Terrorismo islamista

Rusia investiga si el líder de Estado Islámico murió en mayo en uno de sus ataques en Raqqa

El líder de un Estado Islámico mermado pasa de 'califa' a fugitivo

infoLibre

El Ministerio de Defensa ruso está tratando de confirmar los informes que apuntan que el líder de Estado Islámico, Abú Bakr al Baghdadi, habría muerto como consecuencia de los bombardeos realizados por la aviación rusa a finales de mayo en la ciudad siria de Raqqa, el principal bastión del grupo terrorista en Siria.

Según la información de la agencia de noticias rusa Tass recogida por Europa Press, el Estado Mayor de la Defensa ruso está analizando los informes sobre un bombardeo de cazas rusos contra las posiciones de Estado Islámico en un barrio del sur de Raqqa a finales de mayo.

El ataque aéreo de los cazas rusos tuvo lugar el 28 de mayo y fue dirigido contra una reunión de altos cargos del grupo terrorista, en la que se cree que podría estar presente Abú Bakr al Baghdadi, máximo responsable de Estado Islámico y autoproclamado califa.

El Estado Islámico muestra los restos de la mezquita destruida en Mosul y culpa a la coalición

Más sobre este tema
stats