La portada de mañana
Ver
La inflación también vota en las europeas

A la cuarta va la vencida: RTVE da luz verde al fichaje de Broncano tras semanas de polémica

David Broncano, en el plató del programa La Resistencia.

El Consejo de Administración de RTVE ha dado el visto bueno final a la contratación del programa de David Broncano por dos temporadas, a razón de 14 millones de euros cada una, merced al voto de calidad de la actual presidenta interina Concepción Cascajosa. En realidad, la sesión de ha sido una repetición de la del pasado jueves: Ha faltado y no ha delegado su voto la anterior presidenta Elena Sánchez y han votado sí los consejeros Ramón Colom (propuesto por el PSOE), Juan José Baños (PNV, delegando su voto en la presidenta), Roberto Lakidain (Unidas Podemos) y Cascajosa (PSOE). En contra, los tres vocales del PP, Jenaro Castro, Carmen Sastre y Consuelo Aparicio; José Manuel Martín Medem ha vuelto a abstenerse, por lo que el resultado ha sido cuatro a favor, tres en contra, y una abstención; en definitiva, un empate que ha roto la actual presidenta haciendo uso de su voto de calidad. 

¿Qué ha cambiado respecto a la anterior ocasión? Que entonces Cascajosa no se atrevió a imponer ese voto de calidad alegando "inseguridad jurídica", y esta vez sí, tras recibir el asesoramiento de los servicios jurídicos de la corporación, que trasladó la consulta a la Abogacía del Estado y la SEPI.

Finaliza así un periodo convulso que, como informó puntualmente infoLibre, se ha llevado por delante a la anterior presidenta, Elena Sánchez, al director de contenidos, José Pablo López, y al secretario general, Alfonso Morales y ha puesto en evidencia que los consejeros votan en cada ocasión sujetos a los criterios de las formaciones políticas que los propusieron 

Lo que se sabe (y lo que no) del acuerdo

Lo refrendado este miércoles son dos temporadas, con poco más de 150 programas cada una, entre septiembre y julio y a razón de 14 millones de euros cada una; se emitirá inmediatamente después del telediario de noche y para la segunda temporada, según acuerdo entre TVE y la productora El Terrat (integrada en Mediapro) y Encofrados Encofrasa, la marca fundada por Broncano y sus socios, habrá de superar una audiencia media superior al 7,5%. Nada ha trascendido hasta el momento sobre la participación, o no, de medios técnicos y humanos de TVE en la producción del espacio, aunque sí se ha puesto de manifiesto que el coste por programa, inferior a noventa mil euros, está por debajo de los 110.000 que se abona por cada capítulo del actual "4 Estrellas". 

Al margen del dato económico, y de ciertas filtraciones no confirmadas sobre un posible bajón de audiencia en las últimas semanas de La resistencia en su emisión en Movistar +, conviene recordar algunas dudas que recaen sobre el traslado del programa a una cadena pública en abierto, ya que se trata de públicos tan distintos como diferenciados, no solo por el número de posibles espectadores, sino por la franja de edad, más envejecida en la cadena pública respecto a la de pago, y con perfiles más tradicionales, a los que pueden chirriar contenidos poco habituales, y básicos en el programa como los referidos al sexo.

Broncano, el nuevo culebrón de TVE

Broncano, el nuevo culebrón de TVE

Otro aspecto controvertido es que se trata de un espacio de entre 70 y 80 minutos que han de iniciarse entre las 21.30 y las 21.45, lo que obligará, inevitablemente a reducir el informativo un mínimo de diez minutos respecto a su emisión actual, justo cuando lleva ocho meses por delante del de Telecinco, un recorte mal recibido entre los profesionales de Informativos. También ha recibido críticas el hecho de que se firme un contrato de emisión a partir del próximo septiembre, bajo una presidencia interina de seis meses, que habrá de llegar a su final coincidiendo con el estreno; de hecho, ha sido la propia presidenta interina quién ha puesto de manifiesto que "es una necesidad urgente que la Corporación cuente con una gestión no sujeta a interinidad que pueda planificar su futuro. Sería razonable y esperable que se iniciara el proceso de renovación por las Cámaras de Congreso y Senado de los miembros del consejo de administración que por plazos corresponde", en alusión a la vacante creada tras la dimisión de Pérez Tornero, y a los cinco consejeros más que, por sorteo, tendrían que haber cesado con el final del pasado marzo. Si se llegara a este improbable acuerdo parlamentario durante estos seis meses, sería el nuevo consejo de administración, con seis miembros renovados, el que elegiría un nuevo presidente estable.  

Un empeño con raíces políticas

En cualquier caso, no cabe duda de que TVE realiza con esta contratación una apuesta de riesgo por varios factores, entre los que destaca la anomalía de suscribir un acuerdo por varias temporadas en un horario crítico, sin exigir la salvaguarda de que no esté por debajo de la media de audiencia de la cadena, medidor habitual que ha llevado en los últimos años a la cancelación de múltiples espacios.

El empeño está fundado en obtener un espacio capaz de competir con el programa de Antena 3 El hormiguero, líder en su franja y claramente escorado hacia la derecha, cuando el de Broncano se ha revelado como una alternativa progresista impulsada por el gobierno de Pedro Sánchez. Esta interpretación política ha llegado incluso al Congreso de los diputados este mismo miércoles, cuando el líder del PP, Nuñez Feijoo se ha dirigido al presidente del gobierno para decir "Entre el programa que quiere llevar a las noches de TVE, más los pinganillos que ha traído a este Parlamento, se financiaba la ley ELA y sobraba dinero", antes de rematar (sin nombrar el programa de Motos, pero sí a sus famosas hormigas) "Sobrevive usted a trancas y a barrancas, señor Sánchez. Los dos sabemos que no le está yendo bien”. 

Más sobre este tema
stats