La situación en el PP

Cargos del PP reclaman a Rajoy que recupere la iniciativa política y evite "improvisaciones"

Mariano Rajoy, en la VIII cumbre bilateral España-Túnez.

"Hemos perdido la capacidad de reacción". "Vamos a remolque de lo que hacen los demás partidos". "El Gobierno está noqueado". "No entramos al trapo de nada. Y cuando entramos, entramos mal". "La situación es grave". "Dejamos que Ciudadanos se haga con nuestras banderas y luego improvisamos de mala manera". Estas son algunas de las expresiones con las que dirigentes del Partido Popular consultados por infoLibre describen la situación en la que, a sus ojos, se encuentran la formación y el Ejecutivo.

Críticas similares a estas llevan semanas en boca de parlamentarios, líderes regionales, provinciales y locales, sobre todo a raíz de los resultados electorales en Cataluña y el auge de Ciudadanos en las encuestas y se han agravado en los últimos días empujadas por la confirmación del propio Mariano Rajoy de que no tiene previsto hacer cambios en su gabinete, más allá de la sustitución de Luis de Guindos. Y por las "improvisaciones" a la hora de responder, por ejemplo, a las manifestaciones de funcionarios y de defender mayor presencia del castellano en las aulas de Cataluña.

"Rajoy tiene en su mano liderar la iniciativa política y lo que estamos haciendo es ir a remolque de lo que hacen los demás", lamenta uno de los dirigentes regionales consultados por este diario. Esta demanda, la de que el Gobierno debe recuperar la iniciativa perdiendo el miedo a presentar leyes, se repite en todas las fuentes consultadas

Esta idea es recurrente en parte porque fue la propia dirección nacional del partido la que hace unas semanas se comprometió a llevar leyes al Congreso de los Diputados sin la condición previa de haber buscado el apoyo de la oposición. Es decir, sin la garantía de ganar los debates. "Se trata de hacer política. De marcar el discurso. De reforzar nuestros valores y nuestros principios", explicaban desde Génova.

"Si alguien tiene capacidad de alterar el escenario es el Gobierno liderando reformas legales, no soltando la bandera de cuestiones clave para nuestro electorado como se ha hecho con la prisión permanente revisable, que hemos dejado descolocado a Cs", considera un regidor local.

En amplios sectores del PP hay malestar por la forma en la que desde el Gobierno se ha reaccionado a cuestiones tan delicadas para su electorado como las pensiones –el PP es el partido más votado entre la población mayor– o la mayor presencia del castellano en la aulas catalanas.

Reaccionar antes

En materia de pensiones, la crítica más extendida es que Rajoy debería haber tomado alguna iniciativa antes de darse de bruces con multitudinarias manifestaciones en las calles de toda España. Unas concentraciones que se repetirán en próximas fechas.

Tampoco comparten la forma "atropellada" en la que se reaccionó. Este martes, el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, recuperó el viejo anuncio de una deducción en la cuota del IRPF para los pensionistas de "edad muy avanzada" que les compense de los "mayores costes inherentes de discapacidad" que deben afrontar. Pocos más detalles pudo concretar el Gobierno al respecto.

En todo caso, el 63% de los pensionistas no declara el IRPF por la escasa cuantía de sus prestaciones, ya que ingresan menos de 12.000 euros al año, y no podrán beneficiarse de la deducción, según informó infoLibre.

"¿Es necesario anunciar algo tarde y mal? Ya que no hemos sabido ver la que se nos venía encima, lo mejor es hacer una propuesta concreta...", lamenta un diputado. 

Pero con la reacción a las manifestaciones de los pensionistas llovía sobre mojado. Porque sólo una semana antes, el Gobierno se metía en un lío al anunciar que garantizará mayor presencia del castellano en los colegios de Cataluña. Primero se habló de que la fórmula iba a ser una casilla para que los padres escogieran en el momento de hacer la matrícula. Luego se dijo que no se podía dar por definitivo el tema de la casilla y que se estaban estudiando las alternativas. Lo último que se sabe a día de hoy es que el Ejecutivo parece no tener ya prisa y se ha dado un tiempo para encontrar la forma de garantizar el castellano como lengua vehicular en las aulas catalanas.

