La portada de mañana
Ver
Conservadurismo, elitismo y desconexión: así marca el sistema de oposiciones a los jueces españoles

LOS INTERESES DEL FUTURO COMISARIO

Cinco preguntas que Cañete sigue sin contestar sobre sus empresas familiares

Miguel Arias Cañete, durante su comparecencia en el Parlamento Europeo como candidato a la Comisaría de Acción para el Clima y Energía, este 1 de octubre de 2014.

Nominado como comisario de Energía y Acción Climática para la futura Comisión Europea que presidirá Jean-Claude Juncker, el exministro Miguel Arias Cañete vio la semana pasada cómo las dudas de socialdemócratas y de los grupos a su izquierda (Izquierda Unitaria, al que pertenecen IU y Podemos, y Los Verdes, que cuenta con el apoyo de Equo) dejaban en suspenso su evaluación hasta que la Comisión de Asuntos Jurídicos del Parlamento Europeo se pronuncie sobre su segunda declaración de intereses, que incluye sus cobros del PP.

Un día antes de que los coordinadores de grupo aplazasen el dictamen sobre Cañete, el candidato se había sometido a un duro examen de tres horas ante las comisiones de Industria y Medio Ambiente. Fue allí donde Cañete negó tajante cualquier relación con operaciones localizadas en paraísos fiscales y varios interrogantes abiertos sobre el holding familiar que capitanea su cuñado Miguel Domecq. Por ejemplo, quién hay tras la empresa holandesa Havorad BV, cabecera del grupo –se lo preguntó la eurodiputada de IU Paloma López–, o a quién ha vendido el 2,5% que poseía en las dos petroleras españolas que controla Havorad, Petrologis Canarias SL y Petrolífera Dúcar SL. Los documentos mercantiles del holding y varias sentencias sobre una de las sociedades del grupo, heredera española de una compañía familiar panameña, aportan algunas respuestas.

01. ¿Ha tenido Cañete algún vínculo directo con empresas localizadas en paraísos fiscales?

Sí, con la empresa panameña Angelmo International Corp, que en abril de 2000 trasladó su domicilio social a España y quedó rebautizada como Angelmo Development SL. Entre julio de 1991 –cuando el Gobierno promulgó un real decreto sobre la materia, el 1080/1991–, y abril de 2013Panamá permaneció en la lista española de paraísos fiscales.

El primer dato de la relación del futuro comisario con Angelmo International Corp. lleva fecha de 23 de julio de 1997. El día 1 de ese mes, quedó constituida en Madrid Angelmo International Corp. Sucursal en España, de la que no hay cuentas disponibles por cuanto, como su nombre indica, era solo una delegación de la compañía panameña.

El día 23 de julio de ese año, la sucursal española de Angelmo nombró dos “representantes permanentes” [ver el PDF]: el primero era una persona jurídica, la empresa Arias y Domecq SL; el segundo, una persona física: Miguel Domecq Solís, cuñado de Miguel Arias. Cinco meses antes, el 20 de febrero de 1997, Miguel Arias Cañete había sido nombrado administrador solidario de Arias y Domecq SL, junto con Miguel Domecq Solís. Dado que Miguel Domecq ya era representante de la compañía como persona física, el único efecto de otorgar ese rango también a Arias y Domecq SL fue este: que también así Cañete se incorporó a la gestión de la panameña Angelmo.

El 31 de marzo de 2000 –esa fue la fecha que en un debate parlamentario ofreció el entonces ministro de Administraciones Públicas, Jesús Posada–,dos semanas después de las elecciones generales que otorgaron mayoría absoluta a José María Aznar, Cañete cesó como administrador solidario de Arias y Domecq SL [consulta el PDF], aunque el cese no quedó inscrito en el Boletín Oficial del Registro Mercantil (Borme) hasta el 26 de diciembre de ese año. El 27 de abril de 2000, Cañete fue nombrado ministro de Agricultura y Pesca.

Para entonces, y por decisión de una junta de accionistas celebrada en octubre de 1999 [aquí tienes el PDF] pero cuyos acuerdos no se materializaron en Panamá hasta enero de 2001 [lo puedes ver aquí en PDF], la panameña Angelmo International Corp ya había trasladado su domicilio social a Madrid y “adquirido la condición de entidad social española”, que fue el mandato de la junta de accionistas en Panamá.

