El futuro de Cataluña

La Guardia Civil detiene a una cabecilla de los CDR por delitos de terrorismo y rebelión

Agentes de la Guardia Civil trasladan de su domicilio en Viladecans a la activista integrante de los CDR detenida.

infoLibre

La Guardia Civil ha detenido este martes en Viladecans (Barcelona) a una coordinadora de los Comités de Defensa de la República (CDR), a quien la Fiscalía de la Audiencia Nacional investiga por rebelión y terrorismo por presuntamente dirigir "actos de sabotaje" para crear un "clima de agitación social". La detención se enmarca dentro de un operativo contra integrantes de los CDR lanzado este martes por el Instituto Armado a petición de la Fiscalía de la Audiencia Nacional y por orden del magistrado del Juzgado Central de Instrucción número 6 Diego de Egea, informa Europa Press.

La Fiscalía ha confirmado este martes a primera hora de la tarde que se mantiene abierto un operativo de búsqueda para tratar de localizar a un varón que no fue localizado en su domicilio y al que también se relaciona con las actividades de dirección y coordinación de los CDR "concebidos para provocar un clima de agitación social".

En un comunicado recogido por Europa Press, el Ministerio Público no descarta otras detenciones en una operación bautizada como Cadera, en la que se arrestó a primera hora de este martes en Viladecans (Barcelona) a Tamara C.G., española de 34 años, que ya ha sido trasladada a los calabozos de la Guardia Civil en Tres Cantos (Madrid), a la espera de pasar a disposición del Juzgado Central de instrucción número 6 de la Audiencia Nacional.

La interposición de una denuncia de la Fiscalía de la Audiencia Nacional ha llevado este martes a la petición de detención de esta vecina de Viladecans y de un varón en Esplugues de Llobregat. "Hasta el momento se han practicado dos entradas y registros y se ha llevado a cabo la detención de una mujer, mientras que se intenta localizar al varón investigado, ausente de su domicilio", explica el Ministerio Público.

"Se trata de dos personas que habrían desarrollado actividades de dirección y coordinación en los actos de sabotaje llevados a cabo durante la Semana Santa de 2018 de forma coordinada por los denominados CDR concebidos para provocar un clima de agitación social", añade la Fiscalía.

La detenida será puesta a disposición judicial una vez que la Guardia Civil practique las diligencias policiales pertinentes. Fuentes jurídicas han confirmado que los agentes se han incautado durante el registro en el domicilio de Tamara C.G. de documentación relativa a un acuartelamiento del Instituto Armado en Barcelona.

La Guardia Civil ha encontrado además cartelería, una agenda, diversos teléfonos móviles, un ordenador y una memoria externa tras un registro practicado en la vivienda de Viladecans que ha concluido pasadas las 11.30 horas, portando los agentes varias bolsas con las pertenencias de la arrestada.

La Guardia Civil relaciona a la detenida esta mañana en Viladecans con un audio que circuló en Semana Santa por redes sociales llamando a la movilización, en el que se explican los planes que tenían previsto llevar a cabo los CDR para "hacer bullir la olla" con cortes de carreteras y hasta el bloqueo del puerto de Barcelona o de Mercabarna, según fuentes de la investigación.

"Si podemos llegar al puerto sería brutal porque dejamos sin avituallamiento a las Islas Baleares, los chinos se cabrearían, también hay muchas mercancías como la SEAT que llevan los coches en barco", se escucha en el citado audio al que ha tenido acceso Europa Press.

Los CDR fueron objeto de investigaciones de la Guardia Civil y de la Policía Nacional desde que se inició el procés. En Semana Santa protagonizaron varios sabotajes con cortes de carreteras y la apertura de las barreras en varias autopistas catalanas.

Los Mossos d'Esquadra diseñaron un plan especial ante el incremento de sus acciones. Este lunes desplegaron un amplio cordón de seguridad por la protesta de unas 500 personas convocadasprotesta por los CDR en el L'Auditori de Barcelona con motivo de la entrega de despachos a los jueces por parte del Rey.

