Elecciones europeas

Izquierda Abierta logra mejorar en las urnas el puesto que le había dejado la dirección de IU

Cayo Lara, durante su intervención ante el Consejo Político de IU, este 1 de marzo en el hotel Convención de Madrid.

Izquierda Abierta no tendrá el puesto en la lista europea que había pretendido el sector mayoritario de IU que apoya a Cayo Lara. No será suyo el número 11, sino el 9, aunque aún presentará alegaciones ante la Comisión Federal de Garantías para intentar mejorar su posición. Y si el partido de Gaspar Llamazares y Montse Muñoz logró el pequeño ascenso fue porque presentó lista alternativa a la pergeñada por la dirección, como ya infoLibre había avanzado que haría

Al final, el Consejo Político Federal de IU, su máximo órgano de dirección, tuvo que votar entre dos candidaturas. La primera, la liderada por Willy Meyer, pactada por las distintas familias que componen la mayoría federal, y la segunda, la de IzAb, encabezada por su candidato elegido en primarias abiertas a los ciudadanos, Tasio Oliver. Salieron los números que se esperaban, dado que IzAb tiene un peso del 20% en todos los escalones de poder de la federación. La lista de Meyer logró 161 votos (77,4%), y la de Oliver, 47 (22,6%)

Con ese resultado, la lista de IU para las europeas del 25 de mayo queda así: el uno, Willy Meyer –que repite nominación por tercera vez consecutiva–; el dos, la dirigente de CCOO Paloma López; el tres, Ernest Urtasun, de Iniciativa per Catalunya Verds (ICV); el cuatro, Marina Albiol, diputada por Castellón en Les Corts; el cinco, reservado para Anova, la formación gallega liderada por Xosé Manuel Beiras; el seis, para la asturiana Ángela Vallina, alcaldesa de Castrillón; el siete, Javier Couso, hermano del cámara asesinado en Irak José Couso, y el ocho, se queda guardado para La Izquierda de Aragón (coalición de IU, Chunta Aragonesista y plataformas sociales), en caso de que finalmente haya acuerdo y CHA no decida concurrir con Compromís-Equo. En el noveno puesto entra, pues, Oliver. 

En principio, si se respetara la cremallera, el candidato de IzAb se intercambiaría la plaza con el hombre postulado por Esquerra Unida i Alternativa (EUiA), el activista y profesor Gerardo Pisarello. Bajaría, por tanto, del 9 al 11. Así, el diez sería para Lara Hernández, representante de la marea granate –la de los emigrantes españoles– y nominada por las federaciones del exterior y por Jóvenes de IU. En caso de que el pacto con CHA no se cierre y no hubiera acuerdo de la izquierda aragonesa, Hernández, por razón de género, saltaría al ocho y Oliver mantendría el nueve. No obstante, distintos dirigentes consultados no tenían del todo claro si Pisarello ocuparía el diez (por una cuestión de prelación) o el once (por sexo).

¿Debería haber primarias?

Los gasparistas no se dan por vencidos. Respetan y apoyan la confluencia con ICV y Anova y, si la hay, con CHA, y los puestos reservados para ellos (el tres, el cinco y el ocho), pero consideran "pucherazo" y "golpe antidemocrático" que se hayan reservado las plazas dos y siete para Paloma López y Javier Couso, con la justificación oficial de que son referentes de los movimientos sindicales y sociales. IzAb recuerda que ambos son militantes de IU Madrid, y explica que, aunque no tiene nada contra ellos dos y los considera "perfectamente válidos", sí está en desacuerdo con cómo se ha pactado su entrada en la lista y su "blindaje". Por eso, según aseguró Muñoz, van a recurrir a la Comisión Federal de Garantías, y no descartan acudir a los tribunales

IzAb juzga que le corresponde el puesto 6 de la candidatura, dado que en el escrutinio de hoy, donde se votaba la lista de IU (se dejaban fuera los nombres de ICV, Anova y Chunta), el 22,6% les otorgó la cuarta plaza. Dicho de otro modo, cree que Oliver debe suceder a Meyer, Albiol, ICV, Anova y Vallina. Además, considera que se han vulnerado el artículo 89. a) de los estatutos, que establecen que tanto para generales como para europeas, "en el caso de que existieran candidaturas alternativas se articularán procesos de consulta a los afiliados en forma de primarias u otras conforme al reglamento que regula su desarrollo". "Lo que no es comprensible es que por componendas entre la mayoría, hagan vestir de lagarteranas a Paloma y Javier, sin haberlo siquiera negociado con nosotros. Es una trampa vergonzosa", incidían desde IzAb. 

Y es el que el desenlace final obedece a desacuerdos entre la propia mayoría. Entre quienes pujaban por la continuidad de Meyer y los que anhelaban la renovación, que encarnaba Albiol, y que lideraba el dirigente federal Enrique Santiago. Al final, para desencallar un conflicto que se ha desarrollado durante meses, las familias de la mayoría acordaron un tándem Meyer-Albiol y la presencia de Couso, muy cercano también a Santiago, en el séptimo puesto. 

Satisfacción de la cúpula de Lara

La dirección de IU se mostró satisfecha con el resultado del Consejo Político. Miguel Reneses, el secretario de Organización, defendió que la cocina de las últimas horas cumple el reglamento. "Cuando el soberano habla, lo demás son interpretaciones", aseguró, informa Europa Press.

Antes de la lista se votó la alianza con ICV, Anova y CHA –194 síes (85,46%), 19 noes (8,37%) y 14 abstenciones (6,17%)– y, justo después, el blindaje de Paloma López y Javier Couso en los puestos dos y siete. Aquí el pronunciamiento reflejó una mayor división: 150 votos a favor (73,53%), 39 en contra (19,11%) y 15 abstenciones (7,35%).

Tras el Consejo, la reunión siguió en el madrileño hotel Convención con la asamblea programática. Mañana domingo se aprobará el programa definitivo con el que IU se presentará a las elecciones al Parlamento Europeo el 25 de mayo. Y será la puesta de largo de Meyer. 

Cayo Lara rechaza los “cambios de testigo radicales” en IU

Cayo Lara rechaza los “cambios de testigo radicales” en IU

Más sobre este tema
stats