Diálogo Social

UGT cree insuficiente la primera propuesta del Gobierno sobre la reforma laboral y CCOO no la ve como documento de debate

La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, con los dirigentes de las patronales, Antonio Garamendi y Gerardo Cuerva, y de los sindicatos CCOO, Unai Sordo, y UGT, Pepe Álvarez.

La segunda reunión del Gobierno con la patronal y los sindicatos para negociar la derogación de la reforma laboral fue breve y poco productiva. El Ministerio de Trabajo presentó una propuesta que ha decepcionado a UGT y que CCOO considera que sólo es de “refresco”, pero no “un texto para el debate”. “La patronal no debería tener problema para asumir los planteamientos del documento del Gobierno, nosotros sí los tenemos”, resume el secretario de Política Sindical de UGT, Gonzalo Pino. CEOE y Cepyme, por su parte, sólo enviaron a la reunión de esta mañana a personal técnico, “sin capacidad de decisión”, lamentan los sindicatos.

“Es la representación que se ha considerado que tenía que ir”, se ha limitado a explicar la CEOE al respecto a preguntas de infoLibre. A partir de ahora, se sucederán las reuniones semanales todos los miércoles, en una negociación que se adivina dura. “Esta no es una mesa técnica”, subraya Gonzalo Pino, “sino que tiene un planteamiento ideológico: echar atrás la reforma laboral que impuso un Gobierno neoliberal”.

El Ministerio de Trabajo había trasladado a los agentes sociales un documento en el que se recuperan las cuestiones ya tratadas “y más o menos acordadas” en el Diálogo Social hasta febrero de 2020, antes de la pandemia: la devolución al convenio sectorial de la prioridad aplicativa frente a los convenios de empresa y la reforma de la subcontratación. Sin embargo, Pino echa en falta asuntos que se dejaron sobre la mesa hace un año, como la identificación de la actividad principal de la empresa que subcontrata –para que sólo pueda subcontratar servicios ajenos a la actividad principal de la empresa–. De forma que el último documento tiene “poco que ver con lo que dejamos construido entonces”, protesta. “Falta mucho por hablar y por concretar”, apunta por su parte Mari Cruz Vicente, responsable de Política Sindical de CCOO.

La propuesta de Trabajo incluye recuperar la prevalencia del convenio sectorial sólo en materia de salarios. “Nuestra intención es que desaparezca todo el punto 2 del artículo 84 del Estatuto de los Trabajadores”, replica Mari Cruz Vicente, donde se detallan los siete elementos en los que el convenio de empresa tiene ahora prioridad de aplicación sobre el sectorial, desde el salario y las horas extras hasta la distribución del tiempo de trabajo y la clasificación profesional. No obstante, la dirigente de CCOO cree que sólo son fundamentales “los salarios y las horas extraordinarias”; el resto de las materias, “como los planes de igualdad o la distribución de la jornada, se desarrollan en el ámbito de la empresa”.

Sindicatos y patronal llevarán sus propias contrapropuestas a la reunión del próximo miércoles, en una negociación que, a juicio de Mari Cruz Vicente, no debería prolongarse más de dos o tres semanas. “Los temas están más que hablados”, apunta. Y que, además, corre prisa por imperativo comunitario: las medidas deben incluirse en el Plan Nacional de Reformas que debe enviarse a Bruselas. Por eso, instan al Gobierno a tomar una decisión aun cuando no se llegue a un acuerdo con la patronal, que no quiere ni oír hablar de derogar la reforma de 2012. Cuestión distinta son la lucha contra la temporalidad y los cambios en las modalidades de contratación, temas sobre los que aún no se ha empezado a hablar siquiera.

Yolanda Díaz destaca la "buena acogida" que ha tenido la reforma laboral en sus reuniones en Bruselas

Yolanda Díaz destaca la "buena acogida" que ha tenido la reforma laboral en sus reuniones en Bruselas

Más sobre este tema
stats