"Improvisaciones"

En sectores del PP no sólo critican la improvisación de este anuncio posterior a una reunión de Mariano Rajoy con representantes de Sociedad Civil Catalana (SCC), también creen que no fue oportuno por lo delicado del debate. Un debate que se producía en un momento en el que Cs había anunciado "una ley para que el reconocimiento de las lenguas cooficiales sea un mérito y no un requisito para poder acceder a la función pública". "Si nos adelantásemos y llevásemos la iniciativa en cuestiones de las que siempre hemos hecho bandera, no estaríamos ante estos patinazos", resume un cargo regional.

La misma de crítica de improvisación que se hace a las medidas para los pensionistas se hizo, en fuentes conservadoras, al duro argumentario con la postura oficial de Génova sobre la huelga feminista del 8M, que se remitió a los cargos conservadores la semana pasada. "Aleja a las mujeres del PP", coincidían algunos dirigentes.

En el documento, el partido de Rajoy se opone a la huelga feminista del 8M por "elitista", "insolidaria" y apostar "por el enfrentamiento entre mujeres y hombres".

Rebajas fiscales, ayuda a las familias...

Junto al tema de las pensiones, los cuadros del partido ven necesario legislar en materia de política fiscal, incentivos para las familias numerosas, leyes de armonización de las comunidades autónomas y seguridad, esta última materia para "hacer frente al debate generado por el desbloqueo del periodo de enmiendas para la derogación de la Ley de Seguridad Ciudadana", señalan. 

En el entorno del presidente insisten en que Rajoy "sabe lo que tiene que hacer" y lo ha demostrado en los años que lleva en el Gobierno. "Tenemos una agenda de medidas. Ni el Gobierno ni el partido están paralizados. Rajoy protagoniza actos de partido prácticamente todas las semanas y en estos actos se debate, de presentan conclusiones y se avanzan iniciativas", defienden.

"Sabíamos que la legislatura iba a ser complicada, sobre todo ahora que se acercan las elecciones autonómicas y municipales. Pero no nos vamos a distraer. Cada uno que se vaya retratando en el día a día", valora un miembro del Comité Ejecutivo Nacional.

La espuma de Ciudadanos bajará

Cuando los conservadores hablan de que los partidos de la oposición tienen que retratarse piensan fundamentalmente en Albert Rivera, con el que compiten por el grueso de su electorado. Señalan que mucho de su auge en las encuestas tiene que ver con que no han sufrido el desgaste que conlleva gobernar, tomar decisiones. Y que por eso Inés Arrimadas ni siquiera ha amagado con intentar ser investida en el Parlament para poner en marcha el reloj que activaría unas nuevas autonómicas en Cataluña en dos meses.

En el PP están convencidos de que gran parte de la actitud de Rivera –dispuesto ahora a que se debata la derogación de leyes del PP de la X Legislatura– se debe a que está intentando que Rajoy se vea forzado a convocar elecciones forzado a convocar elecciones. Creen que a Cs le interesa que las generales sean antes que las municipales y autonómicas porque en éstas sufrirá el desgaste de tener que decantarse por pactar con PP o PSOE en un escenario en el que tienen menor implantación. En el Partido Socialista comparten esta tesis con los conservadores.

Corrupción

El círculo del delicado momento que vive el partido del Gobierno se cierra con los avances judiciales de los escándalos de corrupción que les afectan y que se producirán en los próximos meses

Este diario avanzó los temores del PP a que el patrón seguido en las declaraciones ante el juez por los investigados en la Gürtel valenciana se repitan en las causas por la financiación ilegal del PP de Madrid. En los últimos días ya ha habido ejemplos de que así puede ocurrir. Y, de momento, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, ha sido llamada a declarar a la comisión de investigación sobre la presunta financiación ilegal del PP que se celebra en el Congreso.

Rajoy: "Todavía no podemos gastar todo lo que nos gustaría"

Más sobre este tema
stats