X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
El mono infinito

Madrid ha muerto

Publicada el 16/09/2020 a las 06:00

James Altucher regentaba un club de comedia en Nueva York cuando llegó la pandemia. Al quinto mes de encierro, lo vio claro: la ciudad que él amaba había muerto. Lo contó en un artículo que colgó en su LinkedIn bajo el sutil título de NYC is dead forever. Here’s why y enfadó a mucha gente. Por ejemplo, al cómico Jerry Seinfeld, neoyorquino militante, que le contestó más airado que divertido desde The New York Times. James sostiene, resumiendo mucho, que si no hay vida cultural, si no puedes ir a tus restaurantes favoritos, si se viene otra crisis inmobiliaria, si los estudiantes no van a llenar los campus y si encima hay una banda ancha magnífica que te permite trabajar desde un chalé de Florida, para qué va a querer la gente vivir allí. La contestación de Seinfeld, disponible en español, apela al orgullo, a la energía, a la vitalidad y a que todo es una cuestión de actitud, no sin antes despreciar a unas cuantas ciudades norteamericanas y afirmar que su oponente, en una guerra de verdad, no valdría ni para coger higos.

Mi tendencia natural sería la de empatizar con un cómico blanco millonario, pero debo decir que a mí, antes del verano, también me dio por pensar que mi NY particular, Madrid, había muerto. Y por las mismas razones: estábamos pasándolo guay en el parque de bolas y van y nos quitan las bolas. Lo cual no deja de ser el lamento de un pijo que ya no puede hacer lo que hacía una semana cualquiera en la ciudad: comer y cenar fuera de casa, ir a algún concierto, quizá al teatro, y pagar un precio desorbitado por un apartamento céntrico tipo loft. ¿Por qué no vivir en un adosado en Palencia con cuatro habitaciones, bodega y piscina privada pagando la mitad? “Pues porque es Palencia”, respondería Seinfeld. Pero claro, en Manhattan no hay un AVE que te lleve a la Palencia de allí en hora y cuarto. Con el gasto público propio de las socialdemocracias europeas no contabas, Jerry.

Lágrimas de pijo aparte, mi pensamiento iba más encaminado a la ciudad que nos encontraríamos después del confinamiento. Que Madrid es un sitio hostil y su centro aún más lo sabe hasta Ayuso, cuya declaración de amor al atasco madrileño en plena campaña electoral ya debió hacernos sospechar que algo no funcionaba bien ahí dentro. Ignoro si en Madrid saldremos mejores de esta crisis, lo que sí sé es que saldremos en coche. En París, donde siempre llueve y todas las calles son la Cuesta de Segovia, la alcaldesa aprovechó el encierro para construir más carriles bici, pero no de los que consisten en pintar una bici en la calzada y ahí te las apañes con el autobús, sino de los de verdad: de los que quitan espacio al coche y no al peatón; de los que quitan el miedo a ir en bici al colegio; de los que no te obligan a ser un héroe. Aquí, el alcalde/portavoz Almeida ha peatonalizado la Puerta del Sol. Sólo quedaba un carril para el transporte público ¡y un carril bici! En breve abre un hotel-centro comercial de lujo. Ni para coger higos.

Más contenidos sobre este tema
Relacionados




23 Comentarios
  • Cascarrabias Cascarrabias 17/09/20 03:02

    Repito algo que ya he dicho en otras ocasiones, soy madrileño porque aquí me trajo mi madre al mundo; si lo hubiera hecho en otra parte sería "otraparteño", me es indiferente tanto lo uno como lo otro.
    Bastante tenemos con soportar la "gestión" de IDA y sus mariachis para encima cargar con el sambenito de los topicazos a los que se agarran algunos para ponernos a caer de un burro.
    En esta ciudad, como en botica, hay de todo, lo mismito que en cualquier otra de este pais y si hay mucha gente que abusa del "madrileñismo" el lado opuesto, el "antimadrileñismo" no le va a la zaga, no comparto ninguna de esas posiciones.

    Si no estoy enamorado de mi ciudad, como algunos lo están de la suya, debe ser porque soy promiscuo y me gustan todas, que le vamos a hacer.
    Es más le encuentro muchos defectos y algunas virtudes.

    Por cierto, mis padres eran de otras provincias, a mucha honra, y vinieron a Madrid a ganarse el pan que los "señoritos", que en todas partes hay, les negaban.
    Salud y República.

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    8

  • Mascarat Mascarat 17/09/20 01:53

    Qué es Madrid...?

