La portada de mañana
Ver
La red infinita del lobby de la vivienda: fondos, expolíticos, un alud de 'expertos' y hasta un pie en la universidad

Caso Gürtel

Argentina envía un demoledor informe sobre la “millonaria operación” de blanqueo de Bárcenas con la Moraleja

Fotografía de archivo del extesorero de Alianza Popular Ángel Sanchís, a su llegada a la Audiencia Nacional para declarar ante el juez Ruz como imputado en el 'caso Gürtel'.

Alicia Gutiérrez / Tono Calleja

La Fiscalía argentina especializada en corrupción ha enviado al juez Pablo Ruz un demoledor informe donde sostiene que el emporio agrícola que el exdirigente del PP Ángel Sanchís posee en el país, La Moraleja SA, sirvió como cauce para una "millonaria operación" de blanqueo de los capitales ocultos del extesorero del partido Luis Bárcenas. "La Moraleja –acusa la Fiscalía argentina– no sólo habría actuado en algunas operaciones aisladas de lavado de activos, sino que su estructura, tanto contable como operativa, habría sido puesta a disposición de Bárcenas a fin de ayudarlo en su blanqueo de capitales de procedencia ilícita".

En el informe, el fiscal Carlos Gonella define a Sanchís como "amigo y mentor político" de quien terminaría siendo su sucesor en el control y manejo de las finanzas del PP, Luis Bárcenas.

El documento, que en buena parte se sustenta en el trabajo realizado por la unidad antiblanqueo de Argentina (UIF), plantea el interrogante de si, supuestamente, Bárcenas desvió sólo tres millones de euros a La Moraleja a través de la compañía uruguaya Brixco o si la cifra fue muy superior. Porque, según la Fiscalía de Buenos Aires, si Brixco transfería anualmente una media anual de 3,9 millones de dólares a la empresa de Sanchís, en 2009, el año en que estalló el caso Gürtel y Bárcenas sacó su dinero de Suiza deprisa y corriendo, la mercantil uruguaya hizo llegar a La Moraleja nada menos que 11,9 millones de dólares.

Gracias a La Moraleja, sostiene el informe, Bárcenas pudo evitar el bloqueo del dinero que acumulaba en Suiza, donde llegó a tener 48 millones de euros, y reintroducir parte de los fondos en el circuito legal argentino como si fuesen anticipos de un tercero –la compañía uruguaya Brixco– abonados a la empresa de Sanchís por la venta de zumo de limón en otros países.

El informe expresa esa idea en los siguientes términos: "Los hechos del presente caso se configuran a partir de una compleja maniobra de lavado procedente [...] del desvío de fondos y activos financieros generados en delitos de corrupción cometidos [...] en España. Parte de estos fondos ilícitos habrían sido colocados formalmente en la economía a través de dos tipos de operaciones, en las que la sociedad comercial La Moraleja SA, su actual presidente [Ángel Sanchís hijo] y el síndico titular [Patricio Bel, abogado de Bárcenas en Argentina] tomaron intervención directa".

Por un lado, La Moraleja habría actuado como "pantalla para ocultar el fruto de operaciones delictivas". Y, por otro, "se habrían utilizado las oficinas comerciales de La Moraleja pará realizar compraventas simuladas en las que habrían participado [Patricio] Bel, [Ángel] Sanchís y [Luis] Bárcenas". La de los cuadros que Bárcenas dijo haber vendido para justificar el origen de medio millón de euros.

El informe desvela que la Unidad de Información Financiera (UIF) de Argentina, encargada de la detección y lucha contra el blanqueo de capitales, ya estaba investigando las transacciones de La Moraleja desde los primeros meses de 2013. Ese año, un banco y una aseguradora locales denunciaron operaciones sospechosas detectadas en la empresa que gestiona en la provincia norteña de Salta el latifundio de Sanchís y su familia.

El segundo de los denunciantes, el Standard Bank Argentina, centró su denuncia en dos millones de dólares recibidos por la empresa de Sanchís a través de Brixco, una sociedad teóricamente especializada en intermediar en la venta de productos de La Moraleja y a la que el fiscal de Buenos Aires –igual que los investigadores españoles– viene a definir como la tubería a través de la cual Bárcenas condujo el dinero desde Suiza a Nueva York para, una vez allí, viajar hacia Uruguay y recalar finalmente en Argentina.

Las transferencias desde Brixco se triplicaron en 2009

Hasta ahora, lo que la investigación había sacado a la luz –el extesorero del PP Ángel Sanchís lo niega todo– es que Bárcenas habría desviado a La Moraleja tres millones de euros a través de Brixco. "No obstante que la operatoria de La Moraleja con Brixco –dice el informe– venía de años antes de que se realizaran las transferencias sospechadas desde Suiza a la cuenta de Brixco en Nueva York y que siguieron años después, lo cierto es que no casualmente, justo en el año 2009, registra un comportamiento significativamente distinto respecto a los años anteriores y posteriores disparándose el volumen operado".

Bárcenas ingresó en dos años un millón de euros en efectivo en una cuenta de Suiza

Y ahora vienen las cifras. "Mientras que el promedio de los ingresos de moneda extranjera por operaciones de comercio exterior de La Moraleja relacionadas con Brixco de 2007, 2008 y 2010 fue de 3.909.263 dólares estadounidenses, lo operado en el año 2009 ascendió a 11.914.661 dólares".

El informe termina de desbaratar la coartada de Bárcenas sobre el origen de los 560.000 euros que su esposa ingresó en efectivo en un banco de Madrid y que desató la sospecha inmediata de la Policía. Según Bárcenas, ese medio millón procedía de la venta de unos cuadros, para la que habría utilizado como intermediaria a la pintora argentina Isabel Ardanaz Mackinlay.

Pero cuando Mackinlay se vio acorralada, confesó que firmó un contrato falso en 2006 a cambio de recibir 1.000 dólares. Y que en 2009, en las oficinas del grupo de Ángel Sanchís en Buenos Aires, y en presencia tanto de este como de Bárcenas, firmó un segundo contrato que modificaba el nombre del cuadro vendido. Ese segundo engaño, dijo ella misma, le reportó 500 dólares.

Más sobre este tema
stats