LA PORTADA DE MAÑANA
Ver
Las elecciones vascas se convierten en un esprint por los indecisos, Álava y por erosionar a EH Bildu

Elecciones municipales y autonómicas 2019

No es solo Madrid: Podemos e IU irán separadas a las autonómicas en otras siete comunidades

Pablo Iglesias y Alberto Garzón, en una imagen de archivo.

La confluencia de Podemos e IU a nivel autonómico se resquebraja. La federación de izquierdas confirmó este martes que se aliará con Anticapitalistas para presentar lista propia en la Comunidad de Madrid y, aunque invitó a la formación morada a sumarse a un proceso de primarias conjunto, el acuerdo entre ambas fuerzas parece más lejos que nunca. Y, pese a que el eco mediático de esta última ruptura ha sido mucho mayor por producirse en Madrid, no es la única comunidad donde Podemos e IU no han logrado ponerse de acuerdo para las autonómicas: Asturias, Cantabria, Navarra, Aragón, Región de Murcia, Castilla y León y Canarias son otros siete territorios en los que las negociaciones se han roto.

El próximo 26 de mayo se celebran elecciones autonómicas en 12 comunidades, todas menos Galicia, Cataluña, Andalucía y País Vasco, además de la Comunitat Valenciana, que las celebrará el 28 de abril para hacerlas coincidir con las generales. La intención de las direcciones estatales de Podemos e IU era presentarse en coalición en el mayor número de territorios posible, y así lo pactaron en el acuerdo marco que suscribieron ambas fuerzas en junio del año pasado, donde señalaron su "firme voluntad" de acuerdo "en cada una de las comunidades autónomas".

Hubo regiones como Asturias en las que tanto Podemos como IU asumieron desde el principio que era poco menos que imposible cerrar una lista conjunta por la mala relación que mantienen ambas direcciones, y precisamente allí fue el primer lugar donde quedó claro que IU y Podemos presentarían listas separadas, ya que en junio del año pasado, la militancia de la federación asturiana de IU votó por amplísima mayoría (un 83,3% de los votos) ni siquiera iniciar negociaciones para confluir con el partido morado. No obstante, IU sí concurrirá en coalición con Podemos en las generales de abril ocupando el tercer puesto de la lista conjunta.

Pero, con el paso de los meses, al Principado se han sumado otras comunidades a las que este martes se unió Madrid. Aragón es otra de las autonomías donde no habrá acuerdo y Podemos e IU se presentarán por separado como ya hicieron en 2015, después de que a principios de este mes Podemos diera carpetazo a las negociaciones que mantenía con IU y la federación confirmase este mismo martes que las conversaciones están rotas. Las listas han sido el principal motivo de desencuentro: IU pedía los segundos puestos en las candidaturas de Zaragoza, Huesca y Teruel, y Podemos no estaba dispuesto a ceder estas posiciones.

El problema que ha llevado a que ambas fuerzas tampoco se hayan podido poner de acuerdo en Canarias ha sido muy similar al de Aragón: las aspiraciones de Podemos e IU de ocupar el mayor espacio posible en las listas. El partido morado sí ha alcanzado un acuerdo con Equo y Sí se puede en las islas, pero hace dos semanas el coordinador regional de IU, Ramón Trujillo, confirmaba que la federación no iba a unirse al mismo. "Nuestras propuestas no siempre son las mismas que las de otros socios y, por lo tanto, necesitan un espacio de visibilidad", lamentaba Trujillo hace unos días, mientras la dirección canaria de Podemos acusó a IU de "enrocarse en exigir los primeros puestos" de las listas cuando la implantación territorial de la formación en Canarias es escasa.

La crisis de Podemos en Cantabria y Navarra

Por el contrario, el detonante de la ruptura de IU con Podemos en Cantabria y Navarra ha sido la crisis interna del partido morado en estas dos comunidades. En la primera de las dos autonomías, las primarias de Podemos fueron suspendidas por la justicia el pasado noviembre de manera cautelar por la posibilidad de que el partido morado hubiera cometido una irregularidad al no dejar presentarse a la secretaria general del partido en Cantabria, Rosana Alonso, acusada de incumplir el código ético por no actuar ante la denuncia de acoso laboral contra el diputado José Ramón Blanco, exlíder autonómico de Podemos.

El cisma interno provocó que, en enero, Podemos decidiera desvincularse de su propio grupo parlamentario en el parlamento cántabro, y hace unas semanas la cúpula estatal del partido decidió designar una lista electoral para las autonómicas sin celebrar primarias. Pero, habida cuenta de la profunda crisis interna en la formación morada, IU y Equo han decidido cerrar la puerta a un acuerdo para las autonómicas alegando que no hay un marco "mínimamente estable" en el que negociar. "La judicialización de sus posibles candidaturas, el escaso interés en permitir la visibilidad de todas las organizaciones, las demoras continuas y sus problemas internos han impedido avanzar en el proceso de forma satisfactoria", denunciaron ambas formaciones.

En Navarra, por su parte, Podemos está partido en dos después de que cuatro de los siete diputados de su grupo en el Parlamento Foral, liderados por la ex secretaria general Laura Pérez, decidieran el pasado diciembre expulsar de dicho grupo a los tres parlamentarios leales a la dirección autonómica como colofón de una larga crisis larvada durante meses. Habida cuenta de esta situación, el pasado enero la federación navarra de IU aprobó por amplia mayoría concluir las conversaciones que había abierto con el partido morado argumentando que no se daban "las condiciones suficientes" para poner en marcha una coalición. "Juntos corremos el riesgo de sumar menos que por separado", aseguró entonces el portavoz de IU en el Parlamento de Navarra, José Miguel Nuin.

Iglesias apunta a "una trama criminal que vincula a policías corruptos, medios y empresarios" tras declarar por el 'caso Villarejo'

Iglesias apunta a "una trama criminal que vincula a policías corruptos, medios y empresarios" tras declarar por el 'caso Villarejo'

Madrid, como Murcia y Castilla y León

El caso de la Región de Murcia, por el contrario, es casi calcado al de la Comunidad de Madrid, ya que IU ha alcanzado un acuerdo con Anticapitalistas en la región para conformar una candidatura conjunta bajo el nombre Cambiar la Región de Murcia y ha invitado a Podemos a unirse al espacio. La fractura se produjo después de que las negociaciones que mantuvieron durante meses Podemos e IU se rompieran en diciembre, algo que la dirección regional de la federación de izquierdas achacó a la negativa de Podemos a elegir la candidatura en primarias abiertas –como ha ocurrido en la Comunidad de Madrid– y a incluir las siglas de IU en la marca electoral.

Castilla y León es la octava comunidad donde no se ha alcanzado un acuerdo entre Podemos e IU para concurrir conjuntamente a las elecciones. Después de meses de conversaciones infructosas que se estancaron, la federación castellanoleonesa de IU presentó el pasado miércoles su alianza con pequeñas formaciones como Anticapitalistas, Partido Castellano o Alternativa Republicana, y celebrará primarias conjuntas para escoger a los candidatos. Por su parte, el líder de Podemos Castilla y León, Pablo Fernández, aseguró que la confluencia que busca el partido morado es "con un proyecto de mayoría social". "Respeto los proyectos que pretendan interpelar a una minoría de la sociedad, pero nosotros queremos un proyecto mayoritario", afirmó Fernández, que aseguró que había hecho "ímprobos esfuerzos" por alcanzar un acuerdo.

Más sobre este tema
stats