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    2

    2

    • jorgeplaza jorgeplaza 17/09/20 15:49

      ¿Qué es Madrid?, preguntas mientras viertes
      tu amarilla bilis lleno de acritud
      ¿Qué es Madrid? Matracas, ya que lo preguntas,
      Madrid no eres tú.

      Responder

      Denunciar comentario

      4

      2

  • jorgeplaza jorgeplaza 16/09/20 20:05

    No ha muerto pero está moribundo. El cine en salas, por ejemplo, que ya estaba muy pachuchito, no creo que se recupere: RIP. Teatros, conciertos, ópera dudo que puedan sobrevivir con aforos reducidos, salvo que se haga caso a las recetas mágicas de Iglesias (véase chiste de Peridis de ayer en https://elpais.com/opinion/2020-09-14/peridis.html). España también está moribunda y, además, arruinada: calculen un quince por ciento anual de bajada del PIB este año y quizá se queden cortos. El paro o la deuda no hace falta que los calculen, porque igual les da por estimar las décadas que costará volver a la situación anterior, si es que alguna vez volvemos, y se deprimen.

    Esto parece que se está acabando y no solo para los viejos, que esos ya estábamos acabados con o sin COVID.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 4 Respuestas

    11

    3

    • traspi51 traspi51 17/09/20 10:05

      Eres como Javier Marías en su columna de El País Dominical que en casi todas se las apaña para dar caña a Podemos, al Coletas..., aunque no venga a cuento....

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 1 Respuestas

      1

      6

      • jorgeplaza jorgeplaza 17/09/20 19:57

        Pues mire (mejor de usted, que no hemos sido presentados), algo de razón sí tiene en eso que dice. Pese a la diferencia de clase social (él es un "señorito" de Argüelles y su padre un intelectual reputado; yo me crie en Carabanchel Bajo y mi padre era electricista), de formación (él es de letras y yo de ciencias), de fama (él es un escritor famoso y supongo que rico y yo un jubilado anónimo), pese a todo, sí que suelo coincidir con Marías. Y a veces es él quien coincide conmigo: quiero decir que publica en su columna cosas que yo ya he dicho por ejemplo en mis comentarios aquí. Por ejemplo, el domingo pasado establecía que el acoso a los Iglesias-Montero es condenable... pero que los Iglesias-Montero eran quienes menos autorizados estaban para quejarse porque ellos habían defendido la práctica ("jarabe democrático") cuando eran sus enemigos los que la padecían y, lo que es peor, seguían manteniendo que llevaban razón incluso ahora, cuando han probado la medicina en sus propias carnes. No hace falta ser Premio Nacional de literatura para argumentar así, pero lo cierto es que yo lo había hecho aquí repetidamente hace ya unos cuantos días.

        Yo creo que es una cuestión generacional. Marías es un par de años mayor que yo, creo, pero los de aquella época valoramos enormemente los aspectos puramente liberales de la democracia: la libertad de expresión, de opinión, de circulación. No todos, claro: los que eran comunistas o franquistas en aquella época son bastante más partidarios de las "medidas enérgicas" (o sea, de la represión, aunque los reprimidos serían distintos dependiendo de quienes fueran los represores). Pero a los que nunca fuimos ni comunistas ni franquistas nos repugna que se coarte la libertad de los demás incluso cuando los demás son unos hijoputas redomados.

        Léase (o relea) los larguísimas controversias entre Settembrini y Naphta en "La montaña mágica" de Thomas Mann: van, entre muchas otras cosas, justamente de la oposición entre liberalismo intelectual y mentalidad totalitaria. O eso me pareció a mí cuando los leí.

        Responder

        Denunciar comentario

        4

        0

    • micanuto micanuto 16/09/20 23:54

      Oye, ? Que diferencia hay entre los que piensan que los programas de un partido de izquierdas son recetas mágicas y los que piensan que son recetas de comunistas radicales ¿. Pues que los primeros votan al psoe y los otros al pp. 

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 1 Respuestas

      2

      6

      • jorgeplaza jorgeplaza 17/09/20 19:43

        Te equivocas, como siempre. No es esa. La diferencia real es que los que piensan que son recetas mágicas tienen más sentido del humor.

