PORTADA DE MAÑANA
Ver
Los fiscales del 'procés' fuerzan una guerra por la amnistía que amenaza con partir en dos la cúpula fiscal

XIX Congreso Nacional del PP

Casado presume del apoyo de Cospedal pero los fieles a Santamaría descartan un trasvase masivo de apoyos

Feijóo junto a Sáenz de Santamaría en un acto de la campaña interna para liderar el PP en Pontevedra.

La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, regaló este lunes a Pablo Casado la que será una de las principales imágenes de su álbum de campaña. Por su histórica rivalidad con Soraya Sáenz de Santamaría no había duda de que no iba a pasarse al bando de la exvicepresidenta del Gobierno, pero la duda estaba en cómo de explícito iba a ser su apoyo. En la candidatura del exvicesecretario se dan por satisfechos y ven tras las palabras de Cospedal que apuntaron a que "puede ser una magnífica opción para liderar el partido""puede ser una magnífica opción para liderar el partido" un "respaldo cerrado y sin fisuras". Mientras, en el lado de Santamaría restan relevancia a este gesto y descartan que vaya a suponer un trasvase importante de compromisarios para esta batalla en la que en los equipos de ambos candidatos se dan por ganadores.

Será el sábado, entre las 11.00 y las 12.30 horas, cuando los 3.082 compromisarios que integran el censo de este congreso elegirán al sucesor de Mariano Rajoy al frente del PP. A medida que pasan los días, el nerviosismo en ambas candidaturas se hace más palpable, como también se recuden las posibilidades de una lista conjunta de los dos finalistas. No obstante, en el entorno de Soraya Sáenz de Santamaría destacan que lo van a intentar "hasta el último minuto".

La exvicepresidenta, cuentan quienes la conocen, no teme que el respaldo de Cospedal a Casado vaya a dar un vuelco a la campaña, y mucho menos al congreso. "Nosotros no buscamos golpes de efecto más allá que trabajar día a día para que a todos los compromisarios les llegue el modelo de PP que queremos", señala un dirigente que forma parte de su equipo. Otros de sus fieles coinciden en que el apoyo ya está "amortizado" y suma poco. "Quien tenía decidido apoyar a Pablo lo seguirá haciendo, pero no creo que hubiese mucha gente esperando un gesto de Cospedal", añade la misma fuente.

¿Va a suponer este paso de la secretaria general una avalancha de líderes regionales apostando por uno de los dos candidatos? La idea más extendida en la formación conservadora es que en los próximos días tanto Casado como Santamaría van a buscar conseguir el máximo número de apoyos posible pero que el miedo a caer del lado perdedor está haciendo que los barones se lo piensen mucho.

De momento, en la tarde del lunes, otro barón siguió los pasos de Cospedal. Fue Fernando López Miras, presidente de Murcia. "Las dos candidaturas son imprescindibles y necesarias para el futuro de la Región de Murcia. Yo votaré la candidatura de Pablo Casado", dijo en un acto con compromisarios, según avanzó La Verdad.

"Exhibir músculo está bien, pero eso no implica nada. No hay que olvidar que votan los compromisarios y que el voto es secreto. Salvo los muy significados, los compromisarios son del PP y votarán por el candidato que más tirón vaya a tener para que ellos ganen elecciones y por el candidato que más tirón vaya a tener para que el PP vuelva a la Moncloa", relata un dirigente territorial, que cita como ejemplo a una destacada dirigente del partido: Alicia Sánchez-Camacho. Militante del PP catalán y miembro de la Mesa del Congreso de los Diputados, apoyó a Cospedal en la primera ronda, pero ahora lo hará por Santamaría.

 

Respecto al tirón electoral, los fieles a Santamaría, que ha hecho de su mejor posición en los sondeos una de sus armas de campaña, esgrimían este lunes como prueba la encuesta que publicaba El Mundo según la que el 60% de los votantes del PP prefiere a Santamaría.

En la candidatura de Casado destacan que el congreso no va de eso, de a quién prefieren los votantes del PP, sino de la apuesta de los compromisarios, elegidos por los militantes, para llevar las riendas del partido durante los próximos años. Y piden una reflexión a su rival: que piense por qué sigue ofreciéndole integrarse a su equipo cuando el grueso de los apoyos lo tiene él.

Santamaría habla de la "ilusión" de los afiliados

El exvicesecretario presumió en el desayuno informativo convocado por el Foro Nueva Economía de contar con el respaldo de todas las personas que concurrieron a la primera ronda del pasado 5 de julio, excepto el de Santamaría.

Mientras, los suyos traducían esos apoyos en avales. Superan ya los 2.000, aseguran. Teniendo en cuenta que el número total de compromisarios es de 3.082, el congreso ya estaría ganado. En el entorno de Sáenz de Santamaría no se creen la cifra. "Las cuentas de la vieja no sirven mucho en esto", llegó a decir la candidata en un acto en Pontevedra, acompañada por el presidente de la Xunta. "Tengo la ilusión que me dieron los afiliados cuando me votaron mayoritariamente", añadió.

El de Alberto Núñez Feijóo es otro de los apoyos más preciados. Pero cada día que pasa los suyos desinflan la posibilidad de que vaya a pronunciarse.

Los mensajes

Mientras Casado volvió a mostrar en el desayuno informativo que protagonizó su lado más conservador –"No gastaría un euro en desenterrar a Franco", llegó a decir–, Santamaría defendía que el PP es un partido "reformista" que tiene la finalidad de dar "soluciones del siglo XXI a los problemas del siglo XXI". Era su respuesta al último editorial de FAES, la fundación que preside el expresidente José María Aznar en el que se advierte al PP de que "si se hace lo mismo, no pueden esperarse resultados distintos".

Ambas candidaturas van a volcarse en los próximos días en Madrid, que aporta el 8% de los compromisarios al cónclave. En la primera ronda, Pablo Casado, con 4.487 votos, fue el más apoyado en esta comunidad, le siguió Cospedal (1.811). Santamaría fue tercera con 1.613 votos. Madrid es una de las regiones donde el equipo de la exvicepresidenta cree que va a haber un vuelco y los votos de Cospedal no van a transformarse en respaldos, a través de compromisarios, a Casado.  va a haber un vuelco

Sin investigación sobre el vídeo

Los candidatos a presidir el PP se 'inventan' 900 compromisarios en la recta final hacia el congreso

Los candidatos a presidir el PP se 'inventan' 900 compromisarios en la recta final hacia el congreso

Por otro lado, este lunes la Comisión Organizadora del Congreso (COC) estudió el escrito presentado por la candidatura de Soraya Sáenz de Santamaría sobre el vídeo difundido la pasada semana, descalificando a dirigentes como Javier Arenas, Celia Villalobos o Cristóbal Montoro. En ese escrito, se solicitaba que se investigase la autoría para exigir después responsabilidades. 

La Comisión Organizadora descalificó el contenido del vídeo al considerar que afecta "a la dignidad de miembros cualificados del PP". "Es obvio que el vídeo hace mucho daño al Partido Popular y a todos sus miembros", dijo Luis de Grandes, presidente de este órgano. Además, hizo un llamamiento al PP "para que el proceso de elección del presidente sea ejemplar y  basado en el respeto a todos, manteniendo el equilibrio", puede leerse en una nota difundida por el partido.

El representante de la candidatura de Pablo Casado condenó "rotundamente" el contenido del vídeo y negó su autoría, añade el citado documento.

Más sobre este tema
stats