Los documentos del registro panameño señalan que Miguel Domecq Solís constaba como presidente de Angelmo International Corp en octubre de 1999 y que fue él quien dirigió el proceso de disolución. Y que todas las acciones de Angelmo eran propiedad de Havorad BV. Domiciliada en Amsterdam, Havorad BV opera como cabecera del holding familiar. Por ejemplo, es el accionista de control de las compañías Petrologis Canarias SL y Petrolífera Dúcar SL, aquellas de cuyas participaciones (el 2,5% respectivamente) se ha desprendido ahora Miguel Arias.

Una vez decidida la disolución de la compañía panameña y su traslado a España, una nueva empresa nació en Madrid. Constituida el 5 de abril de 2000, la empresa quedó rebautizada como Angelmo Development SL. Es la heredera de la Angelmo panameña. Y, a día de hoy, está participada al 99% por la compañía holandesa Havorad BV [revisa el PDF]. a la que la Agencia Tributaria considera una “empresa pantalla”. Ni los documentos depositados en el Registro Mercantil de Holanda ni los presentados en el de Madrid permiten saber a quién pertenece el 1% restante. Ni, por supuesto, cuál es y ha sido a lo largo de los años la composición accionarial de Havorad BV.

02. ¿Quién está detrás de la empresa holandesa Havorad BV, cabeza del holding familiar?

A ciencia cierta no se sabe, y Arias Cañete tampoco lo ha aclarado, pero todos los datos apuntan  a que Havorad BV ha pertenecido al menos desde finales de los ochenta al entorno familiar de Cañete, con su cuñado Miguel Domecq en cabeza.

Constituida en 1962 y sin un solo empleado, Havorad BV declaró en las cuentas de 2013 activos por 32,9 millones de euros, todos ellos de carácter financiero. Al cierre de 2013, Havorad constaba como accionista mayoritario o de control de 12 sociedades españolas del grupo familiar. Entre ellas figuran las dos compañías petroleras españolas –Petrologis Canarias y Petrolífera Dúcar–, tres dedicadas a la agricultura y siete del ámbito inmobiliario, como Angelmo Development SL.

El historial registral de Havorad BV, expedido por el Registro holandés y facilitado en septiembre a infoLibre por fuentes políticas europeas, muestra una peculiaridad. Según el documento, el accionista único de la compañía entre el 5 de mayo de 1989 y el 22 de diciembre de 2003 fue una sociedad radicada en el paraíso fiscal de las Antillas Holandesas, Gold Lion Corporation NV. El 22 de diciembre de 2003, Gold Lion fue sustituida como “accionista único” de Havorad BV por la costarricense Corporación Bilares SA. Y ese mismo día, Corporación Bilares SA dejó de ser la propietaria de Havorad BV.

La peculiaridad estriba en que tuvo como accionista único a Bilares por un solo día. Y en que a partir de su cese –diciembre de 2003–, el historial deja en blanco la identidad de los accionistas. A partir de 2007, las cuentas introducen una fórmula según la cual la compañía consideraba primero a Miguel Domecq, su esposa y sus hijos como propietarios, para finalmente señalar sólo al cuñado de Cañete y a sus nietos. En las cuentas de 2013, desaparece toda referencia nominal a los accionistas. Los títulos, dice la memoria de ese año, depositada el pasado 3 de julio, son “mayoritariamente propiedad de un individuo español”.

Pese al más que efímero paso –un solo día– de Corporación Bilares por Havorad [consúltalo aquí en PDF], esta aún la consideraba como “entidad relacionada” en 2009. El balance de ese año, como los anteriores hasta al menos el de 2006, titula la nota 8 de la memoria con el siguiente epígrafe: “Préstamos debidos a entidad relacionada”. Debajo, el texto dice lo siguiente: “Este artículo [es decir, esta nota de la memoria] representa dos acuerdos con Bilares Corporación SA de fecha 28 de diciembre de 1989 y 15 de septiembre de 1996. Además, este producto también representa un préstamo de Bilares Corporación en la cantidad de 1.783.900 euros concedido el 1 de enero de 2002”.

03. ¿Ha incurrido en malas prácticas tributarias alguna de esas empresas?

