El futuro del PSOE

Las primarias socialistas se desinflan

Antonio Miguel Carmona, durante la presentación de su candidatura a la Alcaldía de Madrid, este 22 de septiembre en la sede del PSM.

En 2010, un proceso semejante, las primarias socialistas para elegir candidatos a alcalde y a presidente autonómico, tensionaron al partido al máximo. No era para menos. Aquella contienda tenía como uno de los protagonistas al mismísimo jefe del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, quien vio cómo su intento de colocar su peón para la Comunidad de Madrid, la ministra Trinidad Jiménez, le salió rana: el líder del Partido Socialista de Madrid (PSM) al que él promovió tras la debacle de 2007, decía no. Los dos, Jiménez y Gómez, se enfrentaron en las urnas, y Zapatero perdió su apuesta. La batalla de Madrid, que hace cuatro años polarizó las primarias del partido, no se reproducirá. Y al desaparecer del mapa Madrid, el fragor interno ha bajado de decibelios. Para hallar una pelea interna de peso hay que bajar a dos autonomías de menor relieve, Canarias y Navarra, donde sí hay varios candidatos en liza y con opciones de lograr los avales requeridos. 

El pasado 13 de septiembre el Comité Federal del PSOE puso en marcha las primarias autonómicas y municipales y ayer comenzó la recogida de avales en media España. De las primeras, hay parte del trabajo hecho. En la primavera, antes de las europeas ya se eligieron a los aspirantes de Comunitat Valenciana (Ximo Puig), Baleares (Francina Armengol) –ambos en primarias abiertas a los ciudadanos–, Murcia (Rafael González Tovar) –en primarias cerradas, entre militantes–, Aragón (Javier Lambán) y Cantabria (Rosa Eva Díaz Tezanos) –no hubo urnas porque los rivales no lograron los avales suficientes.

Así que ahora queda la segunda tanda. En todos los territorios están convocadas primarias abiertas, excepto en Madrid, y aquí Gómez, en principio, tiene el camino expedito para coronarse como único candidato, porque sus contrincantes, previsiblemente, no conseguirán los apoyos requeridos. En Asturias, el presidente autonómico, Javier Fernández, ya ha confirmado su intención de volver a ser candidato. En Extremadura y Castilla-La Mancha, los dos barones, Guillermo Fernández Vara y Emiliano García-Page, no tienen competidor por ahora. En La Rioja, se postula una única dirigente, Concepción Andreu. En Navarra y Canarias sí hay disputa entre varios contendientes con posibilidades de pasar el corte. En Castilla y León, todo está pendiente de que los militantes elijan nuevo secretario general en la consulta del 4 de octubre. En Andalucía, Cataluña, Galicia y País Vasco no hay comicios autonómicos previstos para mayo de 2015. 

Para las primarias municipales, el Comité Federal dio a las federaciones la posibilidad de acogerse a dos fechas para elegir a sus aspirantes a las alcaldías de más de 20.000 habitantes: 19 de octubre o 30 de noviembre. Una parte de los territorios se han acogido a la primera alternativa, caso de Madrid, Andalucía, Valencia, Asturias o Extremadura. La segunda opción es la escogida, en cambio, por Euskadi (que acaba de celebrar su congreso autonómico para proceder al relevo de Patxi López por Idoia Mendia, y este fin de semana renovará a las cúpulas provinciales), Castilla y León (que aún debe elegir a su nuevo secretario general), Castilla-La Mancha, Galicia o Baleares. 

Presentación oficial en la sede regional

Con la retirada, la semana pasada, de Jaime Lissavetzky, Pedro Sánchez vio diluirse una batalla siempre incómoda para Ferraz. El nuevo secretario general no apoyaba al portavoz municipal, pero tampoco tenía el respaldo ni de la dirección de la dirección regional ni de la mayoría de agrupaciones de distrito. Su renuncia puso automáticamente en bandeja la candidatura a Antonio Miguel Carmona, diputado autonómico, secretario de Economía del PSM y un asiduo de las tertulias televisivas. Ayer lunes él mismo la presentó en la sede del PSM, en Callao, rodeado de líderes locales, y del responsable federal y madrileño de Movimientos Sociales, Pedro Zerolo. Carmona se comprometió a lograr que el PSOE vuelva a ser la primera fuerza política en la ciudad y en la Comunidad. Reto complicado, porque los socialistas llevan fuera del Gobierno de la capital desde 1989 y del Ejecutivo regional desde 1995. Podemos le pisa además los talones y encuentra en la región uno de sus principales graneros de voto. 

