X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
¡A la escucha!

Más terremotos celestiales y menos terrenales

Publicada el 11/04/2020 a las 06:00

Cumplimos el mes y aquí seguimos. Asumiendo que, en esto, si no estamos juntos, si no nos apoyamos en los de alrededor, nada funcionará. Parecen muy lejanos ahora aquellos primeros días de confinamiento, en los que nos inventábamos mil actividades y en los que quedarse en casa era casi casi un reto comunitario por ver quién lo llevaba mejor. Ahora pesan los días y sabemos que todavía, como mínimo, quedan 15 días más. Hace unos días publicaba una carta a todos los que estabais en casa básicamente para deciros que se os echa mucho de menos. Que la sensación de soledad estos días ha sido extrema, que salir a la calle no lo sentía ni mucho menos como un privilegio y que esta ciudad, Madrid, que ya es parte de mi vida, que la siento como mía, que me siento de ella, es inmensamente triste sin vosotros. Paradas de autobús desiertas, calles tomadas por las palomas que parecen molestarse cuando intuyen llegar mi coche, semáforos en los que no hay nadie cruzando...Sí, esta ciudad sin vosotros no es lo mismo.

Lo que más impresiona estos días es precisamente eso, el silencio. Sólo lo rompen los sonidos de los pájaros, que se han hecho más intensos estos días, sobre todo cuando no llovía. La ciudad nos ha descubierto sus propios sonidos y el cielo también. En las redes seguro que os han llegado vídeos de sonidos extraños que se han podido escuchar estos días en varias ciudades de España. Son sonidos parecidos a los de las trompetas, o sonidos de ruido de lluvia en días claros, en los que no hay ni una sola nube. Sonidos extraños que, cómo no, han dado para mil teorías de la conspiración. Pero es mucho más sencillo que todo eso. Con el silencio hemos descubierto que en el cielo también hay terremotos y que ocurren a menudo, pero que pocas veces los escuchamos porque nuestro trajín diario, los coches, los ruidos, los aviones, la música, nuestro ir y venir, lo tapan. Se llaman cielomotos y la NASA ha explicado por qué se generan: es el choque entre masas de aire frío y caliente. Ese choque es el que genera esos sonidos tan extraños que muchos han identificado como trompetas o como ruido de lluvia.

Es una cosa más que nos deja este confinamiento. Saber escuchar un poco más lo que tenemos alrededor y que, en circunstancias normales, ni percibimos. Los terremotos del cielo.

Viendo lo que se avecina, preferiría seguir escuchando esos encontronazos entre las masas de aire frío y caliente de la atmósfera y no escuchar los terremotos políticos que se intuyen van a ser lo único que escuchemos en los próximos días. Nos esperan semanas de tirarse los trastos entre unos y otros. Trump ha elegido a la OMS ante la falta de una oposición a la que culpar de todo. Aquí, el pimpampum es mucho más previsible y ni siquiera ahora, con la que está cayendo, con miles de muertos, con el país paralizado, con los sanitarios desfondados, con una pandemia que nos está desafiando a todos, con las residencias de mayores intentando contener el virus a raya, ni siquiera así son capaces de dejar de lado las diferencias ideológicas y remangarse para reconstruir juntos lo que quede de todo esto. Seguiremos contando los días que nos quedan para salir de esto. Seguiremos esa cuenta atrás. Intentando escuchar lo que antes ni siquiera percibíamos, intentando aportar en lo que podamos nuestro granito de arena. Escuchando el silencio, redescubriendo nuestra ciudad y a nuestros vecinos y grabándonos todo esto en la memoria para que cuando esto acabe, que acabará, no pasemos página demasiado rápido y recordemos todo lo que hemos escuchado estos días. Tengamos memoria de todo lo que está pasando, aquí y fuera de España. Para que el ruido no lo distorsione todo. Ánimo. Queda un día menos.

Más contenidos sobre este tema




5 Comentarios
  • logos logos 12/04/20 01:19

    El silencio, pues
    https://youtu.be/JTEFKFiXSx4

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

  • leondebarro leondebarro 11/04/20 12:31

    ¿que hemos hecho los que vivimos en "la piel de toro" (para que nadie se ofenda) para merecer a esta clase política de tan baja calidad?.
    Si el gobierno declara la alerta por lo que está sucediendo, malo, lo hace tarde. Si centraliza compras, tambien malo, en fin que no hay sentido de país por ningún lado, pero las previsiones que deberian haber tenido las diferentes CC.AA., eso no , la culpa del estado (pq no son los de mi cuerda los que gobiernan).
    SEÑORES POLITICOS, los elegimos para que eviten problemas, no para que nos creen mas y en casos como en el que estamos SE OLVIDEN DEL CARNET y de verdad arrimen el hombre a los que estén gobernando, ya que de otra manera lo único que conseguirán es que cada vez LES ODIEMOS MAS, a todos en general.
    Esto vale para este país en particular y el mundo (desgraciadamente) en general, de la llamada UE mejor ni comentar ...VOMITIVO.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    8

  • You65 You65 11/04/20 11:35

    Tengamos memoria de todo lo que está pasando... Un buen ejercicio para ser de una vez por todas un país serio y con miras de un verdadero crecimiento.
    La escucha siempre tan necesaria.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    6

  • Alfonso J. Vázquez Alfonso J. Vázquez 11/04/20 10:57

    Estando él en el poder Trump no puede echarle toda la culpa de lo que pasa al que tiene la Sanidad en sus manos y se busca un enemigo. Dado que ahora depende, encierto modo, de la China ahora se ha buscado la OMS para echarle la culpa del fracaso de su política de desmantelamiento de lo poco que pudo hacer Obama en Sanidad; es lo mismo que hicieron sus precedesores republicanos que arremtieron contra la UNESCO. Siempre en contra de lo que beneficia alpueblo: la Sanidad, la Cultura. Es la solución del incompetente. En España, pese a que la gestion de la Sanidad y de la Educacion estaba TRANSFERIDA A LAS COMUNIDADES, resulta que la culpa de que ninguna hiciera nada es del Presidente Sánchez, que fue el único que hizo algo. Prinero le acusaron de querer centralizar la Sanidad, ¡ojalá lo hubiera conseguido!; ¿no habría que aplicarle el art. 155 ese que no se le cae de la boca a los terroristas hispánicos - a las comunidades que siguen sin querer dar ni los datos que seles piden. Luego le acusan de que el Estado de Alarma es un estado de excepción bolivariano disimulado. Pero lo que pas es que la privtiacion de la Educacion produce el informe PISA, incapacidad de comprensión lectora; y la de la Sanidad el desavastecimento de los hspitales publicos donde seredujeron equiposcamas y profesionales y ¡NI EXISTEN! simulacros de epidemias como se hacen con los simulacros de incendios.Fue necesaia la UME ¿recuerdan el rechzo a su organización por el Presidentee Zapatero? Sólo lo público atiende las necesidades públicas!

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    7

  • paco arbillaga paco arbillaga 11/04/20 10:27


    «Es una cosa más que nos deja este confinamiento. Saber escuchar…» y, tan importante como lo anterior, saber a quién hay que hacerlo. Osasuna.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    10

 
Opinión