El nuevo ciclo político

Sánchez usa el 'Brexit' para avisar contra la "polarización" de la política y los referendos que llevan a la "ruptura"

Comparecencia del Gobierno ante el pleno del Congreso de los Diputados.

infoLibre

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, ha urgido a "los principales actores de la oposición" a que "abandonen el bloqueo" y permitan que se forme un Ejecutivo "progresista" que pueda acometer las "grandes transformaciones" que necesita España y que deben basarse en amplios consensos.

Se trata de la primera referencia que Sánchez hace a las dificultades para ser investido, a los 40 minutos de que iniciase su primera intervención en el Pleno del Congreso para explicar la participación española en las últimas cumbres europeas sobre el Brexit.

Sánchez ha pedido a los partidos principales de la oposición, esto es a PP, Ciudadanos y Unidas Podemos, a que reflexionen sobre sus posiciones mirando a Europa, donde los comicios europeos de mayo arrojaron también una "aritmética compleja", que no impidió acordar el reparto de poder en las instituciones comunitarias.

En el inicio de su primera intervención, Sánchez sí había puesto en valor cómo en los comicios al Parlamento Europeo del 26 de mayo, España y el resto de Europa se conjuraron contra el "peligro" que representan las fuerzas populistas y eurófobas.

Pero ha advertido de que la "amenaza de retroceso" que representan estas fuerzas sigue ahí, y sólo podrán "imponer su visión" condicionando el lenguaje de otros actores políticos que "hace tiempo tenían una posición moderada y de encuentro y que ahora se han dejado arrastrar por los extremos".

"Tomar nota" del BrexitBrexit

El presidente del Gobierno en funciones ha llamado a los diputados a "tomar nota" de lo sucedido en Reino Unido con el Brexit, con la "polarización" y la "ruptura" de la sociedad británica, y les ha pedido que actúen "en consecuencia".

Durante su intervención en el pleno del Congreso, el Brexit le ha servido a Sánchez para advertir contra los referendos que obligan a elegir entre "alternativas absolutamente excluyentes" y también de las amenazas "que se ciernen sobre la democracia representativa cuando la política se limita a bloques antagónicos que niegan la pluralidad y los matices hasta hacer imposible el entendimiento" y remplazar la deliberación por el frentismo.

Sánchez, que poco antes ha urgido a "los principales actores de la oposición" a que "abandonen el bloqueo" y permitan que se forme un Ejecutivo "progresista", ha advertido de que ni siquiera las democracias más arraigadas como la británica "están a salvo de la banalización de la política a través de la polarización y de la ruptura", que conducen a un "callejón sin salida".

El jefe del Ejecutivo también ha utilizado la salida del Reino Unido de la UE para avisar contra los referendos, alertando de que "en las sociedades modernas no hay ninguna pregunta que se pueda contestar con un sí o un no", porque el resultado es "un callejón sin salida" --aunque no ha mencionado expresamente al independentismo catalán--.

"Limitar la capacidad de elección a dos alternativas mutuamente excluyentes solo puede crear fractura social y territorial y debilitamiento institucional. Evitemos la tentación del conflicto fácil y lideremos con el ejemplo", ha dicho en parte de su intervención.

Tras insistir en que la salida británica es una decisión contraria a la dinámica de los tiempos y que su único legado es "añadir incertidumbre", ha incidido en que el Brexit "nace de la polarización y el debilitamiento de la democracia deliberativa".

Sus promotores, ha proseguido, "invocaron el mandato de un solo pueblo al que engañaron con mentiras" sobre la "factura" de pertenecer a la UE, sobre el efecto "idílico" de la salida y sobre la rapidez con que se podían negociar acuerdos comerciales con terceros países.

Eso, ha señalado Sánchez, lo hicieron conscientemente de que ofrecer una salida binaria "sin matices o sin ninguna posibilidad de explorar una tercera vía que limitase el sufrimiento o la incertidumbre conduce a la negación de los matices que son la esencia misma de la democracia".

Londres pide "flexibilidad" a la Unión Europea aplazando el debate sobre el 'backstop' a la fase de transición

Londres pide "flexibilidad" a la Unión Europea aplazando el debate sobre el 'backstop' a la fase de transición

Más sobre este tema
stats