PORTADA DE MAÑANA
Ver
El tribunal que vigila los contratos de Madrid avisa del "incremento sustancial" de los pagos fuera de control

Decenas de miles de personas abarrotaban el sábado las calles de Washington para conmemorar el 50 aniversario de uno de los discursos más trascedentes de la historia. El del 'I have a dream' de Martin Luther King. Era el 24 de agosto de 1963. Más de 200 mil personas exigieron en la capital estadounidense la igualdad entre blancos y negros. Algunos de lo que participaron en aquella marcha, como Joseph Broad, volvieron a hacerlo este sábado. Y se sincera: "Quería ver cómo han cambiado las cosas para todos". Pero el verdadero protagonista de estas marchas ha sido Trayvon Martin, de 17 años. El joven murió en febrero de un disparo a manos de George Zimmerman, un blanco a quien la justicia le consideró inocente por actuar en defensa propia. Martin volvía a casa de comprar golosinas y té helado. No llevaba ni armas ni drogas ni alcohol. Su cara y su recuerdo lo mostraban los carteles que portaban muchas de las miles de personas que, 50 años después, siguen luchando por la igualdad y clamando justicia.

Más sobre este tema
Publicado el
stats