Votación del Brexit

La Cámara de los Comunes tumba por una abrumadora mayoría el 'Brexit'

Manifestantes protestan frente al Parlamento británico, en plena discusión sobre el Brexit.

A última hora de este martes la Cámara de los Comunes de Reino Unido ha rechazado el acuerdo de salida negociado entre el Gobierno de Theresa May y la Unión Europea por 202 votos a favor y 432 en contra, y ahora cuenta con 3 días para presentar una alternativa.

El Parlamento británico ha tumbado por abrumadora mayoría el plan de May, algo a lo que el líder laborista Jeremy Corbyn ha respondido con una moción de censura contra la primera ministra. La votación, que se ha resuelto en apenas unos minutos, se ha saldado en lo que se entiende como la peor derrota parlamentaria que ha sufrido un Gobierno británico en la historia reciente.

En este escenario, la primera ministra tiene tres días para volver a Westminster con una nueva hoja de ruta a seguir tras la negativa de la mayoría de los diputados británicos al acuerdo del Brexit. Tanto el Partido Laborista como el Partido Nacional de Escocia (SNP) y el Partido Unionista Democrático (DUP) habían avanzado que votarían en contra, algo que ha servido a la prensa británica para anticipar la derrota del Gobierno. Sin embargo, esta se ha producido por un margen mayor del esperado.

A causa del rechazo de la mayoría de la Cámara, con una diferencia de 230 votos, el Gobierno británico podría verse obligado a volver a Bruselas para solicitar "nuevas garantías", ampliar los plazos de salida más allá de ese 29 de marzo o, incluso, reabrir las negociaciones.  Ante este resultado ya previsto por la primera ministra, y dado que el Gobierno no cuenta con un plan B, May prometió a sus ministros en la mañana de este martes que estaría preparada para reaccionar "rápidamente" con el objetivo de cumplir con el referéndum de junio de 2016.

Tras conocerse el rechazo de la mayoría de los 650 miembros de la Cámara de los Comunes, May ha lamentado que "no obstante, la votación de esta noche no nos dice nada sobre qué apoya, ni siquiera si pretende honrar la decisión que la gente tomó en el referéndum". La líder conservadora ha exigido a los legisladores que aclaren "lo antes posible", tanto a los ciudadanos británicos como a los ciudadanos de la UE, qué camino quieren seguir. Ella, por su parte, cuenta ahora tres días para volver a Westminster con su propio plan Bplan B.

 

Al anunciar la moción de censura contra May, el líder del Partido Laborista ha sostenido que "el veredicto" ha sido "absolutamente concluyente" y ha reprochado a la primera ministra que "en los últimos dos años solo ha tenido una prioridad: el Partido Conservador". Además, Corbyn ha argumentado que May ha protagonizado la peor derrota que ha sufrido un Gobierno británico en Westminster desde los años 20.

La moción de censura

La líder del Partido Conservador, Andrea Leadsom, ha indicado que el debate sobre la moción de censura tendrá lugar el miércoles y se prolongará hasta las 19.00 (hora local), tras lo cual se producirá la votación. 

Si la moción de censura fuera aprobada, podría conformarse un Gobierno alternativo del Partido Conservador y obligaría a May a dimitir. En el caso de que no fuera así, el actual Gobierno tendría un plazo de 14 días para ganarse la confianza del Parlamento. Si no lo consiguiera, habría elecciones anticipadas.

Según ha anunciado la portavoz del Partido Unionista Democrático (DUP) de Irlanda del Norte, que apoya al Gobierno de May pero ha votado en contra del acuerdo del Brexit, apoyará a la primera ministra en la moción de censura.

Según los últimos datos de la Ofinia Nacional de Estadísticas de Reino Unido, unos 3,6 millones de europeos vivían en el Reino Unido en 2018; de ellos, alrededor de 155 mil personas eran españolas. Ambas cantidades han experimentado descensos desde los años anteriores. Del mismo modo, el número de personas británicas residentes en España ha venido determinada por una tendencia a la baja, especialmente desde el 2016, año en que se produjo el referéndum.

El Gobierno de Pedro Sánchez ha alertado de que una salida no ordenada de Reino Unido de la Unión Europea sería negativa para el conjunto de los Estados miembro de la UE y "catastrófica" para Reino Unido. "Se trata de un escenario improbable e indeseable que, no obstante, no puede ser descartado", han subrayado fuentes de Moncloa.

El ministro de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, Josep Borrell ha reconocido ante los medios que "se esperaba un resultado negativo, pero no por una diferencia tan grande". "Los parlamentarios británicos lo tienen claro, porque ha habido casi el doble de votos a favor de no aceptar el proyecto de tratado, a pesar de que todos conocen las alternativas y las advertencias", ha señalado Borrell. Al recordar los tres días con los que cuenta la primera ministra británica, Borrell ha anunciado que "hay que esperar a ver qué tiene que proponer", para después recordar que el Ejecutivo español "tiene los deberes hechos" desde hace tiempo con tal de "hacer frente a cualquier escenario".

Por su parte, la ministra de Política Territorial y Función Pública, Meritxell Batet, ha subrayado que el rechazo de la Cámara al acuerdo sobre el Brexit "era previsible" si bien "es una "mala noticia". En cualquier caso, no ha descartado un "tercer escenario", una ampliación del periodo de salida ordenada que permita "revertir" este resultado "en algo positivo".

 

May supera la moción de confianza de Corbyn por 19 votos

May supera la moción de confianza de Corbyn por 19 votos

Más sobre este tema
stats