LA PORTADA DE MAÑANA
Ver
El día a día de la ley trans y el 'sólo sí es sí' tras un año: ni fraude en los registros ni rebajas de penas diarias

Caso Gürtel

Un exalcalde del PP madrileño defraudó 1,3 millones en cuatro años en connivencia con la ‘Gürtel’

Francisco Correa.

Alicia Gutiérrez / Tono Calleja

Guillermo Ortega,hasta 2005 alcalde de Majadahonda, el cuarto municipio más rico del país, y uno de los cargos del PP madrileño que más mimó a la trama Gürtel, defraudó a Hacienda en sólo cuatro años 1.276.665 euros. Sólo en 2003, su auténtico año de oro, Ortega evadió fiscalmente más de medio millón de euros.

A esa conclusión ha llegado la Agencia Tributaria tras analizar la avalancha de regalos, viajes, entregas en metálico, utilización de empresas pantalla para comprar inmuebles e ingresos en cuentas suizas de que se benefició el exregidor entre 2002 y 2005

Lo defraudado equivale a las cuotas que tendría que haber pagado. Lo que recibió fue, por tanto, muy superior. Una de sus cuentas suizas, que sólo en 2002 ingresó 394.445 euros, se llamaba Tranquil Sea (Mar Sereno). Otra, Soaring High (Remontando Alto). La tercera, Gimena. Y la cuarta y última, New Stenton. Durante años, y como el resto de los imputados, Ortega prosperó con tranquilidad y voló en efecto muy arriba. Ahora, le espera un pronto procesamiento y una más que probable condena.

El informe de la Agencia Tributaria que cuantifica lo defraudado por Ortega analiza los archivos excel intervenidos a la trama y denominados "Gabinete Majadahonda". Hacienda ratifica que en esa cuenta se anotaron desde salidas de fondos a pago de actos del PP

Defenestrado por Aguirre, recolocado por Aguirre

Ortega fue defenestrado por Esperanza Aguirre en 2005 de la alcaldía de Majadahonda, que, situado a 16 kilómetros del centro de la capital y con un censo de 70.000 habitantes, es hoy el cuarto municipio más rico del país. La enajenación de unas parcelas tasadas por la propia Comunidad de Madrid y cuya venta se suspendió finalmente por la sospecha de amaño fue el argumento para el cese.

Pero Esperanza Aguirre, quien llegó a publicitar aquel episodio y el cese como prueba de que fue ella misma quien "destapó" la GürtelGürtel y puso coto a la trama, recolocó de inmediato a Guillermo Ortega. ¿Dónde? En la presidencia de la empresa pública Mercado Puerta de Toledo, ya liquidada y cuyos entresijos quedan fuera del perímetro de investigación del caso Gürtel.

Ortega vivió su año de oro en 2003. El grupo de Francisco Correa le regaló relojes por 32.000 euros, viajes por 36.000 –entre ellos, un crucero familiar, el Costa Atlántica, que costó nada menos que 19.830 euros–, un abono para los partidos del Atlético de Madrid y le facilitó la compra de un Jaguar, marca favorita del círculo de Francisco Correa a tenor de que también recibió uno otro alcalde madrileño, Jesús Sepúlveda, quien desde Pozuelo impulsó el crecimiento de la red corrupta mientras estaba casado con la hoy ministra de Sanidad, Ana Mato.

En 2003, Guillermo Ortega dejó de pagar a Hacienda medio millón largo de euros. Exactamente, 528.436 euros. Sus florecientes cuentas suizas –las investigaciones han hecho aflorar cuatro cuentas corrientes, de las que dos –Tranquil Sea y Soaring High– permanecieron abiertas simultáneamente en 2002. En 2003, los fondos de Soaring High fueron traspasados a la cuenta llamada Gimena. Y en 2005, el dinero de Gimena se traspasó a la cuenta New Stenton, que no recibió ingresos.

Hacienda cuantifica los ingresos recibidos por Tranquil Sea, Soaring High y Gimena. Entre 2002 y 2004, llegaron 1,4 millones a esos depósitos.

Creative Team y la factura de Cascos

Entre las empresas pantalla que utilizó Ortega figura Creative Team SL. En 2008, Creative Team pagó 69.600 euros a Tecnas SL, empresa propiedad del exministro de Fomento Francisco Álvarez-Cascos, uno de los primeros espadas del PP cuyo nombre aparecía con mayúsculas en las grabaciones del caso Gürtel. "Yo –dijo Francisco Correa en una de las conversaciones grabadas– le he llevado a [Luis] Bárcenas más de 1.000 millones por adjudicaciones de obras de la época de Cascos".

Un juez ordena donar trajes del ‘caso Gürtel’ a los más necesitados

Un juez ordena donar trajes del 'caso Gürtel' a los más necesitados

En marzo, el actual gestor de Creative Team y también imputado en el caso Gürtel, Santiago Lago Bornstein, justificó el pago a la empresa de Cascos como la contrapartida por su asesoramiento en "planificación de infraestructuras energéticas". Ni aportó contratos ni papeles. El acuerdo de colaboración con el exministro –adujo Lago– era verbal.

El pago de Creative Team es uno de los problemas, pero no el único, que afronta Cascos en el caso Gürtel: el juez Pablo Ruz sigue investigando los contratos que bajo su mandato como ministro de Fomento dio AENA a empresas de la trama. Esas adjudicaciones reportaron al grupo de Correa más de dos millones en cuatro años. Y todos los indicios –el último, el testimonio voluntario de una empleada– señalan que esas adjudicaciones fueron amañadas por dos cargos que aterrizaron en la empresa pública justo cuando lo hizo Cascos.

El informe entregado al juez Ruz por la Agencia Tributaria analiza las operaciones de Creative Team –mucho menos relevantes que las de la instrumental de carácter inmobiliario Sundry Advices–, pero sólo hasta 2004. No hay, por tanto, ni siquiera mención a la factura de la empresa de Cascos

Más sobre este tema
stats