Concentración en la plaza de Sant Jaume

Miles de personas, unas 3.500 según la Guardia Urbana,llenaron en la tarde de este martes la barcelonesa plaza de Sant Jaume, en la que se encuentra el ayuntamiento, para protestar contra la detención de una miembro de los CDR bajo el lema Jo sóc CDR (Yo soy CDR, en castellano). En la concentración, los asistentes mostraron pancartas pidiendo la libertad de los presos soberanistas y corearon lemas como: "Somos el pueblo, no somos terroristas".

 

Los Comités de Defensa de la República habían convocado concentraciones a partir de las 20.00h frente a los consistorios de toda Cataluña. "¡Juntos haremos frente a la represión! Ni la audiencia ni ningún tribunal nos hará retroceder. ¡Seguiremos demandando la libertad de los presos políticos, el regreso de las personas exiliadas y hacer efectiva la República!", expresaron en su cuenta de Twitter. 

Zoido relaciona las detenciones con su carácter "violento"

El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, relacionó este martes los registros y detenciones con el carácter "violento" de esta estructura horizontal y sin jerarquía que, según subrayó, son "similares a los comités de defensa cubanos".

En una entrevista en el Programa de AR en Telecinco, recogida por Europa Press, el ministro señaló que a primera hora de la mañana tenía noticia de una sola detención. Fuentes policiales precisan a Europa Press que se trata de una mujer arrestada Viladecans (Barcelona) a la que la Guardia Civil atribuye un papel de "ideóloga" de las acciones de sabotaje. Entre otras acciones, envió un audio llamando a la movilización.

El operativo, coordinado por el Juzgado Central 6 y la Fiscalía de la Audiencia Nacional, que imputa los delitos de terrorismo y rebelión, está dirigido al menos contra otra persona más miembro de los CDR, en concreto un varón de Esplugues de Llobregat (Barcelona) que presuntamente coordinó la campaña de sabotajes contra los peajes de la AP-7 en la operación retorno de Semana Santa.

El ministro no dio detalles sobre las detenciones por ser una operación abierta, más allá de confirmar la primera de ellas. Subrayó que la estructura de los CDR son "poco horizontales" aunque tanto la Fiscalía como la Guardia Civil, la Policía Nacional y los Mossos d'Esquadra pusieron el foco en estos comités, de ahí que, dijo, se estén practicando también registros en domicilios.

"Por su estructura", defendió Zoido sobre estos más de 300 CDR repartidos por Cataluña, "tienen más facilidades para penetrar en el tejido sobre todo de gente joven y en varias localidades". "En los últimos días había comentarios de inactividad; no se trataba de detener a uno cualquiera sino lo que queríamos era precisamente investigar, saber cómo estaban organizados", comentó el titular del Interior.

Zoido explicó que esta investigación "ha llevado a que la Guardia Civil, después de muchas investigaciones, al igual que la Policía Nacional y los Mossos, hayan solicitado del Juzgado y de la Fiscalía la autorización para llevar a cabo estas detenciones". El ministro recordó que, según los informes policiales, los CDR empezaron a actuar con "acciones violentas antes y durante el referéndum del 1-O", de ahí que se llamaran comités de defensa del referéndum y ahora de la república.

Reacciones

El vicepresidente de Òmnium Cultural, Marcel Mauri, criticó el dispositivo de la Guardia Civil contra los CDR. En un mensaje de Twitter recogido por Europa Press, afirmó que "la justicia en Europa los avergüenza con la rebelión, por eso ahora también se inventan terrorismo y lo banalizan", en referencia velada al pronunciamiento del tribunal alemán que desestimó extraditar al expresident de la Generalitat Carles Puigdemont por presunta rebelión.

"¡Vergüenza!", añadió Mauri, máximo representante de la entidad soberanista desde el encarcelamiento de su presidente, Jordi Cuixart, en octubre.

