Igualdad

Podemos pregunta al Gobierno por las "razones culturales y sociológicas" del escaso número de mujeres altos cargos en Exteriores

El diputado de Unidos Podemos Pablo Bustinduy.

"El Gobierno aduce que el escaso número de mujeres en puestos de responsabilidad política dentro del MAEC [Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación] se debe en parte a que en el pasado el número de mujeres que ingresaban en la Carrera Diplomática era muy escaso, por razones culturales y sociológicas. ¿Cuáles interpreta el Gobierno que son esas 'razones culturales y sociológicas'?". Esta es una de las preguntas que formula al Gobierno, para su respuesta escrita, el diputado del Grupo Parlamentario Confederal de Unidos Podemos-En Comú-En Marea Pablo Bustinduy.Pablo Bustinduy

Recientemente, infoLibre informó de una respuesta parlamentaria al mismo diputado en la que desde el departamento que dirige Alfonso Dastis daba cuenta de que, a fecha del 31 de diciembre de 2016, la carrera diplomática estaba integrada por un total de 949 miembros. De ellos, sólo 230, el 24%, eran mujeres. A la hora de justificar este desfase, se esgrimían "razones culturales y sociológicas". Ahora Bustinduy pide a la Moncloa que precise esos motivos que alega

El parlamentario recuerda en su escrito, dirigido a la Mesa del Congreso de los Diputados, algunas conclusiones de la Misión del Grupo de Trabajo de las Naciones Unidas sobre la discriminación de las mujeres, dependiente del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, de diciembre de 2014. Entre otras, cita que los funcionarios estatales responsables del seguimientos en materia de igualdad atribuían "el número escaso de mujeres en altos cargos a su ingreso tardío a la carrera profesional (a finales de los años 70)". "Sin embargo, este argumento no se sostiene a la luz de los datos longitudinales. La brecha salarial del 13,4% en el empleo público sigue sin tener explicación", se exponía en las conclusiones.

Al hilo de esta observación, el diputado pregunta también al Gobierno si "cuenta con datos sobre la brecha salarial existente en el seno del Ministerio de Exteriores".

Las conclusiones de la misión en España del Grupo de Trabajo de la ONU sobre la cuestión de la discriminación contra la mujer en el legislación y en la práctica recomiendan que deben ser promocionadas más mujeres "en función de sus méritos hasta los niveles más altos de la administración pública, superando así las barreras estereotipadas". En este sentido, el diputado pregunta si se plantea el Gobierno "atender las recomendaciones del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos e implementar así medidas temporales para mejorar la equidad de género en el Servicio Exterior".

Para sus preguntas también recopila Bustinduy datos del Consejo de Ministros del 5 de mayo de 2017, cuando se realizó "seis nombramientos dependientes del Ministerio de Asuntos Exteriores, dos de ellos para mujeres, con rango de Dirección General. "Los cuatro nombramientos restantes, con rango de Embajador, se concedieron a hombres". "De las 11 direcciones generales –añade– dependientes del MAEC" según el organigrama dictado por el Real Decreto 424/2016, de 11 de noviembre, sólo tres estarían comandadas por mujeres. Ninguna mujer ostenta cargo de secretaria de Estado o de, por supuesto, Ministra de Asuntos Exteriores en la actualidad.

En base a ellos, pregunta si cree el Gobierno "suficiente" de cara a poder cumplir con las recomendaciones del Alto Comisionado "mantener un número tan nimio de mujeres en niveles de la Administración dentro del propio ministerio de secretarías de Estado y Direcciones Generales".

La primera respuesta a Bustinduy

La letra pequeña de esta cifra [230 mujeres en la carrera diplomática] es la siguiente: embajadoras, 14 (12,39%); cónsules, 8 (9,20%); directoras generales, 4 (36,36%) y subdirectoras generales, 15 (29,41%).

El Ejecutivo señalaba en su respuesta a Bustinduy de hace unas semanas que "los nombramientos de embajadoras se producen conforme a los criterios de mérito y capacidad". Y que uno de los requisitos que suele considerarse es el de haber servido durante al menos 20 años en el Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación (MAEC).

A finales del pasado año, el número de diplomáticas que habían cumplido 20 años de servicio desde que ingresaron en la carrera diplomática era de 68. Un panorama radicalmente opuesto para el sexo masculino. En la misma fecha, la cifra de hombres que habían cumplido 20 años de carrera ascendía a 395.

El peso de las mujeres en el sistema de oposiciones

Desde el Ejecutivo apuntan que en la selección de nuevos miembros de la carrera diplomática, a través de oposiciones, se ha alcanzado un mayor equilibrio en la proporción de sexos. Aseguran que "en algunas convocatorias se ha alcanzado la paridad".

"Desde el año 1991 hasta la última promoción [del año 2016] el porcentaje de mujeres que formaban parte de dichas promociones osciló entre el 25 y el 46%", recuerdan.

"El número de embajadoras será sustancialmente mayor cuando hayan transcurrido los años suficientes para que las candidatas puedan optar a dichos puestos", considera el Ejecutivo. Una afirmación que tiene alguna laguna si se tiene en cuenta una de las observaciones que había el propio Bustinduy en su pregunta parlamentaria, con fecha de 22 de marzo.

Citando datos del Instituto de la Mujer, el parlamentario sostiene que el número de mujeres embajadoras, en relación al total de nombramientos del cuerpo diplomático apenas ha subido un 0,1% si tomamos los datos entre 2007 y 2017. La Ley Orgánica para la igualdad efectiva de mujeres y hombres es de 2007.

No se apuesta por la transversalización

Según estos datos, no es 2016 el año de la serie histórica en el que hay más embajadoras desde que entró en vigor la citada ley. En 2007, el número de embajadoras representaba el 7,09% del total. En 2008, el 13,04; en 2009, el 10,57; en 2010, el 13,01%, en 2011, el 15,52%; en 2014, el 11,29%, y en 2015, el 7,83%.

"Resulta incomprensible que tras tantas declaraciones de buenas intenciones desde el Gobierno siga sin apostarse por la transversalización de las políticas efectivas de igualdad en todas las esferas de la Administración Pública", se queja Bustinduy.

La situación en el Ministerio de Exteriores

El Ministerio de Exteriores, en manos de Alfonso Dastis, dispone de una unidad que se dedica a la evaluación de las cuestiones relacionadas con la cuestión de género.

En la misma fecha, en diciembre de 2016, el 47,2% del personal funcionario de Exteriores y el 39,9% del personal laboral son mujeres.

En la última tanda de preguntas de Bustinduy Exteriores también tendrá que responder de la interpretación que hace de que "de las 300 solicitudes presentadas a las convocatorias de Jefaturas de Misión únicamente el 10% proviniera de mujeres".

El Gobierno quiere romper el techo de cristal de la diplomacia, en la que sólo hay un 16,2% de mujeres al frente de embajadas

El Gobierno quiere romper el techo de cristal de la diplomacia, en la que sólo hay un 16,2% de mujeres al frente de embajadas

Más sobre este tema
stats