos tuyos de triste gregario defensor de unos cuantos independentistas, miembros del Govern y que serán nacionalistas. Y de cuyas incoherencias e incosistencias te haces cargo para ser coherente en no se sabe que argumentación. Y de ahí a la degeneración con etiquetas que tienes de sobra y de todos los colores. A ver, hermano Mclazos, entendiendo que socialista hoy tiene algo de convención también deberías entender que no cuestionar la monarquía por razones muy diversas no es "ser monárquico". Tu igual si eres socialista no convencional y de dictadura del proletariado pero no ves contradicción entre eso y ser torrista y nacionalista. Ya sabes, nacionalista y socialista...Caprichos de la historia y guiño a los sentimientos. En fin, vergüenza que acompañaria a Olof Palme y la causa de la cara roja de Corbyn. Tú vergüenza no tienes y haces bien. Hace falta desverguenza, ignorancia, mala leche y mucha sumisión a la inmundicia para escribir lo que has escrito e insultar como siempre. Pero con más palabras y mucho papel grasiento de estraza para envolver los insultos. Y sí es por eso y para eso, ya te digo que, sin ser monárquico, yo soy el rey. Pero, hombre, en el papel y la calidad, ya entiendes que no hay color ni discusión.

      Responder

      Denunciar comentario

      12

      5

  • Arkiloco Arkiloco 12/10/20 14:10

    Manuel Cruz: Im-pre-sionante. Que falta hacen articulistas como él.

    Responder

    Denunciar comentario

    14

    5



 
Opinión