La portada de mañana
Ver
La tormenta perfecta del extremismo en Europa descoloca a la derecha tradicional a las puertas del 9J

Contactos para la investidura

Casado traslada a Sánchez que el PP no va a "blanquear" su pacto con Podemos

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, y el líder del PP, Pablo Casado, al inicio de la reunión

"Que no espere nada el lunes". El líder del Partido Popular, Pablo Casado, lleva meses sin moverse del "no" a Pedro Sánchez. Da igual quien le pida una reflexión y da igual que en su mano esté que el PSOE no dependa de "comunistas", como Unidas Podemos o de "independentistas" como Esquerra Republicana de Catalunya (ERC). El PP, es la "alternativa" y no hay que esperarle facilitando la gobernabilidad. Por si no estaba suficientemente clara la postura, el sábado en la comida de Navidad del PP de Madrid, el jefe de los conservadores dijo a los suyos que su posición seguía siendo la misma y que este lunes no esperasen sorpresas. Tras 40 minutos de una reunión que empezó con un posado a la prensa en el que destacaron las caras serias de sus protagonistas, la dirección nacional del PP daba por culminado el encuentro.

"La única alternativa que se me ha ofrecido es que nos abstengamos para facilitar un Gobierno comunista con Podemos en el Consejo de Ministros", señaló en líder del PP en rueda de prensa. "El PP no puede ser un partido que blanquee ese pacto del PSOE con Podemos", resumió el jefe de los conservadores añadiendo que preguntó al líder de los socialistas hasta en cinco ocasiones si esta era la propuesta que hacía al PP. Dijo que "nadie lo entendería".

"Sería como pedir a Pedro Sánchez votar a un Gobierno del PP con Vox en la Vicepresidencia", resumió. Fuentes de la dirección nacional del PP aseguran que en un momento de la conversación, el jefe de los socialistas pidió a Casado las "abstenciones necesarias" –no lo totalidad de los 89 parlamentarios del PP– para lograr la investidura. Éste también respondió con una negativa.

A ojos del líder del PP, el presidente del Gobierno en funciones "está atrapado, está en un callejón sin salida". No sólo porque ha unido su destino al partido morado, sino también porque está dispuesto a unirlo a Esquerra.

Pese a que Sánchez, según Casado, no va tocar en ningún momento su acuerdo con Pablo Iglesias, el jefe de los conservadores le dejó "claro" que tiene otras "alternativas". Y se las explicitó: un Gobierno en solitario del PSOE, con los apoyos de 2016 —Podemos y Ciudadanos— o un Gobierno, también en solitario, con los apoyos de Podemos y los regionalistas y la abstención del partido naranja.

Tras el no de Casado, según se ha esforzado en destacar en las últimas semanas, no está la intención de una ruptura total de relaciones con Pedro Sánchez. Con el PP, asegura siempre que se le cuestiona, puede contar para llegar a acuerdos de Estado. Y también para intentar convencer a Navarra Suma y Coalición Canaria (CC) de que faciliten la investidura, siempre que Ciudadanos sea una pieza clave en esa ecuación.

Los once pactos de Estado

Este lunes también aseguró que el papel del PP será "facilitarles la gobernabilidad" y citó los "once pactos de Estado" que lleva ofreciendo a Sánchez desde que llegó a la Presidencia de los conservadores en julio de 2018 tras la moción de censura que desalojó a Mariano Rajoy de la Moncloa tras la sentencia del caso Gürtel.

Casado citó que ambas formaciones pueden entenderse, entre otras cuestiones, en materia de pensiones, violencia de género, mercado laboral, política internacional, política de Defensa, reforma de la Ley Electoral y defensa de la ley y la Constitución en Cataluña y en Navarra.

Por mucho que insista Casado en la vía Ciudadanos, en el partido naranja no quieren dar un solo paso sin ir de la mano del PP. Este mismo lunes, en el diario El Mundo, Inés Arrimadas defiende que "la 'vía 221' refleja al votante del PP mejor que el plan de Pablo Casado". Los 221 diputados de los que habla la dirigente del partido naranja resultan la suma de los parlamentarios de PSOE, PP y Cs. "No entiendo la vía alternativa que propone Ciudadanos", dijo Casado en la rueda de prensa insistiendo en que Sánchez ya le ha dejado claro que no hay vuelta atrás en su acuerdo con Unidas Podemos, un acuerdo que ya ha sido ratificado por los militantes socialistas.

Ayuso cree que el PP se podría entender con el PSOE si Sánchez se apartara y le afea que quiera pactar con "el entorno de ETA"

Ayuso cree que el PP se podría entender con el PSOE si Sánchez se apartara y le afea que quiera pactar con "el entorno de ETA"

Siguientes reuniones

Tras la reunión con Casado, Pedro Sánchez había convocado, para las 11.00 a la portavoz de Ciudadanos. Inés Arrimadas. Con el resto de grupos, las reuniones serán a partir del martes y la representante del PSOE PSOEserá su portavoz parlamentaria, Adriana Lastra.

De forma paralela, el presidente del Gobierno realizará llamadas a los presidentes autonómicos, una forma de encajar sus conversaciones con el presidente de la Generalitat. Quim Torra.

Más sobre este tema
stats