        Responder

        Denunciar comentario

        3

        0

  • nidea nidea 16/09/20 17:32

    Esto de auto fustigarnos me cansa bastante . La calidad de vida en el Madrid de antes de la pandemia era una de las mejores ciudades para vivir . A pesar de las diferencias económicas y sociales, que por supuesto no son las mismas para unos que para otros desgraciadamente, tal y como estamos viendo ahora con el sufrimiento de tanta gente sin trabajo y sin papeles.. La ciudad esta llena de parques, es fácil hablar con los vecinos y comerciantes para sentirte menos sola, sobre todo en los barrios obreros. Hay mucha oferta cultural y la sanidad estaba bien. Por supuesto que todo va a cambiar después de esto por la malísima gestión que están haciendo quienes gobiernan en la comunidad y el ayuntamiento. Pero tenemos el voto en las próximas elecciones si realmente queremos cambiarlo. Me gusta Madrid y estoy harta de quienes confunden Madrid con quienes la gobiernan . En Madrid hay de todo como no podía ser de otra forma en una ciudad de tres millones y medio de habitantes. Me gusta Madrid, aunque claro que es mejorable, como todo

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 3 Respuestas

    3

    9

    • mcguiver mcguiver 17/09/20 22:15

      Gobiernan porque una mayoría de madrileños los han votado

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      1

    • mcguiver mcguiver 17/09/20 22:15

      Gobiernan porque una mayoría de madrileños los han votado

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      0

    • elcapitantan elcapitantan 16/09/20 20:52

      Pues qué quiere que le diga. Eso de que era una de las mejores ciudades para virvir está por ver. Todo lo que le gusta a usted de Madrid (parques, oferta cultural, sanidad, hablar con los vecinos etc) lo puede encontrar en cualquier ciudad de España, porque son todos los españoles, y no Madrid, los que son hospitalarios. Hasta de esto se intentan apropiar los madrileños.

      Pero Madrid tiene muchos inconvenientes: distancias enormes para ir y volver del trabajo con la consiguiente pérdida de tiempo en muchos casos más de dos horas al dia. Transportes públicos abarrotados. Polución los 365 dias del año. Un clima mesetario horroroso. No tiene rio ni mar lo que la hace una ciudad dura y seca. Y lo de la simpatia y el acogimiento de los madrileños hacia los forasteros es una leyenda urbana de las muchas que se han inventado. Y aunque no se debe generalizar y habrá gente amable como en todas partes, diré que los taxistas son de lo más que antipático y la chuleria bastantes madrileños hacia "los de provincias" es proverbial.

      Disfrute usted de Madrid, yo me quedo en mi ciudad de tamaño mediano y a la orilla del mar.

      Responder

      Denunciar comentario

      3

      9

  • senenoa senenoa 16/09/20 13:43

    El mundo ha cambiado con esta pandemia (que, además, no será la última), no solo en New York o en Madfrid, también en Lugo o en Oviedo. El problema es que seguimos teniendo los mismos dilemas de antes y que siguen sufriendo más los mismos: Los pobres, los jóvenes sin empleo o becarios o esclavos, los inmigrantes sin derechos... En suma, estamos en la misma guerra: La de los ricos contra los pobres y, ahora también, la van ganando ellos.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    14

  • Androide paranoide Androide paranoide 16/09/20 12:27

    Ayuso Almeida, Madrid RIP.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    5

  • Medina Medina 16/09/20 10:40

    En 1980 comenzaron mis visitas por temas laborales a "Madrí", ya que mi centro de trabajo se ubicaba cerca de la Puerta de Toledo. Afortunadamente mi oficio me tuvo viajando (trabajando) por toda la geografía española. Unos 65 pueblos fueron mi morada temporal (Sólo una vez en una ciudad: Teruel). Pero... un aciago día de 1984 en el que un cargo político de libre disposición -soberbio y con ese tic autoritario/facha de todos sus predecesores- decidió que nuestro trabajo no servía. Un año y nueve meses malviviendo en una pensión de Atocha compartiendo habitación con gente de paso... peculiares personajes... un policía que guardaba parte del chocolate que requisaba en la mesita de noche. ¿Por qué no le envié mis escatológicas anécdotas a Berlanga para que hiciese guión surrealista para una de sus películas. No tenía casa, familia ni raíces en Madrid... Con un sueldo de pobreza casi, viviendo en una ciudad no precisamente barata... paseando por sus calles y visitando centros culturales y El Prado -cuando eran gratis-. Y ahora que llevo cinco años sin visitar aquella ciudad... echo de menos: vivencias... mis paseos por El Retiro, algunos amigos -muy pocos- que dejé en "El Foro"... No sé si la nostalgia forma parte del baúl de los recuerdos y/o vivencias o es un recurso que tiene nuestra mente como instrumento para dulcificar los disgustos que "Madrí" me provocaba. Aunque en realidad era ir a las oficinas. El edificio Lo llamábamos "La Colmena". El por qué... es fácil: estaba lleno de zánganos. Tras más de cinco años, repito... creo que ha llegado el momento de volver a Madrí... y: saborear de nuevo sus calles, El Retiro, esos dos o tres amigos que aún continúan allí, las puestas de sol desde el Templo de Debod, los cines de Martín de los Heros, lo que quede de aquel "Rastro" sabiniano de hace cuarenta años... Algunas cosas no han cambiado: los vecinos madrileños siguen empecinados en votar a políticos incompetentes, saqueadores de todo lo público, que están convirtiendo mi ciudad del dolor y la gloria en un cortijo particular y eterno para acabar de privatizarlo... venderlo... No sé... ¡Tengo que volver a Madrí... Madrí... Madrí...!