Hoy presentará su candidatura, también en la sede del PSM, su único oponente, el sociólogo Enrique del Olmo, que no cuenta con apoyos orgánicos. Para poder pasar a la siguiente fase, necesitará en torno a 1.200 avales, el 20% del censo de militantes de la capital, unos 5.800. Los deberá recopilar antes del 2 de octubre. 

Alianza de Gómez con Sánchez

Gómez podrá investirse candidato sin demasiados problemas. En el pasado congreso federal, se alió con Sánchez, su antiguo enemigo, y con ello se blindó en Madrid. Ingresó en la ejecutiva federal y fue premiado con un sitio en la Comisión Federal de Garantías Electorales. Ferraz, por tanto, no ha impulsado a ningún rival alternativo, como sí hizo Zapatero en 2010 o como hizo Alfredo Pérez Rubalcaba en 2012, al alentar la candidatura de Pilar Sánchez Acera para disputar con Gómez la Secretaría General del PSM. El líder madrileño ha salido airoso en todas las contiendas internas, gracias a su control del partido. Lo que no quiere decir que le acompañen sus resultados electorales. En este viaje, logró que prosperase tu tesis de celebrar primarias entre militantes (y no abiertas) para facilitar su designación. Él usó otro argumento públicamente: homologar el sistema al de la alcaldía de la capital. En privado, opera otro factor: evitar al máximo el ruido interno en un momento delicado, donde la mayoría absoluta del PP peligra y aumentan las opciones de arrebatarle el Gobierno. Pero, dado el ascenso de Podemos, también en la Comunidad, no lo tendrá fácil en ningún caso. 

Los rivales de Gómez en las actuales primarias autonómicas son el exdiputado regional César Giner y el empresario y abogado Carlos Morales. Los dos, para pasar la primera barrera, necesitarán recabar antes del 2 de octubre un 10% de apoyos de los 15.800 militantes del PSM. Ninguno cuenta con sólidos respaldos orgánicos. A ellos se suma la iniciativa de la corriente Socialismo Democrático, impulsada por Alberto Sotillos –que en el congreso federal no logró los avales suficientes–, que ya ha comenzado a recoger avales entre los militantes en los que dejará en blanco el nombre del candidato y, si consigue las firmas requeridas, celebrará unas primarias abiertas para elegir a ese aspirante a la Comunidad. 

Igual que en Madrid el ticket final parece bastante cantado (Gómez y Carmona), en Canarias y Navarra el resultado no está tan definido. En las islas, el secretario general y vicepresidente del Gobierno regional, José Miguel Pérez, anunció que no sería ya más candidato –también saldrá de escena el presidente autonómico, Paulino Rivero (Coalición Canaria)– ni optaría al liderzgo del partido, así que la batalla se da ahora entre cuatro rivales con opciones. A saber: la diputada por Tenerife y líder socialista en Santa Cruz, Patricia Hernández; el director general de Comercio de Canarias, el tinerfeño Gustavo Matos; la consejera de Empleo del Ejecutivo del archipiélago, la grancanaria Francisca Luengo, y la líder de la oposición en el Cabildo de Gran Canaria, Carolina Darias. En las capitales, parten como favoritos José Ángel Martín Bethencourt en Santa Cruz –actual teniente de alcalde– y Augusto Hidalgo en Las Palmas (frente a Gabriel Corujo). En Navarra, la salida del líder foral, Roberto Jiménez (ahora dentro de la cúpula de Sánchez), ha impulsado a dos candidatas: María Chivite, portavoz socialista en el Senado, y la exparlamentaria Amanda Acedo. 

La Rioja es la federación de la que aún sigue siendo barón César Luena, secretario de Organización de Pedro Sánchez. Aspira a presidir el Gobierno Concha Andreu, secretaria de Agricultura de la ejecutiva regional. Para la alcaldía de Logroño optan Beatriz Arráiz, vicesecretaria general de la cúpula riojana, y la abogada Eva Loza. 

Andalucía: más despejado en Sevilla, Málaga y Granada

En Andalucía, la dirección regional, controlada por Susana Díaz y su escudero, Juan Cornejo, pretenden minimizar el conflicto interno, según confirmaron fuentes oficiales a este diario. Es decir, que trabajan con la idea de evitar en lo posible las primarias en las localidades mayores para articular "candidaturas de integración". Ello, añaden, limitaría los desgarros internos y "pondría al partido a trabajar duro y unido" de cara a los comicios de mayo de 2015. 

