Navantia

La Armada Noruega achaca a un fallo de construcción el hundimiento de una fragata fabricada por Navantia

Maniobras de recuperación de la fragata hundida tras colisionar con un petrolero.

infoLibre

Una investigación de la Armada Noruega ha concluido que el hundimiento de una fragata el pasado 8 de noviembre se debe a un fallo en la fabricación de la nave por parte del astillero español Navantia. El navío KNM Helge Ingstad (F-313) colisionó ese día con un petrolero con bandera de Malta, cuando volvía de realizar unas maniobras militares en las aguas del norte del país escandinavo.

Según informa el diario El País, la Comisión de Investigación de Accidentes de Transporte de Noruega, ha dictaminado que el hundimiento, en primera instancia, se produjo por un fallo "crítico" en el diseño de los compartimentos, que deberían ser estancos y al parecer no lo eran. No obstante, algunos expertos militares cuestionan la versión de la propia Armada y sostienen que el siniestro tuvo lugar por una negligencia de la tripulación.

Desde Navantia aseguran que ni han recibido una comunicación oficial del informe ni se los ha permitido participar en la investigación. Ahora se estudia si el supuesto fallo en los compartimentos se podría repetir en las otras cuatro embarcaciones que el astillero español vendió a Noruega por unos 1.500 millones de euros hasta 2010.

Según el diario, y tal y como indica el informe de la investigación, el agujero en el lateral de la fragata que se produjo en el choque inundó tres de esos compartimentos —cuya estanqueidad garantiza que la inundación no se propague por otros y hunda inmediatamente el barco—. Aunque al principio la tripulación pensó que el barco podría mantenerse a flote, al final optó por evacuarlo completamente.

Robles recuerda que un buque español no puede estar en una zona con "riesgo de combate" sin autorización del Parlamento

Robles recuerda que un buque español no puede estar en una zona con "riesgo de combate" sin autorización del Parlamento

Más sobre este tema
stats