 

En el mismo sentido se pronunció la CUP. En un mensaje de Twitter publicado este martes, advirtió de que "ninguna detención puede parar a un pueblo". "Hay quien dice que es una locura oponerse a la excepción. Lo que es una locura es no hacerlo. Ninguna detención puede parar a un pueblo. Basta de represión. Basta de excepción. Ni una más", publicaron.

El adjunto a la Presidencia de ERC, Pere Aragonès, también criticó la operación de la Guardia Civil defendiendo que los CDR son un movimiento pacífico que merece ser respetado. "Volvemos a rechazar el uso del Código Penal contra la protesta pacífica. Estaremos atentos a la evolución de los acontecimientos", explicó el dirigente republicano en un apunte en Twitter recogido por Europa Press.

El presidente del Parlament, Roger Torrent, rechazó así mismo la operación: "Perseguir el legítimo ejercicio de los derechos fundamentales como delitos de terrorismo es propio de un Estado autoritario". En una apunte en Twitter recogido por Europa Press, defendió que los CDR son un movimiento político cívico, pacífico y democrático.

Por su parte, la portavoz de Podemos en el Congreso, Irene Montero, pidió este martes no "banalizar el terrorismo" y defendió la necesidad de proteger el derecho a la protesta recogido en la Constitución. "Cuando se comenten ilícitos civiles o penales" en el marco de "protestas legítimas", arguyó, existen "leyes maravillosas para perseguirlos y hacer cumplir las responsabilidades a las personas que los cometieran" sin necesidad de perseguirles por terrorismo.

En la misma línea se manifestó el secretario general del partido, Pablo Iglesias: "Creo que todo el mundo entiende que no hay una situación de violencia terrorista en Cataluña. Aunque determinadas acciones puedan constituir un ilícito, el derecho penal tiene que ser proporcional", señaló en una entrevista en TVE, recogida por Europa Press.

Izquierda Unida registró este martes en el Congreso dos peticiones de comparecencia para que el ministro de Justicia, Rafael Catalá, y de Interior, Juan Ignacio Zoido, expliquen la "responsabilidad" del Gobierno en la "estrategia represiva" lanzada desde la Audiencia Nacional contra las protestas "pacíficas" protagonizadas por personas vinculadas a los autonodenominados Comités de Defensa de la República.

La portavoz del PSC en el Parlament, Eva Granados, también consideró que hay actuaciones de los CDR que son "condenables políticamente y, posiblemente, penalmente", pero que no hay motivos para juzgarlas en base a la legislación antiterrorista. "No vemos motivos para aplicar una legislación antiterrorista, hay que ser muy cuidadoso con este tipo penal", destacó en rueda de prensa en el Parlament.

Por el contrario, el presidente del PP catalán, Xavier García Albiol, calificó de "muy gratificante conocer que la Guardia Civil está procediendo a detener responsables de los Comités de Defensa de la República".

 

 

Del mismo modo, la líder de Cs en Cataluña, Inés Arrimadas, celebró este martes que la Guardia Civil haya puesto en marcha esta operación. "Me parece muy bien que no se normalice la actividad de este tipo de comandos que usan la violencia", valoró en una entrevista de Onda Cero recogida por Europa Press, y pidió que se investigue la actividad de los CDR, que cree intolerable en democracia.

El presidente de la formación naranja, Albert Rivera, se pronunció en la misma dirección que Arrimadas: "La democracia española no va a permitir que unos pocos condicionen la vida de todos y amenacen a jueces, fiscales, concejales y familiares". "Esto me recuerda al pasado, esto ya lo hemos vivido en España. Ojalá no volvamos a ver capítulos como los que vimos", expresó.

¿Han incurrido los CDR en delitos de rebelión y terrorismo?

¿Han incurrido los CDR en delitos de rebelión y terrorismo?

Más sobre este tema
stats