En Sevilla, Málaga y Granada, están asentados como aspirantes Juan Espadas, María Gámez y Paco Cuenca, respectivamente. Los tres gozan del apoyo de la presidenta de la Junta y no esperan contrincantes. En Huelva, no tendría demasiadas dificultades para ganar la carrera el líder local, Gabriel Cruz. En Cádiz, ya se ha postulado el portavoz municipal, Fran González, aunque podría competir con él la edil Marta Meléndez. En Almería rivalizan el senador y secretario de Organización provincial, Juan Carlos Pérez Navas, y el portavoz en el Ayuntamiento, Joaquín Jiménez. En Córdoba, se ha postulado ya un miembro de Izquierda Socialista, Fernando Medina, pero se espera que otro aspirante, Manuel Torralbo, director general de Universidades de la Junta, dé el paso, una vez sondee sus apoyos. En Jaén el escenario aún es más incierto, porque no concurrirá la anterior regidora, Carmen Peñalver, y las heridas están bastante abiertas. El PSOE-A desea que, allá donde haya varios rivales en liza, se busque el acuerdo.

El sucesor de Belloch

Juan Alberto Belloch ya anunció la semana pasada que no optará a otro mandato, tras 11 años como alcalde de Zaragoza, la localidad más grande ahora en poder de los socialistas, aunque sostenida gracias al apoyo de IU y Chunta Aragonesista. El exministro de Justicia e Interior esperaba un gesto de Pedro Sánchez que no llegó, y sus relaciones con la cúpula regional, pilotada por Javier Lambán, no eran ni mucho menos perfectas. Por lo pronto, dos candidatos se disputan su legado: su segundo teniente de alcalde, Carlos Pérez Anadón –próximo a Lambán y vocal de la ejecutiva federal de Sánchez– y el exdelegado del Gobierno en Aragón Javier Fernández, aunque aún podría haber un tercer aspirante: la concejala Carmen Dueso, a quien Belloch citó como una de sus posibles sucesoras. 

En la Comunitat Valenciana es muy probable que haya urnas en las tres capitales provinciales, como se esperaba. En Valencia, al portavoz municipal, Joan Calabuig –el favorito del líder del PSPV, Ximo Puig–, se enfrenta el concejal Pedro Miguel Sánchez. Esperanza Socialista, el colectivo que agrupa al tradicional sector crítico de la ciudad, no ha puesto sobre la mesa ningún nombre por ahora, pese a que se esperaba que apostara por el exeurodiputado de Izquierda Socialista Andrés Perelló. En Alicante, contra el aspirante oficialista, el diputado en el Congreso Gabriel Echávarri –fiel apoyo de Sánchez en el congreso federal–, se han presentado como precandidatos Fernando Javier Fernández y Pablo López. Y en Castellón, el duelo es a dos, entre la portavoz municipal, Amparo Marco, y el joven Germán Renau. 

Galicia, Euskadi y Castilla y León se dan más tiempo

El avispero gallego se presenta aún algo difuso. La dirección regional, encabezada por José Ramón Gómez Besteiro, se ha dado más tiempo para clarificar el panorama –las primarias serán el 30 de noviembre–, y para ello ha encargado encuestas, para comprobar quién es el mejor situado en cada caso. Las plazas más claras son Vigo y Lugo, ya que repetirán los actuales alcaldes, Abel Caballero y Xosé López Orozco. En En A Coruña, feudo tradicional socialista pero ahora en manos del PP (igual que la capital, Santiago), se han postulado la secretaria local, Mar Barcón; el funcionario de Justicia Ángel Garmendia y el extécnico municipal Javier Ramírez. La alternativa defendida por la ejecutiva gallega, la del expresidente de la Xunta Fernando González Laxe (1987-1990), parece desinflarse. Para Santiago, confrontan el portavoz municipal del PSdeG, Paco Reyes, y la concejala Mercedes Rosón. Besteiro había pensado en el otro expresidente socialista de Galicia, Emilio Pérez Touriño (2005-2009), pero este ha rehusado la oferta. La otra ciudad coruñesa importante, Ferrol, también vivirá un duelo entre la líder local, Beatriz Sestayo (con todas las de ganar, según el PSdeG), y el edil Ramón Veloso. 

En Pontevedra, la agrupación tiene que hacer su apuesta. Los nombres que se barajan son los de Tino Fernández, el secretario general; el anterior candidato, Antonio Louro, o el diputado nacional y miembro de la ejecutiva de Besteiro Guillermo Meijón. Finalmente, en Ourense, tras la retirada del alcalde, Agustín Fernández Gallego, imputado por presunta corrupción, podrían aspirar a hacerse con el puesto el anterior líder del PSdeG, Pachi Vázquez, y la exministra Elena Espinosa, la opción favorita de la dirección de Besteiro, en caso de que ella aceptara. 

