Castilla-La Mancha

La televisión de Cospedal primero censura y luego frivoliza sobre la tragedia de Teresa Romero

Mientras la auxiliar de enfermería Teresa Romero lucha por su vida tras haberse contagiado del virus del ébola, algunos medios de comunicación están llevando a cabo prácticas que chocan frontalmente contra los principios esenciales de la ética periodística. Especialmente grave es la acusación que realizan los propios trabajadores de la Radio y Televisión Pública de Castilla-La Mancha que dirige Ignacio Villa, al que denuncian por un caso flagrante de censura primero, y de frivolización del contagio después.

En una nota hecha pública por el comité de empresa este martes, los trabajadores apuntaban a los "sucios manejos" que estaban haciendo los servicios informativos de la Radio y la Televisión Pública de Castilla-La Mancha "con la noticia del primer contagio de ébola en España". Señalan cómo el mismo día, 7 "minutos antes de las 9 de la mañana, llegó a la redacción de Radio Castilla-La Mancha la orden expresa para que no se ofreciera información alguna sobre el ébola en el boletín que estaba a punto de emitirse". Y un día antes, el lunes, se evitó hacer mención al asunto hasta que la ministra de Sanidad compareció en rueda de prensa, limitándose a conectar con la comparecencia "para dar la versión oficial" y añadiendo "unos comentarios meramente subjetivos en la tertulia que se estaba emitiendo en esos momentos".

Contradicciones

Nadie de la dirección, denuncian los trabajadores, "ha considerado noticia esta realidad que es información de portada en toda la prensa, radio y televisiones España y del mundo entero". Los representantes de los trabajadores afirman que esta ausencia "revela la falta de criterio, profesionalidad, sentido de la actualidad y respeto por el derecho a la información de los ciudadanos" y finalizan exigiendo "una explicación de los criterios que se siguen a la hora de seleccionar los contenidos informativos de esta cadena pública y qué instrucciones ha dado Nacho Villa para decidir cuándo un acontecimiento que importa a la sociedad y afecta a la vida de las personas es noticia o no lo es". Los profesionales se preguntan "si era más noticia la repatriación del misionero español que se trajo con ébola desde África" o el hecho de que ese virus haya afectado ya a una trabajadora sanitaria que tuvo contacto con él [...] si entonces fue asunto profusamente tratado en nuestros informativos el espíritu solidario del misionero católico, no podemos entender que no lo sean ahora las consecuencias de aquella decisión".

Después de conocerse esta nota, la presentadora del programa No nos moveran protagonizaba este miércoles la apertura de su espacio frivolizando cobre el contagio de Teresa Romero, con una parodia del peor gusto, tal y como denunciaron decenas de trabajadores de ese medio a través de Twitter con mensajes como "Soy periodista de un medio público. Que no me confundan con esto, por favor. Aunque parezca mentira es en RTVCM", "Si esto es información... nosotros somos directivos...".

Por su parte, la dirección general del ente público quiso mostrar, en un comunicado remitido a los medios, "su perplejidad" ante lo que consideran una "manipulación sin escrúpulos que se ha querido realizar sobre el tratamiento informativo que se ha hecho en RTVCM".

El ente público también aseguró que "desde el primer momento se ha informado sobre el ébola en todos los espacios informativos y de opinión" y apuntó que en la tertulia informativa No nos moverán "se ha alagado, se ha animado y se ha ensalzado el papel y la valentía de Teresa Romero por su trabajo realizado".

Críticas a los medios tras errores encadenados

También, y en las últimas horas, las redes sociales han recogido centenares de críticas a medios y profesionales que han realizado prácticas poco acordes con la deontología profesional; especialmente virulentas las dirigidas contra la página web de la emisara de los obispos, la Cope, que a última hora de la tarde del jueves publicaba una noticia en que daba cuenta del fallecimiento de la auxiliar de enfermería, aunque poco después retiraba la noticia y afirmaba que no la había insertado. Múltiples internautas copiaron el enlace que demostraba fehacientemente el gravísimo error cometido al no contrastar una noticia tan sensible como esa.

Por su parte, la versión digital del diario Abc publicaba una noticia que afirmaba que el cadáver de Teresa Romero "será incinerado". También han sido furibundos los comentarios recogidos sobre las palabras del locutor Federico Jiménez Losantos, quién, al glosar el posible contagio de la auxiliar de enfermería, afirmaba que "en el pecado lleva la penitencia".

Los trabajadores de la televisión de Cospedal denuncian la manipulación vestidos de luto

Los trabajadores de la televisión de Cospedal denuncian la manipulación vestidos de luto

Más sobre este tema
stats