PORTADA DE MAÑANA
Ver
No sólo Cataluña es singular: del 'dumping fiscal' de Madrid al criterio de dispersión en Galicia

Caso Gürtel

Cuando Rajoy definía la operación 'Gürtel' como "una trama contra el PP"

"Esto no es una trama del PP, como algunos pretenden, esto es una trama contra el PP, que es una cosa muy distinta". Son las palabras que pronunció el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, tras la reunión del Comité Ejecutivo Nacional de su partido el 11 de febrero de 2009, cuando comenzaron a producirse las primeras detenciones de la Gürtel. Este jueves, nueve años después, su partido, ahora en el Gobierno, ha sido condenado por la Audiencia Nacional como partícipe a título lucrativo de los delitos de la trama GürtelGürtel, por lo que tendrá que devolver 245.000 euros. El tribunal ve probada, además, la existencia de la caja B.

La decisión del tribunal contrasta con la encendida defensa que el entonces líder de la oposición hizo de su partido, al que consideraba entonces víctima de una trama orquestada específicamente contra ellos. "Quiero decirles a ustedes que el PP nada tiene que ver con las actuaciones ilegales de los detenidos si las hubiere. Quiero afirmar, y el Comité también, la honorabilidad de nuestro partido", dijo entonces en ua declaración oficial [puedes consultarla íntegra aquí]. El sumario judicial, atacó, era entonces una "cacería" contra un partido en situación de "indefensión absoluta". 

"Todas las contrataciones de esta casa se han hecho en el marco de la legalidad. Todas, sin excepción, figuran en el Tribunal de Cuentas y de ninguna manera hemos recibido beneficio alguno. Y quiero dejar claro también que este partido no ha recibido ni un solo euro de las personas implicadas en el asunto que nos ocupa", aseguró también. 

Lo dijo en una declaración que duró poco más de 13 minutos y con la que entonces era la plana mayor de su partido. Ahora, algunos de los presentes están involucrados en casos de corrupción. Es el caso de Ana Mato, condenada este jueves a título lucrativo; Alberto Ruiz Gallardón, investigado ahora en el caso LezoFrancisco Camps, investigado en el caso Formula 1 y salpicado por varios casos de corrupción en la Comunitat Valenciana; y Esperanza Agguirre, que tuvo que dejar la política tras estallar los casos Púnica y Lezo y con sus dos exvicepresidentes, Ignacio González y Francisco Granados, en prisión. También aparece Federico Trillo, responsable político de las falsas identificaciones de los 62 militares fallecidos en la tragedia del Yak-42.

Ahora, la versión oficial del partido es muy distinta. A través de un comunicado hecho público a los pocos minutos de conocerse el fallo judicial, los conservadores han querido desmarcarse de los hechos por los que se les condena y anunciaron que, por ello, recurrirán la sentencia. "En ningún momento, el Partido Popular ha estado imputado ni procesado. Estamos hablando de una responsabilidad civil, que jurídicamente se conoce como 'partícipe a título lucrativo' y que implica obligatoriamente, según el artículo 122 del Código Penal, al desconocimiento de los hechos", se defienden. Insisten, así, en que el partido "en ningún caso conocía los hechos"

Más sobre este tema
stats