LA PORTADA DE MAÑANA
Ver
La firma para la que medió el novio de Ayuso logró el mayor importe en contratos de emergencia de la Xunta

Ciudadanos cambia al 80% de sus candidatos autonómicos de 2019 tras la paulatina fuga de cargos al PP

La presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas, Adrián Vázquezy Patricia Guasp junto con otros dirigentes de Ciudadanos en la Plaza de las Cortes, a 23 de diciembre de 2022, en Madrid.

El 80% de los cabezas de lista de Ciudadanos para las elecciones autonómicas de mayo son distintos a los candidatos que compitieron en los comicios de 2019, una renovación que es consecuencia de la sucesión de crisis internas tras la marcha de Albert Rivera, el permanente goteo de bajas de las filas de la formación y la política de fichajes desplegada por el PP ante la grave situación que atraviesa el partido, recoge Europa Press.

De las doce comunidades autónomas en las que Ciudadanos se presenta a los comicios de mayo, sólo hay dos candidatos que también se presentaron a las autonómicas de 2019: el de Cantabria y la de Castilla-La Mancha, Félix Álvarez, coordinador de la formación naranja en esta comunidad, y Carmen Picazo, presidenta del partido en su autonomía.

Varios de los cabezas de lista de 2019 han abandonado la formación con un amplio abanico de justificaciones. Destacan los casos del candidato de Ciudadanos en Asturias en aquellas elecciones, Juan Vázquez, que abandonó la formación por su giro a la derecha; el de Extremadura, Cayetano Polo, que adujo "discrepancias" con la dirección nacional; o el de La Rioja, Pablo Baena, que criticó que el partido se había plegado a la "agenda ideológica de la extrema izquierda". Caso aparte es el del presidente de Melilla, Eduardo de Castro, que acabó expulsado de Ciudadanos por ocultar al partido una imputación en un caso de presunta prevaricación.

El descalabro de Murcia y Madrid

Los candidatos de 2019 para Murcia y Madrid, Isabel Franco y Ignacio Aguado, lograron buenos resultados que les permitieron alcanzar pactos de gobierno con el PP, pero dos años después protagonizaron el desmoronamiento del partido.

La moción de censura impulsada en Murcia con el PSOE dio pie a que el conservador Fernando López-Miras captara a Franco y otros dos diputados de Ciudadanos y rompiera el partido naranja en la región. Y como un dominó, la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, aprovechó para convocar elecciones anticipadas y Aguado acabó por dejar la política y la lista Ciudadanos encabezada por Edmundo Bal se quedó sin representación.

Esa ruptura anticipada se repitió en Castilla y León, donde Francisco Igea fue destituido del Gobierno autonómico y solo pudo revalidar un escaño. Y en Andalucía Ciudadanos se quedó fuera del Parlamento y su hasta entonces líder, Juan Marín, acabó fichado por el PP.

Tras la dimisión de Rivera por la debacle de las generales de 2019 ya hubo una primera oleada de bajas en Ciudadanos, pero la crisis de Murcia agravó la situación y desde entonces se han ido intensificado las fugas, animadas por la política de fichajes del PP. La dirección de pablo casado captó a Fran Hervias, que había sido responsable de Organización de Rivera, y durante meses fueron reproduciéndose los trasvases a las filas populares.

Dos han cambiado de partido

De los candidatos autonómicos de 2019, dos se han cambiado de partido. Se trata de Toni Cantó, candidato por Valencia, que dejó Ciudadanos en 2021 al discrepar con decisiones de la dirección y rápidamente fue adoptado en Madrid por Isabel Díaz Ayuso, y Vidina Espino, de Canarias, que se pasó a Coalición Canaria (CC) en marzo de 2022. Ella abandonó Ciudadanos un año antes, pero mantuvo su acta de diputada dentro del grupo mixto del Parlamento canario.

La fuga de cargos naranjas a otras formaciones, especialmente para engrosar las filas del PP, se da también a nivel municipal. Destacan los casos del alcalde de Badajoz, Ignacio Gragera, que se ha pasado al PP cuando ostentaba el cargo con el acta de Ciudadanos y será el candidato del Partido Popular a la Alcaldía pacense en mayo.

Otros fichajes aún están por esclarecer, pero son pocas las dudas de que terminarán produciéndose. Son los casos de la vicealcaldesa de Zaragoza, Sara Fernández, que ya ha anunciado que no será la candidata de Ciudadanos a la Alcaldía y se ha declarado "decepcionada" con el proceso de refundación; y de la vicealcaldesa de Alicante, Mari Carmen Sánchez. En el PP comienzan a dar por hecho que Fernández acabará con el presidente de Zaragoza, el conservador Jorge Azcón. Ambas concejalas firmsaron el documento de cargos del partido que en verano de 2022 pidieron la dimisión de Inés Arrimadas.

Según dijo Alberto Núñez Feijóo, 166 cargos orgánicos naranjas ya se han pasado voluntariamente al PP, una cifra que Génova calcula que puede llegar a los 250. De entrada, el PP ha dado libertad a los cargos territoriales para fichar a la gente "válida" de Ciudadanos que ellos consideren.

Ciudadanos ha estado a punto de perder incluso a uno de los pocos activos políticos que aún mantiene, la vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís. Después de días coqueteando con la posibilidad de pasarse al PP, la vicealcaldesa aclaró que se presentaría a las primarias para ser candidata 'naranja' al Ayuntamiento de la capital. La dirección la ha proclamado candidata, efectivamente, a pesar de que no logró reunir los avales necesarios.

Este viernes, la portavoz nacional, Patricia Guasp, ha cargado contra el PP Popular por lanzarse a fichar cargos 'naranjas' de cara a las elecciones de mayo, criticando que es una actitud "muy irresponsable" y denunciando que el transfuguismo es "una forma de corrupción", donde los 'populares' están "muy cómodos".

Pero no todos se van al PP, también hay trasvases a nuevos partidos como Valents en Cataluña, o incluso al PSOE, como el que fuera alcalde de Granada, Luis Salvador.

Pocos candidatos y no seducen a la militancia

La falta de candidatos tanto para las autonómicas como para las municipales es otro problema al que se enfrenta el partido y los que hay no seducen a la militancia. Las normas de Ciudadanos obligan a realizar primarias municipales en aquellas localidades con más de 150 afiliados, como Madrid, y los aspirantes deben reunir el aval de un mínimo del 15% del censo.

A Villacís no la avalan ni los militantes de Cs: no logra el mínimo de apoyos en las primarias para el 28M

A Villacís no la avalan ni los militantes de Cs: no logra el mínimo de apoyos en las primarias para el 28M

Sin embargo, sólo se recurrirá a la votación en Barcelona y no habrá primarias ni en Madrid ni en las once autonomías porque ninguno de los aspirantes han alcanzado el mínimo de avales exigido para disputar unas primarias. En Aragón, este trámite se suspendió temporalmente debido a la falta de candidatos.

También es el caso de varias localidades. El alcalde más votado de Ciudadanos en Madrid, Jorge Alberto Campos, de Paracuellos, dejó el partido al considerar que "no tiene futuro" y concurrirá a las elecciones de mayo con Contigo, una formación "municipalista".

El alcalde de Alcobendas, Aitor Retolaza, anunció que está trabajando para crear una plataforma ciudadana con la que concurrir a las elecciones de mayo, abierto a una coalición con Ciudadanos. También el presidente de la Diputación de Zamora, Francisco José Requejo, hasta ahora afiliado a Ciudadanos, optó por fundar el partido Zamora Sí y así concurrirá a las elecciones.

Más sobre este tema
stats