Crisis del coronavirus

Sánchez pide a Ayuso un plan de contingencia por si sus medidas no funcionan y la presidenta aprovecha para cargar contra el Gobierno

Pedro Sánchez e Isabel Díaz Ayuso en rueda de prensa.

F. Varela / Y. González

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, mostró este lunes a la presidenta de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, su “deseo, de todo corazón”, de que las medidas adoptadas por el Gobierno de la Comunidad, que calificó “primeras”, anticipando así que vendrán otras, “den el resultado buscado”. Pero también le pidió que “estemos listos para contemplar otros escenarios si fuera necesario”.

Pese a que la rueda de prensa ofrecida a los medios de comunicación tras una reunión de unas dos horas de duración estuvo plagada de alusiones al entendimiento, a la cooperación y a la apertura de una nueva etapa en la delicada situación que atraviesan estas dos instituciones, la dirigente madrileña volvió a aprovechar para cargar contra el Gobierno central, desplegando un listado de agravios en los que no faltó su crítica al hecho de que no se hagan controles a los pasajeros que llegan a través del aeropuerto de Barajas.  Como tónica general, el presidente no se movió del espíritu con el que arrancó la rueda de prensa –"Estamos en medio de una lucha epidemiológica, no ideológica", dijo–. Pero sí recordó que el porcentaje que representan los positivos que entrar por el aeropuerto es bajo.

Estado de alarma

Sánchez no mencionó expresamente su disposición a decretar el estado de alarma cuándo y del modo que la presidenta madrileña le pida, pero dejó claro que esa oferta sigue encima de la mesa.

“Ambos somos conscientes de que esta es una lucha epidemiológica, no ideológica”. Por eso “lo más importante es focalizarnos en un único objetivo, doblegar esta segunda curva y mantener a taya el virus”.

El presidente se negó a opinar sobre las medidas adptadas por la Comunidad. “Hemos repasado las medidas que hoy entran en vigor” pero “no nos corresponde a nosotros enjuciarlas”. Aunque sí quiso insistir en su deseo “de corazón” de que “sean suficientes para doblegar la curva”.

Eso sí, Sánchez enfatizó que para hacer frente al problema va a ser necesario reforzar “el esfuerzo sanitario” y los “rastreos”, así como “robustecer la atención primaria, que tiene que ser el gran dique de contención”. Medidas todas ellas que no forman parte del paquete inicial que el viernes anunció la Comunidad de Madrid, que descansa sobre la realización masiva de test de antígenos y el establecimiento de restricciones a la movilidad en las zonas con más incidencia del virus.

“Le he tranmitido”, añadió, que la oferta del Gobierno de España incluye todo los que Madrid necesite: rastreo, desinfección, logística medios sanitarios, refuerzo hospitalario, asesoramiento, apoyo legal, recursos jurídicos “si son necesarios“, en referencia al estado de alarma, y medios policiales.

Esta pandemia subrayó Sánchez, “es seria, no es un juego”. Aunque la segunda ola tenga características distintas, indicó, “continúa siendo muy peligrosa”.

La lista de demandas de Ayuso

En su primera intervención, Ayuso circunscribió el grueso de problemas que ha demostrado la Comunidad de Madrid a la hora de hacer frente al virus a un asunto global de toda España. No es sólo Madrid, sino todo el país, dijo, quien tiene un déficit importanta de médicos y enfermeros. También de Policía Nacional, un cuerpo clave para vigilar en los próximos días que las medidas que han entrado en vigor para 37 zonas sanitarias de la Comunidad de Madrid se cumplen, según dijo.

Además de su clásica exigencia de Barajas, que Ayuso ligó a un plan de movilidad, la presidenta pidió al presidente del Gobierno una armonización legislativa que sea igual para todas las comunidades autónomas, que "quede claro qué se puede hacer con las bajas laborales2 y también con el absentismo escolar. En materia de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, destacó que Madrid, al no tener una policía autonómica carece de competencias "para limitar la comunidad".

La presidenta de la Comunidad defendió que solo con "actuaciones conjuntas" se controlará la pandemia en la autonomía y consideró "injusto" que se comparen los datos de Madrid con los de otras regiones cuando sería necesario "contextualizar".

"Ahora mismo aunque tuviéramos el virus a cero si no hacemos este tipo de actuaciones volveríamos a empezar", destacó, al tiempo que recordó que las comunidades carecen "de algunas de las competencias básicas" y recursos estatales para hacerle frente.

Sobre el estado de alarma, la presidenta aseguró que hará "lo que sea" para frenar la pandemia en la autonomía. A su juicio, declarar el estado de alarma sería "la muerte" para la autonomía."

"Espacio de Cooperación"

No se había cumplido es lunes una hora todavía desde el encuentro entre Pedro Sánchez e Isabel Díaz Ayuso y desde la Secretaría de Estado de Comunicación ya se trasladaba un escueto mensaje a los informadores: "el presidente del Gobierno y la presidenta de la Comunidad de Madrid han alcanzado un acuerdo durante el encuentro que mantienen en la Puerta del Sol". Un rayo de optimismo para una cita muy esperada que tenía lugar el mismo día que la Comunidad de Madrid inaugura restricciones en zonas sanitarias de distritos y municipios y que había venido precedida de importantes tensiones entre las formaciones de izquierda y el Gobierno regional y también entre miembros del Ejecutivo liderado por Isabel Díaz Ayuso, una coalición entre Partido PopularCiudadanos.

Poco después del mensaje del acuerdo, ambas instituciones emitían un comunicado conjunto sin medidas concretas en lo que tiene que ver con hacer frente a los rebrotes en la Comunidad de Madrid, pero sí con una hoja de ruta: la creación de un"Espacio de Cooperación" para el "seguimiento y respuesta de la evolución de la pandemia, que aborde los asuntos principales que afectan a la sociedad".

"Ambos presidentes entienden imprescindible la actuación coordinada de las administraciones, reforzando los mecanismos de cogobernanza para ampliar así la capacidad de respuesta", puede leerse en el documento.

Si bien es cierto que la presidenta de la Comunidad de Madrid llevaba un tiempo demandando una reunión a Pedro Sánchez para abordar la evolución de la pandemia en la región, también es cierto que la Puerta del Sol, sede del Gobierno regional, se ha convertido en los últimos meses en el kilómetro cero de las críticas a Sánchez y su equipo. Ayuso y su equipo llegaron a acusar a la Moncloa de impedir que llegara material de protección a laComunidad de Madrid y también de recurrir a criterios más políticos que científicos a la hora de impedir el salto de fase cuando se inuguró la desescalada.

Sánchez pone todos los medios del Estado al servicio de Ayuso pero deja en sus manos la responsabilidad de las decisiones

Sánchez pone todos los medios del Estado al servicio de Ayuso pero deja en sus manos la responsabilidad de las decisiones

Más sobre este tema
stats