X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
En Transición

Con permiso de la campaña... Aquí se debate

Publicada el 26/04/2021 a las 06:00

ADVERTENCIA: Quienes se asoman a menudo a esta ventana y leen con asiduidad devaneos sobre los riesgos de la democracia y cómo afrontarlos esperarán encontrar aquí alguna idea sobre lo sucedido en el debate de la Cadena Ser de los candidatos a la Comunidad de Madrid. Ganas no me faltan, y he tenido que hacer un ejercicio de autocontención para no caer en la trampa. Los argumentos surgen a borbotones en debates y conversaciones varias al mismo ritmo que las dudas. Asusta comprobar hasta qué punto la campaña madrileña ha entrado en una espiral cada vez más irracional y delirante donde no cabe el debate, ni la propuesta proactiva, ni nada que sirva para proyectar un futuro mínimamente lógico. Por eso creo que para conjurar las amenazas y llegar a alguna parte es urgente que seamos capaces de seguir reflexionando sobre las alternativas y los cambios de todo tipo que exige la situación crítica de España, entre otras cosas porque esos son los temas que la ultraderecha quiere eliminar del orden del día. Madrid, los madrileños y madrileñas, y por lo que nos salpica, los españoles y españolas, no merecemos menos. Bastante daño se está imprimiendo a una campaña que ya no es capaz de digerir ni siquiera debates electorales al uso, como para obviar los asuntos que de verdad importan, esos a los que, si no damos respuesta, se convertirán en nuevo caldo de cultivo donde se multiplicará el desamparo, el miedo y la inseguridad en la que los no demócratas multiplican sus apoyos.

Así que, con su permiso, vuelvo por hoy a lo mío, a lo de todos y todas, a lo que en verdad habría de interesarnos porque es la clave de nuestro porvenir, y sobre lo que hay que debatir mucho. Ya habrá ocasión de regresar al 4M y analizar sus resultados.

 

Esta semana el mundo ha cambiado. Es cierto que cambia continuamente, pero en apenas unos días se ha materializado una revolución.

El nuevo inquilino de la Casa Blanca ha decidido iniciar la senda para retomar el liderazgo de Estados Unidos en la batalla por el clima, y hacer de ello una bandera. Los días 22 y 23 convocó una cumbre de más de 40 líderes mundiales con objeto de redoblar los esfuerzos en los compromisos de reducciones de emisiones de CO2. El resultado es conocido: China ha acordado con EEUU compromisos históricos, el propio Biden se ha comprometido a reducir las emisiones un 50% en 2035, la Unión Europea, mediante la Ley Europea de Cambio Climático, un 55% para 2030, y el Reino Unido nada menos que el 78% para 2035. Quien no se apunte se quedará fuera de juego. Y quien encabece, definirá el futuro. (Una comparativa de los datos y lo que supone puede verse aquí).

Celebrada la noticia, conviene no emocionarse en exceso. Si miramos lo que dice la ciencia estos compromisos son insuficientes. Todos lo son. Pero sin ellos no se iniciará el camino que nos lleve a una reconciliación suficientemente clara con el planeta como para seguir viviendo en él, porque de eso se trata.

Una de las cosas que probablemente más nos ha enseñado la pandemia es a sabernos y a entendernos como parte de una biosfera, de la que dependemos íntimamente. Como no se cansan de decir los biólogos, el debilitamiento de los ecosistemas nos hace más vulnerables a fenómenos como las pandemias; el incremento de la frecuencia y virulencia de fenómenos meteorológicos debido al cambio climático compromete buena parte del territorio, y un largo etcétera de elementos que se podrían enumerar.

Menos atención se ha prestado hasta ahora, sin embargo, a las consecuencias sociales de la crisis ambiental. El cambio climático nos empobrece a todos, pero mucho más a los que menos tienen, que cuentan con menos posibilidades de hacer frente a las adversidades, habitan en viviendas y territorios más vulnerables y están más expuestos a riesgos externos. El cambio climático es ya el primer factor de migraciones y desplazamientos en el mundo.

También es un riesgo para la salud cada vez más estudiado. No sólo en lo referente a la contaminación atmosférica –eso es otro cantar–, sino también por las enfermedades y muertes asociadas, por ejemplo, a olas de calor o de frío, que afectan de forma especial a los más enfermos y a los más pobres. El gasto energético necesario para hacer frente a las olas de calor asfixiante en verano, o a episodios de frío extremo como la reciente Filomena este invierno, no está al alcance del conjunto de la población. En concreto, según las últimas cifras, del 11% de los hogares. De ahí que se lleve ya unos años hablando de pobreza energética, que como imaginarán se ceba en los sectores con menos recursos y de forma especial en los hogares monomarentales. Aunque no sea algo muy intuitivo y cueste a veces explicarlo, existe ya evidencia suficiente que demuestra que ser mujer es un agravante (también) en esta condena que es la crisis climática.