Pues, a tenor de lo que sostiene Hacienda y queda reflejado en varias sentencias de lo contencioso –es decir, no hay un procedimiento penal–, la última de ellas dictada por el Supremo en diciembre de 2013, la respuesta es sí. El pleito está relacionado con Angelmo Development SL, heredera de la panameña Angelmo International Corp. Y lo que Hacienda lleva sosteniendo desde hace una década es que esa compañía ejecutó una maniobra destinada a pagar menos impuestos desde el mismo momento de su instalación en España. ¿Cuál? Contabilizar como préstamo destinado a la reforma de una nave de Fuenlabrada 734.600 euros, una operación realizada en 1997, el año en que la panameña Angelmo abrió su sucursal en España. Según Hacienda, la empresa jamás demostró que la obra se hubiera ejecutado, por lo que ni siquiera considera que el préstamo exista.

Varias de esas sentencias expican el hilo societario de Angelmo. Una de ellas, emitida por el Tribunal Superior de Madrid (TSJM) el 9 de abril de 2013 [la puedes consultar aquí en PDF] y que estimó uno de los recursos de Angelmo por prescripción, incorpora el siguiente párrafo sobre aquel préstamo: “Este préstamo, inicialmente entre la prestamista Corporación Bilares de Costa Rica y Angelmo Internacional Corp, de Panamá, casa central de la sucursal española y de la hoy recurrente cuando en el año 2000 los activos y pasivos de la sucursal se integran en Anselmo Development S.L., y que según resulta del expediente y de la información facilitada por la Administración Tributaria de los Países Bajos, Havorad BV, propietaria al 100% de la recurrente, es propiedad [el texto dice "propietaria" por error, aunque en otras sentencias se transcribe de forma correcta] de Gold Lion Cop NV, de Antillas Holandesas, la cual, a su vez, es filial asimismo al 100% de Corporación Bilares S.A. de Costa Rica, siendo HAVORAD BV una sociedad unipersonal, sin empleados y sin otra actividad que la fiduciaria, siendo calificada por la AEAT [la Agencia Tributaria] como sociedad pantalla siendo el beneficiario de los pagos por intereses procedentes de España la sociedad matriz de Costa Rica Corporación Bilares SA”. En otras palabras, los impuestos que Angelmo Development se deducía en España por pagos del préstamo terminaban en Costa Rica.

04. ¿Controla su familia un tercio de Cepsa Panamá?

Sí. La compañía holandesa Havorad BV, que en España es accionista de control de Petrologis Canarias y de Petrolífera Dúcar, controla un tercio de la filial panameña de Cepsa, uno de los gigantes españoles del sector. Petrolífera Dúcar ya colaboraba en España con Cepsa, pero sólo en calidad de arrendadora de tanques para petróleo en Ceuta.

¿Qué documento acredita lo anterior? Las cuentas depositadas por Havorad BV en el Registro holandés. Al cierre de 2013, Havorad BV poseía el 57,58% de la compañía panameña Pacific Petroleum Services SA. A su vez, Pacific Petroleum Services SA posee el 33% de Cepsa Panamá, que suministra crudo en las dos orillas del Canal y a la que su matriz, Cepsa, presenta en su web corporativa como cabeza de puente para su expansión a través del Atlántico y el Pacífico. La versión española de la web no menciona la existencia de Pacific Petroleum Services. En cambio, la inglesa sí especifica el reparto accionarial entre Cepsa y Pacific Petroleum. Y aunque el texto menciona a la compañía como “Pacific Petroleum SA”, el Registro panameño confirma que se trata de la “Pacific Petroleum Services SA”.

La última semana de septiembre, los portavoces de Cepsa confirmaron que, tal como consta en el Registro Mercantil de Panamá, Cepsa Panamá SA se constituyó en noviembre de 1998 con un reparto de porcentajes idéntico al que se mantiene: 67% de Cepsa y 33% de Pacific Petroleum Services SA.

Los mismos portavoces dijeron carecer de información sobre a quién pertenece Pacific. Pero remarcaron que en 1998 –Pacific se había constituido nueve meses antes–, esa sociedad pertenecía a “panameños”. Fueron los dueños de Pacific, recalcó Cepsa, los que propusieron crear una sociedad conjunta que operase en el Canal, punto estratégico para el mercado de crudo.