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    1

    18

    • cexar cexar 16/09/20 14:59

      Evocador y emotivo comentario, yo vivo en Madrid, sin ser de aquí, como tantos otros, una ciudad que un día te ataca los nervios y al siguiente te compensa por el doble. Cierto que, por poco, hay más gente de derechas que de izquierdas (bastante relacionado con ser la capital política, administrativa y empresarial del país), pero a veces les ganamos y es entonces cuando Madrid reluce como nunca.
      Quien sabe, quizá la próxima vez . . .

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      15

  • Ambon Ambon 16/09/20 09:21

    Nunca he entendido a todos los que hablan maravillas de Madrid y del resto de las grandes ciudades y en cuanto tienen un finde, un puente o unas vacaciones salen pitando, es decir, están en la gran ciudad para trabajar ¡Que diver!, pero para divertirse, para vivir, se largan. Todo muy coherente

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 4 Respuestas

    1

    17

    • cexar cexar 16/09/20 15:08

      No veo que estén reñidas ambas situaciones, nada es completamente blanco o negro, que vivamos en una gran ciudad, y disfrutemos de lo que ofrece, no invalida que también podamos reconocer las bondades de otros lugares y queramos visitarlos.

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 2 Respuestas

      0

      6

      • milvus milvus 17/09/20 14:21

        Esa es precisamente la tesis, que disfrutas básicamente del trabajo que te ofrece y poco más, pero no te quedas a seguir "disfrutando" el finde, por ejemplo, sino que salís disparados a petar todo lo que se ponga a tiro.

        Responder

        Denunciar comentario

        Ocultar 1 Respuestas

        2

        1

        • cexar cexar 17/09/20 21:11

          No es cierto, no salgo de Madrid todos los fines de semana, tampoco me lo podría permitir de querer hacerlo La mayoría de ellos los paso aquí, y creo que al resto le pasa lo mismo.
          Igual que mucha gente viene de fuera buscando una determinada oferta cultural o de ocio, los que vivimos en grandes urbes también buscamos de vez en cuando algún sitio diferente a lo habitual.

          Responder

          Denunciar comentario

          0

          0

    • phatxarrrabiosho phatxarrrabiosho 16/09/20 10:46

      Ambon, como logroñés que soy, suscribo y aplaudo su comentario. Siempre me ha chirriado un poquito ese desdén que tienen la peñuki capitalina y urbanitas hacia "los lugares provincianos", y cómo se les llena la boca de las maravillas de sus grandes urbes. Y como ud., lo que constato es que estos/as capitalinos/as y urbanitas, en cuanto tienen 48 horas seguidas de descanso, salen huyendo de sus "maravillosas" megaurbes provocando atascos de tráfico. Aquí en La Rioja Bilbao está muy cerca, y se nota un montón este fenómeno.

      Responder

      Denunciar comentario

      1

      8

  • New dawn fades New dawn fades 16/09/20 09:08

    Si en España por fin fuéramos capaces de entrar en el S-XXI y normalizásemos el teletrabajo la gente se volvería a vivir a las zonas rurales. La calidad de vida en Madrid es mucho más baja que en la mayoría del resto de España, y si muchos lo hacemos es porque fuera de ella hay muy poco trabajo disponible, sobre todo del especializado.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    24

  • Fabrat1920 Fabrat1920 16/09/20 01:28

    Hace treinta y ocho años mi santa y yo nos dimos cuenta que Madrid estaba sobrevalorado: nos vinimos al sur (en coche) como el 'catalán muy fino' de Kiko Veneno y... seguimos disfrutando de nuestra Málaga (y mis neuronas agradeciéndomelo). Hay vida más allá de la metrópoli.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    23

Lo más...
 
Opinión