LA PORTADA DE MAÑANA
Ver
Feijóo se instala en el 'no' a todo salvo para celebrar el pacto judicial con el “depredador del Estado de Derecho”

Marca España

Marca España: el reino de la opacidad

El alto comisionado de la Marca España, Carlos Espinosa de los Monteros.

En el verano de 2012, pocos meses después de llegar al Palacio de la Moncloa, Mariano Rajoy anunció la creación del Alto Comisionado del Gobierno para la Marca España. Según recoge el real decreto que dio lugar a su creación [consultar, aquí] este órgano se puso en marcha con el objetivo de que asumiera "la planificación, el impulso y la gestión coordinada" de las actuaciones de entidades públicas y privadas en el exterior.

El organismo creado para mejorar la deteriorada imagen internacional del país, sin embargo, suspende en transparencia. Casi cinco años después de su puesta en marcha no es posible saber qué coste tiene para el erario público publicitar las virtudes de España en el extranjero. El proyecto no tiene presupuesto exclusivo ni una RPT (relación de puestos de trabajo) propia. Funcionalmente depende del presidente del Gobierno, a través del Consejo de Política Exterior, y orgánicamente del Ministerio de Asuntos Exteriores.

Según el citado real decreto, la creación del Alto Comisionado, de su oficina y del director de esta –puesto que desde 2014 ocupa el diplomático Rafael Conde de Saro– "no supone incremento del gasto público" y "los gastos derivados de su funcionamiento se imputan al presupuesto de gasto del Ministerio de Asuntos Exteriores". A sueldo de este departamento también están los tres diplomáticos, cuatro administrativos y el vocal asesor que forman parte de la oficina.

infoLibre se puso en contacto hace tres semanas con el gabinete de prensa del Ministerio de Exteriores para consultar a cuánto habían ascendido esos "gastos derivados de funcionamiento" en los ejercicios de 2012 a 2016 y qué otras cantidades habían salido en ese período del presupuesto de ese ministerio para financiar el proyecto Marca España. Las preguntas, que se quedaron sin responder, se pueden consultar en la parte inferior de esta información.

La cara más visible de Marca España, no obstante, es el expresidente del Círculo de Empresarios Carlos Espinosa de los Monteros y Bernaldo de Quirós, que fue designado por Rajoy como Alto Comisionado. El cargo de Espinosa de los Monteros, que tiene rango de secretario de Estado, no es retribuido. Sí tiene derecho a "indemnización por los gastos de viaje, estancias y traslados que le origine el desempeño de sus funciones". Sin embargo, Exteriores también declinó informar a este periódico sobre a cuánto ascendieron esas dietas en los ejercicios de 2012 a 2016.

Por el momento, tampoco el Tribunal de Cuentas puede arrojar luz en esta cuestión. Hasta ahora, el máximo órgano fiscalizador del Estado nunca ha auditado la actividad del organismo en sus cinco años de existencia. No obstante, según confirma un portavoz de Marca España, el órgano de control lo ha incluido por primera vez en su programa de fiscalizaciones para 2017, lo que permitirá examinar de qué forma se está gastando el dinero público empleado en mejorar la imagen del país en el exterior.

Colaboraciones 

Según explica un portavoz del organismo, Marca España ha mantenido desde 2012 una "estrecha colaboración" con el sector privado, que se ha concretado "de muy distintas formas", pero "nunca" mediante la aportación directa de fondos, pues al tratarse de una unidad administrativa sin presupuesto carece de un mecanismo contable para recibir financiación. "Distintas entidades contribuyen a los objetivos de la estrategia de marca-país con acciones y proyectos propios. A éstos, se suma la Oficina del Alto Comisionado al considerar que merecen ser colocados bajo el paraguas de la Marca España", añade.

