LA PORTADA DE MAÑANA
Ver
La firma para la que medió el novio de Ayuso logró el mayor importe en contratos de emergencia de la Xunta

Caso Gürtel

Puig pide a Camps que dimita por "ética" de su puesto consultivo en la Generalitat: 58.000 euros al año, despacho, coche oficial y secretaria

Mariano Rajoy y Francisco Camps saludan a los asistentes en el mitin de mayo de 2011 en la plaza de toros de Valencia.

infoLibre

El presidente de la Generalitat valenciana, Ximo Puig, ha afirmado este miércoles que su antecesor al frente del Consell Francisco Camps debe abandonar el Consell Jurídic Consultiu (CJC), después de ser señalado por los implicados en el caso Gürtel, por "ética" aunque ha insistido en que esta trama "va más allá de un comportamiento personal" porque afecta de "forma nuclear" al PPCV.

Puig —que ha realizado estas declaraciones antes de que se produjera la comparecencia del ex número 2 del PP valenciano Ricardo Costa en el juicio de la rama valenciana de Gürtel— ha señalado al respecto que "como siempre" el Gobierno valenciano "respeta" las decisiones que adopten las Corts valencianas, que este miércoles está previsto que debatan si reclamar que Camps deje el CJC.

Al respecto, ha considerado que "debería haber una actuación directa de la persona concernida" porque "hay cuestiones que tienen que ver con la ética que cada uno tiene que asumir" y "las responsabilidades políticas se tienen que asumir en primera persona" ya que las responsabilidades jurídicas "están camino de dilucidarse".

En cualquier caso, ha subrayado que "el elemento fundamental" es que "va más allá de lo que ha sido un comportamiento personal" porque "esto no ha sido el problema de una persona, de dos o de una docena" sino que es "un problema que afecta de manera nuclear a un partido que ha dirigido la Comunitat Valenciana durante 20 años y que en muchas convocatorias electorales, al parecer, ha actuado fuera de la ley". "Y esto es muy grave", ha constatado.

Por contra, ha destacado que el actual Gobierno valenciano están "intentado cambiar el paradigma de la Comunitat Valenciana" y de hecho ha resaltado que en estos dos años y medio "se ha conseguido en gran parte". Por ello, ahora se trata "sencillamente de que se asuman las responsabilidades penales, políticas y finalmente que devuelvan el dinero sustraído".

Sin comportamientos arbitrarios

Nada más abandonar su puesto en 2011, Camps fue el primer presidente valenciano en acogerse al reglamento que permite a los expresidentes de la comunidad integrarse como vocal nato del Consejo Jurídico Consultivo, una especie de Consejo de Estado autonómico, encargado de realizar informes previos sobre las leyes o normas que prevé sacar adelante el Govern de la Generalitat. Ese puesto tiene un salario de 58.000 euros anuales.

Además, Camps reclamó tener despacho propio, coche oficial con chófer y secretaria personal, con cargo también al erario público. Hasta 140.000 euros al año, según publicó El Confidencial.

Les Corts deciden este jueves

Les Corts debaten pedir a Camps que renuncie al cargo público por el que se embolsa 58.000 euros

Les Corts debaten pedir a Camps que renuncie al cargo público por el que se embolsa 58.000 euros

Representantes de los grupos parlamentarios PSPV, Compromís, Podemos y Ciudadanos han reclamado a Francisco Camps que abandone el CJC tras la declaración del ex secretario general del PPCV Ricardo Costa, mientras el PP ha indicado que si dimite o no es "una decisión personal".

Así lo han indicado en declaraciones a los medios en los pasillos de las Corts Valencianes tras la declaración. Precisamente, Compromís ha presentado una proposición no de ley, que ha sido firmada por todos los grupos a efectos de tramitación, en la que se pide la dimisión de Camps como miembro del CJC y reformar la ley que regula el Estatuto de expresidentes. El PP ha presentado una enmienda, aunque por el tipo de iniciativa los letrados de la cámara deberán decidir si se puede incorporar al texto.

El portavoz de la coalición, Fran Ferri, ha explicado que es "una vergüenza democrática" que Camps continúe asesorando al Consell desde el CJC y ha lamentado que la enmienda del PP a su texto "se carga toda esa parte" en la que se pide la dimisión, por lo que en caso de que sea debatida, no la aceptarán. "Les pido que sean valientes y se sumen", ha dicho, para explicar que esta iniciativa no tiene vinculación jurídica y se trata de un gesto reprobatorio de la Cámara.

Más sobre este tema
stats