El futuro de Cataluña

El Gobierno español critica a la ministra de Justicia alemana por respaldar la decisión sobre Puigdemont

Foto de archivo de Katarina barley, ministra de Justicia de Alemania.

infoLibre

El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, Alfonso Dastis, calificó como "desafortunadas" las palabras de la ministra alemana de Justicia, Katarina Barley, apoyando la decisión de la justicia de su país de poner en libertad a Carles Puigdemont. "No es lo más apropiado".

En declaraciones a su llegada a la convención nacional del PP en Sevilla, Dastis explicó que la euroorden se estableció para que los países miembros de la Unión Europea dejaran estas cuestiones "entre jueces" y "separadas de las opiniones políticas".

En su opinión, "entrar a cimentar decisiones de los jueces" por parte del Ejecutivo alemán "no parece lo más apropiado en estos momentos". "Me parecen declaraciones un tanto desafortunadas", apuntó.

Por su parte, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, expresó su respeto por la decisión del tribunal alemán y aseguró que no ha hablado de este asunto con la canciller alemana, Angela Merkel.

Así se pronunció Rajoy a su llegada a la convención nacional que el PP se celebra en Sevilla, un día después de que Puigdemont haya salido de la cárcel de Neumüster tras depositar la fianza de 75.000 euros impuesta por la Audiencia de Shleswig-Holstein. El juez del Tribunal Supremo, Pablo Llarena, estudia presentar una cuestión prejudicial ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea de Luxemburgo sobre si se ha aplicado bien la euroorden sobre Puigdemont.

Rajoy afirmó que el Ejecutivo asumió su "responsabilidad", que, según dij, era "poner en marcha" el artículo 155 de la Constitución para "restablecer la legalidad en Cataluña". A partir de ahora, prosiguió, es necesario que se forme un Gobierno en Cataluña y quienes "pueden hacerlo" deben asumir también "su propia responsabilidad".

La decisión es "absolutamente correcta"

La ministra de Justicia federal, Katarina Barley, defendió este viernes la decisión del Tribunal Regional Superior (OLG) de Schleswig-Holstein, en el norte de Alemania, sobre el ex presidente catalán Carles Puigdemont: "Es absolutamente correcta. La esperaba".

La justicia alemana acordó este jueves libertad bajo fianza de 75.000 euros para Puigdemont, que el ex presidente catalán ya ha abonado para abandonar la prisión de Neumünster, e indicó que la extradición es posible en base al delito de malversación, pero no al de rebelión, que no ve admisible.

En este sentido, la ministra socialdemócrata alemana subrayó que ahora España tendrá que aclarar la petición de extradición por el delito de malversación, algo que cree que "no será fácil". Si el Gobierno de Mariano Rajoy no justifica esta petición, aclaró, "se levantará la orden de detención".

"Entonces Puigdemont será un hombre libre en un país libre, es decir, en la República Federal alemana", zanjó en declaraciones al diario alemán Süddeutsche Zeitung, en las que además señala que es el momento de "hablar también de los componentes políticos" de este caso.

La ministra alemana de Justicia ha sido el primer miembro del Gobierno alemán que ha respaldado esta decisión judicial, que ha generado malestar en el Ejecutivo de Mariano Rajoy.

Aunque admiten que no se trata de una cuestión del Gobierno alemán sino de la justicia de ese país, fuentes del Gobierno español consultadas por Europa Press creen que este tipo de decisiones pueden poner en cuestión la naturaleza y el sentido de la UE, dando más argumentos a los populistas y los euroescépticos que abanderan precisamente ese discurso contra la Unión.

Un eurodiputado de la CDU plantea una mediación sobre Cataluña si se renuncia a la independencia

Un eurodiputado de la CDU plantea una mediación sobre Cataluña si se renuncia a la independencia

Más sobre este tema
stats