Plaza Pública

Socialismo y municipalismo

Panorámica del Ayuntamiento de Carmona

Ana Prieto

Según la Constitución Española, el Estado se organiza territorialmente en municipios, en provincias y en comunidades autónomas. Los 8.131 ayuntamientos de España son entidades con autonomía para la gestión de sus respectivos intereses, constituyen la entidad básica de la organización territorial del Estado y establecen los cauces inmediatos de participación ciudadana en los asuntos públicos. Mis cuatro años al frente de la Concejalía de Economía, Empleo y Desarrollo Económico (2015-2019) en el Ayuntamiento de Lugo me han permitido tener una perspectiva clara en cuanto a las necesidades de los ayuntamientos, íntimamente ligadas al trabajo más próximo y cotidiano con las vecinas y los vecinos.

Les corresponda o no, los ayuntamientos intervienen, de una forma o de otra, allí donde más los necesitan los ciudadanos. Es el caso, por ejemplo, del trabajo realizado por los ayuntamientos para reforzar e impulsar políticas de empleo y autoempleo. Supone ejercer una competencia impropia, pero nadie como ellos sabe qué personas sufren y cómo la falta de empleo; ninguna otra institución conoce la lacra del paro como los ayuntamientos, donde viven los hombres y mujeres con nombres y apellidos que la padecen. Y actúan, aunque no sea una de sus competencias propias.

En lo público, los gobiernos locales son esenciales. Las entidades locales son instituciones fundamentales para la construcción de una democracia solidaria. Tienen las herramientas para la igualdad, son garantes de derechos y el primer eslabón de la cadena que forma el Estado del bienestar. Los municipios trabajan implementando políticas públicas para hacer frente a las necesidades de sus vecinos, como ha quedado demostrado durante esta crisis sanitaria. La pandemia provocada por la covid ha supuesto un reto para nuestras alcaldesas y alcaldes, ya que ha generado una crisis de salud pública, económica y social.

La crisis ha mostrado el papel protagonista de los ayuntamientos como administración más cercana a la ciudadanía. Los ayuntamientos han jugado un papel esencial para la gestión adecuada de la pandemia. Para ello, en gran medida tuvieron que reinventarse cuando el SARS-CoV-2 obligó a poner el presupuesto municipal al servicio de la ciudadanía que con más dureza fue golpeada por la pandemia. Una vez más se puso de manifiesto que en lo local se encuentra la esencia de la gestión pública.

Milito en un partido, el PSOE, que cree en ayuntamientos fuertes y participativos, con plena capacidad de decisión y recursos suficientes para responder a las necesidades de sus vecinos. Los socialistas creemos que las políticas sociales son la principal herramienta de trabajo de alcaldesas, alcaldes, concejalas y concejales, para mejorar la vida de las personas y avanzar en el bienestar.

La gestión en el ámbito local es el elemento básico de la estrategia política socialista para conectar con la ciudadanía. Gonzalo Caballero, secretario general de los socialistas gallegos, ha mostrado su compromiso con los ayuntamientos más pequeños y que peor lo han pasado durante la crisis provocada por este virus. Como muestra de este interés, el 27 de junio se celebrará una jornada municipalista para poner de manifiesto la importancia de la labor de los ayuntamientos.

El ministro Iceta ha definido los ayuntamientos como una escuela de gobernanza democrática. Es cierto: por eso las entidades locales están llamadas a participar en los grandes retos que tenemos por delante. El más inmediato es aprovechar la oportunidad que trae consigo el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia. Lo harán con eficacia porque conocen el terreno, la población y sus necesidades y deseos.

___________________________

Ana Prieto Nieto es diputada en el Congreso de los Diputados por Lugo.

OpenLux y corrupción: más de lo mismo

OpenLux y corrupción: más de lo mismo

Más sobre este tema
stats