LA PORTADA DE MAÑANA
Ver
La especulación y el rentismo siguen dominando el mercado de la vivienda tras el fin de las 'golden visa'

Las propuestas del PP

Feijóo contra las cifras: niega la rebaja de impuestos a las rentas bajas y el crecimiento de la economía española

Alberto Núñez Feijóo se sirve unas uvas en una feria hortofrutícola en Madrid.

El líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, tachó este martes de “antisociales” los Presupuestos Generales del Estado que el Gobierno enviará al Congreso de los Diputados, los terceros de la legislatura y en los que el Ejecutivo asegura haber incluido más gasto social que nunca coincidiendo con la necesidad de paliar las consecuencias económicas de la invasión rusa de Ucrania. Según el líder del PP, los Presupuestos para 2023 son “antisociales” porque no bajan impuestos en 2022.

Feijóo sostuvo, en una declaración pronunciada en una feria hortofrutícola en Madrid, que no tiene sentido hablar de presupuesto social cuando “los ciudadanos españoles nunca han pagado tantos impuestos” y la inflación “presiona más las rentas bajas”. “Un parado, un mileurista o una persona que cobra 30.000 euros al año paga los mismos impuestos que las rentas más altas como consecuencia del incremento de los precios”, llegó a decir. 

Ninguna de esas afirmaciones es cierta. Ni que los españoles hayan pagado tantos impuestos como ahora —lo que está en récord es la recaudación, no los impuestos— ni que un parado o un empleado que gane 30.000 euros pague lo mismo que las rentas altas.

El PP, no obstante, no se moverá de su discurso y seguirá exigiendo una rebaja del IRPF con efecto retroactivo desde el 1 de enero para las rentas por debajo de los 40.000 euros, lo que incluye a una amplia fracción de ciudadanos que están por encima de la media de ingresos anuales.

En España hay 12 millones de españoles que cobran por debajo de los 21.000 euros anuales cobran eso al año, lo que supone aproximadamente el 50% de los declarantes, que son los que se beneficiarán de la rebaja aprobada por el Gobierno. Pero los de Feijóo quieren ampliar a reducción hasta los que ganan 40.000 al año y hacerlo con efectos retroactivos, no el año que viene.

Contraste de modelos

Ojalá podamos debatir sobre impuestos”, se felicitó Feijóo después de conocer que el presidente del Gobierno ha solicitado un debate en la Cámara Alta, porque en su opinión hará posible que los españoles contrasten el modelo del del Gobierno y el del PP. “El modelo que vive a costa de pedir más esfuerzo a la gente para comprar lo mismo y el modelo que plantea que cuando la gente hace un enorme esfuerzo por el incremento de los precios debemos de devolverle una parte de los impuestos que pagan por comprar lo mismo”. 

Feijóo elogia el modelo portugués de salarios bajos, fiscalidad reducida y normas ambientales más laxas

Feijóo elogia el modelo portugués de salarios bajos, fiscalidad reducida y normas ambientales más laxas

La tesis del líder del PP es simple: asegura que España crece menos o directamente no lo hace por culpa del aumento de los impuestos. “Somos el país colista de Europa en la recuperación económica y somos el país que más ha incrementado los impuestos en el año 2020”, proclamó. “No creo que sea bueno estar en la clasificación en el peor puesto en el que más sube los impuestos y en el que menos crece la economía”.

No es cierto. España, según los datos de la OCDE, no es el país que más ha aumentado sus impuestos sino el que más incrementó la recaudación por los que ya tenía. Y tampoco es el país en “el que menos crece la economía”. De hecho está a la cabeza en crecimiento económico, por encima de todos los países de la zona euro, y lidera las previsiones positivas para el año que viene, como acreditó también hace pocos días el mismo organismo internacional.

Contra toda evidencia, el líder del PP sigue insistiendo en que bajar impuestos se traduce en crecimiento económico. Y eso es lo que espera poder debatir con Sánchez en el Senado, aseguró.

Más sobre este tema
stats