A esas colaboraciones con el sector privado ha contribuido especialmente la dilatada trayectoria empresarial de Espinosa de los Monteros, que forma parte del consejo de administración de Inditex, puesto por el que ingresó 250.000 euros en 2016. De hecho, ocupó la vicepresidencia de esa compañía textil entre 2005 y 2012. Hasta junio de 2015 también fue consejero de la constructora Acciona, donde recibió por ese período 56.000 euros.

Precisamente Inditex es una de las compañías con las que el organismo público ha firmado acuerdos-marco de colaboración institucional, aunque la literalidad de esos convenios tampoco es pública. Otras entidades privadas que colaboran con el proyecto son las federaciones de tenis, baloncesto o vela; la Fundación Microfinanzas BBVA; el Colegio Oficial de Arquitectos de Madrid...

Por otro lado, también son muchas las entidades públicas que colaboran con el proyecto sin que trascienda el impacto económico de esas acciones. Entre ellas están RTVE o la agencia de noticias EFE; Turespaña, el organismo público encargado de desarrollar el marketing y la estrategia del sector turístico español; el ICEX; el Ballet Nacional de España; o Correos, que ha editado varios libros y series filatélicas relacionadas con Marca España. 

Por ejemplo, Marca España organizó en 2015 conjuntamente con TEDAE (Asociación de Española de Empresas Tecnológicas de Defensa, Aeronáutica y Espacio) el acto España en el Espacio de promoción del sector aeroespacial. De igual manera,  la semipública Red Eléctrica de España apoyó, en el marco del Año Internacional de la Luz, la proyección del espectáculo audiovisual España Hoy, organizado conjuntamente con el Ayuntamiento de Madrid, en octubre de 2015. "En ambos casos las contribuciones consistieron en la asunción directa de costes de organización por dichas entidades", explican en el organismo.

Reciente polémica

El último movimiento dentro de la oficina del Alto Comisionado de la Marca España soliviantó a los familiares de los 62 militares españoles que perdieron la vida en 2003 en un accidente de avión cuando regresaban de Afganistán. A la institución se incorporó el pasado abril el diplomático Javier Jiménez-Ugarte, exsecretario general de Política de Defensa y número tres de dicho departamento en la etapa en que lo dirigía Federico Trillo.

Jiménez-Ugarte fue la persona designada por Trillo para encargarse de la relación con los familiares de las víctimas del Yak-42, que siempre han denunciado el trato irrespetuoso que les profesó. Sara García Díaz, hermana del cabo David García Díaz, uno de los fallecidos en el accidente, escribió en un duro artículo publicado en infoLibre que el diplomático había tratado con las víctimas "sin el más mínimo atisbo de sensibilidad" y en el que cuestionaba su nombramiento para representar la imagen de España en el exterior.

 

infoLibre se puso en contacto el pasado 24 de abril con el departamento de comunicación del Ministerio de Exteriores para remitirle varias cuestiones. Las preguntas trasladadas, que no han sido respondidas hasta el momento, son las siguientes:

El 40% del dinero que Exteriores dio a la Oficina de la Marca España se destinó al pago de "vehículos y conductores"

El 40% del dinero que Exteriores dio a la Oficina de la Marca España se destinó al pago de "vehículos y conductores"

1) ¿Cuál fue/es el presupuesto público global que manejó/tiene previsto manejar el proyecto Marca España (Alto Comisionado del Gobierno, su Oficina y el Director de ésta) en los ejercicios 2012, 2013, 2014, 2015, 2016 y 2017?

​2) ¿Es posible tener el desglose de los conceptos concretos a los que se dedicó/dedicará ​el presupuesto público​ con el que cuenta el proyecto Marca España​ y en qué partidas de los Presupuestos Generales del Estado se incluyen?

3) ¿A cuánto ascendieron en los ejercicios de 2012, 2013, 2014, 2015 y 2016 las indemnizaciones por los gastos de viaje, estancias y traslados ingresadas tanto por el Alto Comisionado del Gobierno para la Marca España como por el Director de la Oficina?

Más sobre este tema
stats