El PSE se ha dado de plazo hasta el 30 de noviembre, porque primero quiere reorganizar su casa. El pasado fin de semana fue ratificada por el congreso autonómico como secretaria general Idoia Mendia, elegida por el 85,69% de los militantes –era la candidata única para suceder a Patxi López–, y este próximo sábado serán confirmados los líderes de Bizkaia (Mikel Torres), Gipuzkoa (Iñaki Arriola) y Álava (Cristina González), todos ellos aupados por las bases en voto directo. La dirección defiende que hasta que no hayan comenzado a rodar los nuevos equipos no conviene comenzar la partida de las municipales y forales. No obstante, para Bilbao ya se ha postulado Alfonso Gil, marido de Mendia, y para Donostia, el portavoz municipal, Ernesto Gasco. En Vitoria, las certezas son mucho menores. 

Pedro Sánchez, con Patxi López y su sucesora al frente del PSE, Idoia Mendia, este sábado en el congreso del partido en Bilbao | PSOE

Castilla y León tiene que resolver igualmente antes la cuestión orgánica. El 4 de octubre, los casi 10.000 afiliados deberán decidir si quieren que les dirija Julio Villarrubia –secretario general hasta el pasado junio, cuando cesó en su cargo por la dimisión de más de la mitad de su ejecutiva– o Luis Tudanca, representante de la facción hasta ahora liderada por Óscar López, predecesor de Luena en la Secretaría de Organización federal. Los dos, Villarrubia y Tudanca, son actualmente diputados en el Congreso. El primero se hizo con el 45,64% de los avales, y el segundo, con el 54,36%. La batalla se presenta, pues, ajustada. El 18 de octubre, el ganador será ratificado en el congreso regional. Luego vendrán las primarias autonómicas y municipales. 

Page, Vara y Fernández, sin contrincantes

Guillermo Fernández Vara no tiene por ahora rival en Extremadura para ser reelegido candidato a la Presidencia de la Junta. Pero en Cáceres y Badajoz sí se presume contienda si finalmente varios aspirantes recogen los avales. En la primera, chocan Luis Salaya, líder de las Juventudes de la provincia; la exconsejera de Fomento Leonor Martínez Pereda y el exsubdelegado del Gobierno Fernando Solís. Cuatro hombres quieren hacerse con la candidatura de la capital pacense: su actual líder local y portavoz municipal, Celestino Vegas, el favorito; el concejal José Antonio Pajuelo; Ricardo Cabezas, oponente de Vegas en el congreso local de 2012, y José María Soriano, presidente de la Asociación de Vecinos del Casco Antiguo.

En Extremadura las primarias autonómicas y municipales quedarán resueltas para el 19 de octubre. En Castilla-La Mancha, los calendarios cambian. La dirección de Emiliano García-Page quiere despejar antes la candidatura a la Junta. Por ahora no hay rival para el secretario general. Si nadie más da el paso, Page será nominado el 6 de octubre. Si hubiera urnas, toda una sorpresa, sería el día 26. El turno de las ciudades será el 30 de noviembre. En Cuenca y Puertollano, donde gobierna el PSOE, repetirán Juan Ávila y Mayte Fernández. En Albacete, Ciudad Real y Guadalajara la ejecutiva quiere intentar que emerjan nombres de consenso, pero si sus intentos fracasan, habrá urnas. Caso distinto es el de Toledo. Allí tiene el mando el propio Page, que desea disfrutar de esa plataforma institucional el máximo tiempo posible, de modo que está estudiando que la elección de su sucesor sea fuera del calendario acordado, incluso a principios de 2015. El heredero deseado era Ángel Felpeto, que estaba en su equipo de gobierno la pasada legislatura, pero su situación personal hace muy difícil esa salida. 

Javier Fernández ya ha anunciado su voluntad de repetir como candidato para lograr ser presidente de Asturias cuatro años más. Pero en las principales ciudades las cosas no están tan definidas. En Oviedo, pujan por el puesto el exeurodiputado y exalcalde Antonio Masip; el líder local, Wenceslao López; el abogado Guillermo Peláez y el funcionario del Servicio de Empleo Jorge García Monsalve. En Gijón rivalizan el diputado autonómico y exconcejal José María Pérez y el abogado José Antonio Garmón. En Avilés, la renuncia de la alcaldesa, Pilar Varela, imputada por las facturas de la inauguración del Centro Niemeyer, confrontan la diputada nacional Mariví Monteserín y la parlamentaria autonómica Judit Flórez.

Baleares, finalmente, tendrá como epicentro de la confrontación Palma. Los precandidatos son ya conocidos: el edil José Hila (el favorito) y el exconcejal Santiago Morey. La aspirante regional ya está elegida: es la baronesa regional, Francina Armengol. 

Valencia, la única gran ciudad donde los socialistas celebrarán primarias

Valencia, la única gran ciudad donde los socialistas celebrarán primarias

Más sobre este tema
stats