LA PORTADA DE MAÑANA
Ver
La empresa del 'caso Koldo' que logró 53 millones en contratos había sido sancionada por Hacienda

Francia

Valls insiste en que sólo su candidatura será capaz de disputar la Presidencia de Francia a la derecha

El ex primer ministro de Francia, Manuel Valls, durante su comparecencia.

infoLibre

El ex primer ministro francés Manuel Valls ha sostenido este lunes que el futuro de la izquierda está en juego en la segunda vuelta de las primarias socialistas que se celebrarán el próximo domingo, tras quedar segundo en la primera vuelta de este fin de semana, informa Europa Press.

"Lo que quiero es ganar el próximo domingo no solo por mí, sino por la izquierda", afirmó en una entrevista en la emisora RTL. En opinión de Valls, "el futuro de la izquierda que asume responsabilidades, que es capaz de cambiar la vida cotidiana de los franceses" está en juego.

"A mí lo que me interesa es encarnar una izquierda que permanece fuerte, una izquierda creíble, reformista. No quiero oponer el corazón y la razón, los valores y la credibilidad", sostuvo. "No quiero encerrar la izquierda en el irrealismo, la ilusión", añadió, en referencia al programa planteado por Hamon.

Así las cosas, el ex primer ministro llamó a una alta participación en la segunda vuelta del próximo domingo, después de que en la primera vuelta de este domingo se impusiera el exministro Benôit Hamon.

Valls apeló a "todos aquellos votantes que creen en la izquierda a no desesperar y movilizarse". Tras conocer su derrota el domingo, el exprimer ministro ya subrayó que la elección es entre la "derrota segura" que representa Hamon y "la posible victoria" que supone su elección.

Lo cierto es que los sondeos apuntan a que sea quién sea el candidato socialista tiene pocas opciones de ganar las elecciones presidenciales.

Las razones de la derrota de Valls

Las razones de la derrota de Valls

Un sondeo publicado este domingo sitúa a la líder del Frente Nacional, Marine Le Pen, en cabeza, seguida del candidato de Los Republicanos, François Fillon, y del exministro Emmanuel Macron, mientras que el izquierdista Jean-Luc Melenchon quedaría cuarto y el candidato socialista sería quinto.

Por su parte, Hamon, un izquierdista que dejó en 2014 el Gobierno de François Hollande porque no estaba de acuerdo con sus políticas económicas, consideró que Valls representa la "vieja política". Después de que Valls dijera que el exministro sería una "derrota segura" en las presidenciales, Hamon afirmó que "si este es el tipo de argumentos que se utilizan, se los dejo".

En declaraciones a France Info, el exministro subrayó que en su caso no ha "denigrado a nadie en esta campaña" y confió en que Valls esté dispuesto a debatir con él y tenga "otro argumento".

Más sobre este tema
stats