PORTADA DE MAÑANA
Ver
La Audiencia Nacional avala la batalla de Sanidad para impedir que se conozca el precio real de los fármacos

Elecciones 26-J

Ximo Puig estira hasta el último minuto su pulso con la dirección del PSOE por las listas al Senado

Ximo Puig se rinde ante Ferraz: los socialistas valencianos se presentarán en solitario al Senado

Ibon Uría

El presidente de la Comunitat Valenciana y secretario general de esa federación socialista, Ximo Puig, mantiene el pulso y no dará su brazo a torcer hasta que sea inevitable: a pocas horas de que la Comisión Federal de Listas del PSOE se reúna para dar luz verde a las candidaturas, insiste en la voluntad del PSPV de pactar las listas del 26-J al Senado con Compromís y Podemos, los partidos que apoyan su Gobierno regional.

Fuentes de la federación que pilota Puig señalan que las "conversaciones" y los "contactos" con las otras formaciones no se han interrumpido, ni siquiera este jueves. Al tiempo, distintos sectores del PSOE dan por hecho que el órdago del mandatario valenciano tiene posibilidades casi nulas de prosperar y nadie contempla otra posibilidad distinta a que los socialistas compitan en solitario, dado el rechazo de la dirección.

Toda vez que una coalición tripartita es ya imposible –este viernes concluiría el plazo legal para inscribirla–, la única opción que quedaría sobre la mesa es que PSPV, Podemos y Compromís presentaran un único candidato por provincia e hicieran de forma conjunta el mailing –envío de papeletas electorales– aprovechando que las listas son abiertas. No lo sería formalmente, pero se trataría de una coalición de facto.

Un reducido número de cargos del PSPV mantuvieron a primera hora de la tarde de este jueves una reunión para analizar todos los posibles escenarios. Fuentes consultadas por infoLibre aseguraron que, por ahora, la decisión seguía sin tomarse. Al tiempo, cargos de la federación advirtieron del riesgo de que por primera vez los socialistas no logren un solo senador el 26-J si se presentan sin más aliados que sus siglas.

Enfado en el PSOE

Mientras tanto, fuentes de la dirección federal manifestaron a este diario que el PSOE se presentará bajo su marca el 26-J sin excepciones. "No es no, tanto para el PP [en referencia a la negativa de Pedro Sánchez a pactar con los conservadores] como para Ximo [Puig]", señalaron desde de la ejecutiva socialista. Otros cargos del círculo de Sánchez calificaron la actuación del PSPV de "despropósito" y "circo innecesario".

El malestar por esta cuestión, que ya este miércoles era notorio tanto en las federaciones próximas a Sánchez como en las habitualmente distanciadas del secretario general, se visibilizó en público con mayor intensidad este jueves. La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, reclamó a Podemos que deje de "enredar" y "enfangar la vida pública" con sus "jueguecitos", en referencia a la propuesta de coalición para el Senado.

En una intervención en el Parlamento de Andalucía en respuesta a la portavoz de Podemos en aquella Comunidad, Teresa Rodríguez, la líder andaluza del PSOE añadió: "Le contesto con claridad: no vamos a ir con ustedes porque en el PSOE tenemos un proyecto distintio de cambio real en este país". "¿No somos el cortijo, a los que le falta transparencia y la casta", ironizó la presidenta regional en su réplica a Rodríguez.

Insistencia de Puig

Horas antes, Ximo Puig había reteirado el mensaje de que "el Senado es la Cámara de las identidades territoriales" y que, en ese marco, concurrir conjuntamente era la "opción más viable" para defender a "los valencianos en Madrid". "Si no llegamos a un acuerdo en el Senado no estará representada la Comunitat Valenciana, estará sólo representado el PP", lamentaban al hilo de esas palabras fuentes del PSPV.

"En el ámbito de mis competencias y mientras dependa de mí, simepre primaré los intereses de los valencianos. Si el Senado no representa los intereses de cada territorio dejará de tener sentido", agregó el presidente de la Comunitat Valenciana que, en cualquier caso, subrayó en que su posición "no es un ningún caso un pulso a la dirección federal", sino simplemente una defensa de "la mejor decisión" posible.

