PORTADA DE MAÑANA
Ver
Hospitales concertados, aseguradoras, 'big pharma' y la Iglesia intentan frenar la nueva ley sanitaria

El Gobierno plantea una subida de las cotizaciones máximas un 30% a lo largo de los 30 próximos años

El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá.

El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, ha evitado este jueves ofrecer cifras sobre cuánto quiere que se suban las bases máximas y la pensión máxima en las próximas décadas porque la negociación con los agentes sociales sigue en marcha, según informa Europa Press.

"Hablar de cifras cuando estamos buscando una convergencia sobre esos parámetros es claramente prematuro", ha señalado el ministro en la rueda de prensa del avance de afiliación de noviembre.

Escrivá respondía así al ser preguntado por la publicación en prensa de que la propuesta que ha realizado a sindicatos y empresarios es subir la base máxima y la pensión máxima de cotización un 30%, más la inflación, en un plazo de 30 años.

En el caso del Mecanismo de Equidad Intergeneracional (MEI), que establece una sobrecotización del 0,6% hasta 2032, el diario El País publica este jueves que el Gobierno baraja extenderlo hasta 2050, extremo que tampoco ha querido confirmar el ministro para no enturbiar la negociación.

CCOO y UGT han lanzado un comunicado en el que aseguran que la propuesta de subir las bases máximas y la pensión máxima un 30% en 30 años ya la hizo el año pasado el Ministerio y es solo el reflejo de su posición en el marco de una negociación en la que también se tendrán en cuenta las propuestas de sindicatos y empresarios.

En el componente 30 del Plan de Recuperación remitido por el Gobierno a Bruselas, que hace referencia a la reforma de las pensiones, ya se planteaba el objetivo de elevar gradualmente la base máxima de cotización, acompasada de una adaptación a la misma de la pensión máxima, a lo largo de 30 años. Esta medida, según se especificaba en el Plan, afectará a todos los trabajadores y pensionistas del sistema.

"La adaptación del sistema requiere de una adecuación gradual de las bases de cotización máxima que deberá ser concurrente con una modificación de la pensión máxima para no alterar la naturaleza contributiva del sistema. Que la evolución de las bases máximas se acomode a una senda muy gradual y conocida de antemano permite además adaptarse a los agentes económicos adecuadamente", exponía entonces el Gobierno.

Escrivá ha defendido hoy que, aunque se trata de temas "prolijos", su sensación es que esta negociación no va a ser más lenta que otras, pero ha reconocido que debe "terminar pronto". "Tenemos que tener esto cerrado antes de fin de año, es el objetivo", ha precisado.

Por eso y porque incluirá elementos que requieren "rapidez", el ministro ha confirmado que esta segunda pata de la reforma de pensiones —que abordará la evolución de las bases máximas y el periodo de cálculo y las lagunas de cotización— se aprobará mediante un Real Decreto-ley. "Es el instrumento normativo que tenemos en la cabeza, y no sólo para cumplir con Bruselas", ha explicado.

La sobrecotización del MEI es "extremadamente baja"

En relación al MEI, Escrivá ha asegurado que la sobrecotización del 0,6% que arranca en 2023 es "extremadamente baja y no cambia en ningún caso la situación de costes laborales de las empresas".

De hecho, ha señalado que esta sobrecotización elevará el coste por hora trabajada que pagan las empresas por cada trabajador desde los 20,9 euros a 21 euros, mientras que la media europea está en torno a los 26 euros y otros países superan los 30 euros.

"Cuando hemos visto estos elementos, hemos mirado con muchísimo cuidado que no haya efectos negativos sobre la competitividad de las empresas españolas", ha afirmado.

La pensión media mensual en 2023 será 165 euros superior a la que se cobraría con la subida del 0,25% aprobada por el PP

La pensión media mensual en 2023 será 165 euros superior a la que se cobraría con la subida del 0,25% aprobada por el PP

Más sobre este tema
stats