LA PORTADA DE MAÑANA
Ver
Los Gobiernos, el Congreso, la élite de los partidos y hasta el Ejército sirven de cantera al negocio del lobby

Lecturas infalibles

'A sangre fría', “un libro-escuela” para Lucía Carballal

La dramaturga Lucía Carballal.

“Las preguntas acerca del Mal, qué hace posible que suceda el crimen, qué cuentan los crímenes de las sociedades en los que tienen lugar…”: todas estas cuestiones llaman la atención de Lucía Carballal (Madrid, 1984). La dramaturga encuentra respuestas en A sangre fría, de Truman CapoteA sangre fría, y convierte esta novela de no ficción en su sugerencia para Lecturas infalibles, la sección veraniega que recomienda, de mano de escritores y periodistas, una obra literaria para que los lectores de infoLibre se decidan a pasar los meses de calor entre sus páginas. “Mientras leía, tomaba notas en un cuaderno rojo que aún conservo. Creo que me lo tomé como un libro-escuela. Sobre todo me impresionó la capacidad del autor para aproximarse al criminal con una mezcla de afecto y curiosidad”, comenta Carballal sobre esta obra.

 

Julián Casanova, tras la frontera entre historia y ficción de Truman Capote

Julián Casanova, tras la frontera entre historia y ficción de Truman Capote

A pesar de ser un tema amargo —Capote explica el asesinato de una familia en Estados Unidos y muestra el sistema judicial que sentencia a pena de muerte a los criminales— la autora de Los Temporales (2016) y Una vida americana (2018) asegura que la obra recomendada es adictiva. “En la actualidad estamos hastiados de asesinatos en las ficciones. Es un gusto abordar el asunto desde una perspectiva tan refinada y profunda como la de Capote”, argumenta.

“La implicación personal de Capote en el relato es muy notoria. Hay algo profundamente íntimo que expone con crudeza a través de la ficción. Me interesa esa aproximación a la escritura”, declara la aprendiz de Juan Mayorga, que fue su profesor y que también ha hecho su aparición en esta sección. El libro de escritor estadounidense supuso una revolución en el mundo del periodismo, que lo halagó por su realismo y la calidad del reportaje periodístico, fruto de la documentación necesaria para la reconstrucción del argumento de la novela. El libro, considerado una de las primeras novelas de no ficción, se convirtió en un pilar del que sería llamado nuevo periodismo.

De otra periodista estadounidense, Vivian Gornick, y por razones diferentes, recomienda la narración autobiográfica que relata en Apegos feroces a partir de la descripción de la relación de la protagonista con su madre: “Un retrato del Bronx de los años cuarenta a través de sus mujeres. La novela es conmovedora, ácida, divertida”. La escritora, considerada una de las voces más destacadas de la segunda ola feminista del país norteamericano, presenta cómo las mujeres luchan toda su vida contra una idea del amor que les pone en el lugar de estar dedicadas al cuidado de los demás de forma desinteresada.

Más sobre este tema
stats