LA PORTADA DE MAÑANA
Ver
Las farmacéuticas se resisten a crear nuevos antibióticos mientras Ucrania dispara el temor a una crisis sanitaria

Congreso de los Diputados

Nueve diputados cobran un 'sobresueldo' mensual por integrar una comisión que sólo se reunió una vez en un año

Sesión de constitución de la Comisión de Reglamento.

La XII Legislatura arrancó hace poco más de un año, el 19 de julio de 2016. Ese día se constituían las Cortes tras las elecciones del 26 de junio y tras una cortísima XI Legislatura que se extinguió sin investidura de presidente. Durante ese breve periodo de tiempo (enero-mayo de 2016), el Congreso de los Diputados fue testigo de un hecho inédito hasta entonces: dos diputados de la Mesa –de un total de nueve–, el órgano de Gobierno de la Cámara, renunciaron al complemento salarial al que tienen derecho por integrar también la prácticamente inactiva Comisión de Reglamento. Pero el cambio de legislatura puso fin a esta práctica inaugurada entonces por los dos parlamentarios del PSOE y a la que el Grupo de Unidos Podemos llegó a anunciar su adhesión, aunque después no la llevó a la práctica, según confirmaron fuentes parlamentarias.

Un escrito de la Secretaría General del Congreso de los Diputados fechado el pasado 25 de julio y dirigido a infoLibre tras una consulta a través del portal de la transparencia de la institución recoge que "ningún miembro de la Mesa del Congreso de los Diputados ha renunciado al complemento que les corresponde como miembros de la Mesa de la Comisión de Reglamento en la XII Legislatura". Las cantidades que se han podido embolsar los nueve miembros de la Mesa, cuyos cargos se trasladan de forma simétrica a la estructura de la Comisión de Reglamento, van desde los 1.445,62 de la presidenta, Ana Pastor, a los 704,63 que percibe un secretario. Todo en 14 pagas.

Es el artículo 47 del reglamento del Congreso el que establece cómo se estructura esta comisión: "Estará formada por el presidente de la Cámara, que la presidirá" y "por los demás miembros de la Mesa del Congreso de los Diputados que designen los grupos parlamentarios".

Durante el año de la presente legislatura, según el registro de la Cámara baja, la comisión de Reglamento se ha reunido en una sola ocasión. Fue el 12 de septiembre de 2016 y el motivo fue la constitución de la misma. Duró cinco minutos exactos, según el Diario de Sesiones: de las cuatro y cinco de la tarde a las cuatro y diez.

Además, no tiene fijada próxima reunión, pero sí iniciativas que tramitar: la solicitud de la creación de una ponencia para la reforma del Reglamento del Congreso (a petición del PSOE), una proposición de reforma del Reglamento para la regulación de los grupos de interés (Partido Popular)(Partido Popular)y otra proposición para el control por el Congreso de acuerdos parlamentarios sin fuerza de ley (PNV).

La Comisión de Reglamento está integrada ahora por Ana Pastor (PP, presidenta); José Ignacio Prendes (Ciudadanos, vicepresidente primero); Micaela Navarro (PSOE, vicepresidenta segunda); Rosa María Romero (PP, vicepresidenta tercera); Gloria Elizo (Unidos Podemos, vicepresidenta cuarta); Alicia Sánchez-Camacho (PP, secretaria primera); Juan Luis Gordo (PSOE, secretario segundo); Marcelo Expósito (En Comú Podem, secretario tercero), y Patricia Reyes (Ciudadanos, secretaria cuarta).

Estos ingresos complementarios se suman al sueldo base de los parlamentarios, conocido como "asignación constitucional" y fijado en 2.813,87 euros, y a la "indemnización" –dieta– que, también en 14 pagas, reciben en función de la circunscripción por la que fueron elegidos. Esta última cantidad, libre de impuestos, está fijada en 870,56 euros para los parlamentarios que fueron en la lista de Madrid y en 1.823,86 euros para el resto. También hay que sumar a estos conceptos, en el caso de los nueve diputados de la Mesa, los propios complementos que les corresponde por formar parte del órgano de Gobierno del Congreso: van de los 9.212 euros de la presidenta a los 2.464 de los secretarios.

Los miembros de la Mesa, según informan desde la Secretaría General de la Cámara, pueden recibir un complemento mensual por razón del cargo que ocupen en alguna de las comisiones de la Cámara. Si bien, si formasen parte de varias como portavoces o miembros de las Mesas, solo podrían percibir uno de ellos, de conformidad con lo establecido en el régimen económico de los diputados. Es decir, que si, además de desempeñar un puesto en la Mesa de la Comisión de Reglamento, integran otra comisión, tienen que elegir. Por lo general, optan por ingresar la mayor de las cantidades.

Durante la X legislatura, entre diciembre de 2011 y enero de 2016, los nueve miembros de la Mesa se embolsaron 441.429,07 euros por ocupar un puesto en dicha Comisión de Reglamento, que sólo se reunió en dos ocasiones en cuatro años. En total, 49.047 euros de media por cada uno de los nueve diputados. La presidía el conservador Jesús Posada, también presidente del Congreso.

La renuncia del PSOE y el anuncio de Podemos

El 12 de febrero de 2016, Patxi López, por aquellas fechas presidente del Congreso, y Micaela Navarro anunciaron que el día 3 de ese mismo mes habían presentado de forma oficial una renuncia a percibir el complemento al que tenían derecho por integrar la Comisión de Reglamento. Dos semanas antes infoLibre había desvelado que los nueve diputados que la integraron en la X Legislatura se embolsaron de media 49.000 euros.

El 16 de febrero, los miembros de Podemos en la Mesa del Congreso de los Diputados anunciaron que "en los próximos días" renunciarían también a este sobresueldo. El anuncio se quedó en papel mojado. El 13 de junio, tras una solicitud de información de este periódico sobre qué diputados habían renunciado a este ingreso de forma oficial, desde la Secretaría General del Congreso respondieron que lo habían hecho dos parlamentarios.

Del 'caso Moix' a los privilegios de las grandes empresas: las mejores exclusivas que 'infoLibre' desveló en 2017

Del 'caso Moix' a los privilegios de las grandes empresas: las mejores exclusivas que 'infoLibre' desveló en 2017

Desde la Cámara no identificaron personalmente a los parlamentarios alegando motivos de protección de datos, pero este diario pudo comprobar, en fuentes parlamentarias y del Grupo Socialista, que se trataba de López y Navarro, ambos del PSOE.

La información facilitada por la Cámara baja puso de manifiesto que el grupo de Unidos Podemos, que en su día aseguró a este periódico que iba a renunciar a ese complemento, no llegó a formalizar la petición. El partido de Pablo Iglesias llegó a las instituciones con la promesa de la renuncia de "privilegios": limitación de salarios, no a los coches oficiales, no a las tarjetas de taxi, no a la conexión a internet en sus domicilios a costa de los presupuestos de las Cámaras...

En el caso de los parlamentarios de Podemos, su código ético fija una limitación salarial para sus cargos públicos de tres salarios mínimos (1.965,6 euros), por lo que estos complementos no habrían ido a engrosar directamente los bolsillos de sus diputados, sino al propio partido, asociaciones, ONG...

Más sobre este tema
stats