El líder valenciano reiteró que "no hay nada peor que no tener ideas ni convicciones". "Lo que no voy a dejar de hacer nunca es no atreverme a dar un paso que benefieie a los valencianos y a su interés general porque tenga miedo a ser rechazado. Lo que no sería democrático es no plantear nuestra posición. Eso sería cobardía, y desde luego yo no he venido a ser cobarde", remachó.

Gestos a favor del pacto

Las declaraciones de Puig han ido acompañadas de varios movimientos en los últimos días. El martes, el dirigente reunió a su ejecutiva autonómica y se aprobó una resolución favorable a la negociación con Compromís y Podemos para "desplazar" al PP en el Senado. Un día después, los socialistas valencianos hicieron público un documento con el apoyo de más de 200 cargos a la búsqueda del pacto.

Este jueves el enfrentamiento de la federación valenciana y la dirección del PSOE se trasladó incluso al terreno de la ejecutiva federal de Pedro Sánchez. Carmen Montón, secretaria de Igualdad de la dirección del partido y consellera de Sanidad valenciana, manifestó este jueves su apoyo "incondicional" a los planes del PSPV de negociar las listas sl Senado a la Cámara alta de cara a las elecciones de junio.

"Quiero transmitir con nitidez y total claridad mi apoyo incondicional a la postura del secretario general y president de la Generalitat, Ximo Puig", señaló Montón ante los medios tras asistir a la sesión de control del Gobierno en Les Corts, el parlamento valenciano. Fuentes de la federación  aseguran a infoLibre que Montón, pese a su cargo orgánico en la dirección de Sánchez, "está a lo que el presidente Puig diga".

En el PSPV también exhibieron durante la jornada el respaldo de UGT y CCOO en la Comunitat Valenciana al denominado Acord Valencià para el Senado. Las organizaciones sindicales defendieron este jueves que es necesaria "una voz potente que represente los intereses del pueblo valenciano", que ponga la Cámara alta "al servicio de los interesas de la mayoría social" y que ayude a atajar las desigualdades sociales.

Respaldo de Compromís y Podemos

La coportavoz de Compromís y vicepresidenta valenciana, Mónica Oltra, expresó por su parte un "apoyo total" a Ximo Puig en su propuesta de pacto a tres para el Senado y dijo que "existen posibilidades que preservan la autonomía de cada partido pero que igualmente llegan al mismo resultado", en referencia a la vía de que cada partido presentara un único candidato. "Eso lo vamos a explorar", comentó.

Más de 200 cargos del PSOE valenciano apoyan negociar con Podemos y Compromís para el Senado

En esa misma línea, el secretario general de Podemos y portavoz del partido en el Parlamento valenciano, Antonio Montiel, dijo no estar preocupado por las "dificultades internas del PSOE" y expresó su confianza en que Puig pueda "convencer a Ferraz" de que el acuerdo que propugna es beneficioso para los valencianos. "Está habiendo contactos permanentes, las conversaciones no están paradas ni mucho menos", señaló.

Calendario orgánico El PSOE resolverá sus candidaturas para el 26-J este viernes en la Comisión Federal de Listas. A esa reunión acudirán los secretarios de Organización de las distintas fedaraciones. También este viernes el secretario general Pedro Sánchez quiere reunir a los secretarios generales territoriales para un encuentro informal antes del Comité Federal del sábado, que debe ratificar las planchas electorales.

La cita del máximo órgano entre congresos está prevista para las 9.30 de sábado. En el orden del día figura la ratificación de Sánchez como candidato, después de que fuera el único capaz de reunir los avales necesarios para optar a ser cabeza de cartel en junio. Poco después, a las 11.00, el líder socialista presentará su candidatura por Madrid, a la que este jueves se unió la magistrada Margarita Robles como número dos.

Más sobre este tema
stats