Aunque la operadora española asegura desconocer la identidad de los accionistas de control de Pacific Petroleum Services SA, el Registro Mercantil panameño constata que Miguel Domecq Solís forma parte, como vocal, del órgano directivo de Cepsa Panamá SA desde 2007 [consulta el PDF]. A tenor de los documentos depositados en el Registro panameño, Miguel Domecq continúa actualmente como director de Cepsa Panamá [compruébalo aquí en PDF].

Las cuentas de Havorad BV sobre 2013 dicen que Pacific Petroleum Services SA es una compañía española, a diferencia de lo que sostenían los balances previos, que la localizan en el país correcto: Panamá.

Ante la posibilidad de que el grupo hubiera iniciado un proceso de traslado como hizo en el año 2000 con Angelmo, este diario consultó el Registro Mercantil español: no aparece inscrita ninguna compañía denominada Pacific Petroleum Services SA, que, en cambio, sigue constando en el Registro panameño.

Los empleados que atendieron las llamadas de infoLibre en el cuartel general del grupo en Madrid, ubicado en la calle de Claudio Coello, dijeron que no podían pasar la llamada a nadie para hablar de Havorad BV o Pacific Petroleum Services SA porque nadie sabía nada de ninguna de esas dos sociedades.

05. ¿ ¿A quién ha vendido Cañete sus acciones en las petroleras familiares?

No se sabe, dado que Cañete mantiene este dato oculto. Petrologis Canarias y Petrolífera Dúcar, que tienen en España relaciones con Cepsa –la segunda le mantiene alquilados tanques de almacenamiento en Ceuta– tuvieron a Cañete como presidente hasta su nombramiento como ministro en diciembre de 2011. El exministro, a cuyos portavoces en el PP preguntó infoLibre el pasado jueves quiénes han adquirido los 23.585 títulos que tenía en Petrologis Canarias SL y los 85.349 que poseía en Petrolífera Dúcar SL, no accedió a desvelar ese dato. La venta de acciones queda reflejada en la segunda declaración de intereses [consúltala en PDF] aportada al Parlamento europeo por Cañete.

Equo denuncia en un vídeo los lazos de Cañete con los paraísos fiscales

Equo denuncia en un vídeo los lazos de Cañete con los paraísos fiscales

Ahora bien, tanto Petrologis Canarias como Petrolífera Dúcar son sociedades limitadas. Y en ese tipo de compañías, los poseedores de títulos tienen derecho de adquisición preferente si uno de los accionistas decide vender su cuota. En el supuesto de que alguien ajeno a la sociedad pretenda entrar en el accionariado comprando las participaciones de un accionista saliente, este tiene que comunicar su identidad al resto en previsión de que alguno de los propietarios originales quiera ejercer el derecho de tanteo y retracto. No obstante, una sentencia de la Audiencia de Madrid fechada en abril de 2013 sostiene que, a efectos de venta de títulos, prima lo que establezcan los estatutos de la sociedad: en el supuesto de que permitan la libre transmisión de participaciones, la sentencia resuelve que bastará con que el órgano de administración autorice la entrada de un nuevo socio. 

En Petrologis Canarias, y según sus cuentas de 2012, la holandesa Havorad BV poseía el 48%; Miguel Domecq como persona física tenía el 11%; y Civisol, empresa en cuya administración participó Arias Cañete en 1999 a través de la sociedad Arias y Domecq SL, tenía asignado el 20%. En resumen, la familia controlaba al menos el 79% de Petrologis Canarias al cierre de 2012. Ese porcentaje no incluye el 2,5% que acaba de vender Arias Cañete y que, a tenor de los datos oficiales, debía estar englobado dentro del 21% de títulos que las cuentas señalan como propiedad de “otros” accionistas.

Por lo que respecta a Petrolífera Dúcar, y también según sus cuentas de 2012, Havorad ostentaba el 45,2%; Miguel Domecq, el 12,78%; Civisol, el 9,7% y Arias y Domecq SL, el 9,7%. El 26,75% restante correspondía a “otros” accionistas. Y dado que Cañete sólo ha declarado participar en Petrologis y Petrolífera Dúcar, su 2,5% debe necesariamente situarse en esa franja. Las cifras anteriores significan que, sin contar el 2,5% del exministro, la familia poseía al menos el 73,25% de Petrolífera Dúcar al cierre de 2012.

Más sobre este tema
stats