El cambio climático, como acelerador y catalizador de problemas preexistentes que es, incrementa la desigualdad y construye sociedades más débiles, más temerosas, menos solidarias, y agrava conflictos como el del agua, que en este país conocemos bien. De ahí que, ahora que los principales gobiernos, fondos de inversión y poderes de todo tipo han empezado a entender que más vale escuchar a la ciencia si queremos seguir habitando en este planeta y en sociedades mínimamente cohesionadas, sea el momento de empezar a debatir cómo se recorre este camino.

Todas las transiciones tienen víctimas, y esta también las tendrá. Los chalecos amarillos, que surgieron como reacción al incremento del impuesto al diésel en Francia, dieron un primer aviso, pero no será el único. Es imprescindible que la transición ecológica vaya unida a la transición justa, como se encargaron de reivindicar hace más de una década los sindicatos españoles en las cumbres internacionales del clima, algo que hoy se ha convertido en una realidad no sólo en la política española, sino también en el Pacto Verde Europeo y en los fondos Next Generation con los que se financiará su aplicación.

Avanzar en la carrera por el clima y hacerlo con justicia es una prioridad para cualquier gobierno. Y de forma especial, para cualquier demócrata que se resista a ver crecer la pobreza, la desigualdad y los conflictos.

Y eso que había dicho que no quería hablar de la ultraderecha... ¡En qué estaría yo pensando!

 

Publicamos este artículo en abierto gracias a los socios y socias de infoLibre. Sin su apoyo, nuestro proyecto no existiría. Hazte con tu suscripción o regala una haciendo click aquí. La información y el análisis que recibes dependen de ti.
Más contenidos sobre este tema
Relacionados




11 Comentarios
  • eagle eagle 26/04/21 20:08

    Qué pena de país,se está deteriorando a la carrera, parece que estamos a principio del 1936..

    Responder

    Denunciar comentario

    2

    1

  • luzin luzin 26/04/21 19:21

    Uyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyy ... qué bueno es Biden ... va a ser mucho más bueno que Obama ...porque el Imperio está también por el Bien Común, que es el Bien de lo menos común, es decir, el Bien de sus intereses que son los comunes para los no comunes.

    Pero estos panfletos se los cree en serio alguien ... Hemos visto la generosidad en la vacunación de los norteamericanos ... se nota que están con el Bien Común ... jejejejejejej ...

    Responder

    Denunciar comentario

    5

    0

  • Luluska Luluska 26/04/21 19:01

    Gracias las Cristina Monge, por tu escrito y recordarnos que existen otras noticias, que son mejores que la campaña del 4/05!!

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    3

  • GRINGO GRINGO 26/04/21 11:14

    El debate de la SER ha tenido la repercusión y el desenlace que ha tenido, porque una vez más Pablo Iglesias ha sido valiente, cosa que no suele ser habitual ni en políticos ni en periodistas.

    Si no se llega a levantar y dejar plantada a la extrema derecha, habría sido un episodio más de esas tertulias radiofónicas o de TV, donde se faltan al respeto unos a otros, donde se miente descaradamente, sin capacidad de intervención por parte del moderador/a de turno, es más, en el debate que hubo en TeleMadrid, "la moderada animaba a interrumpirse", que manda huevos !!!.

    No importan las propuestas, importa el "espectáculo" y el titular.

    La posterior reacción del PSOE y Más Madrid, tardía, pero más vale tarde que nunca, aunque estén apoyadas por la repercusión del hecho en las redes sociales..., nos indica un poco cual es el problema que les bloquea.

    El "Bulliyng Informativo" se viene practicando desde hace años, y con más descaro e insistencia desde que PODEMOS/UNIDAS PODEMOS aterrizó en la política.

    Mientras tanto ningún Juez ha emitido dictamen para retirar un cartel de VOX insultante y mentiroso, pero perdieron el culo para prohibir la exhibición de un simple lazo amarillo en Catalunya.

    Hay una parte importante que no quiere debatir, prefiere fijar el foco "en lo que cobra una pensionista y lo que dicen que cuesta un MENA", un menor sin cobijo familiar, ni tan siquiera aprovechan para pedir un aumento en su pensión, "pero no se les ocurre pensar que esa pensionista tendría que vivir 1900 años para cobrar lo que cobra en un año un máximo dirigente de un Banco en España".

    Éste es el panorama que interesa en España a los de siempre, a UNIDAS PODEMOS......NO !!!

    SÍ SE PUEDE, pero necesitamos cambiar ésta sociedad con el apoyo de los ciudadanos, empezando por el 4M.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    6

    15

    • Luluska Luluska 26/04/21 18:58

      Suscribo todo lo que dices, Gringo!!

      Todos tenemos que reaccionar frente a esta gente, denunciando escribiendo a los medios (A3 y Vicente Vallés) a la jueza Carmen Rodríguez Medel-Nieto, juzgado 51, aunque estaba de guardia creo en el 48 y que no ha retirado en cartel de VOX).....y sobre todo dejar de consumir y hacérselo saber a esos medios.

      Es lo único que se me ocurre y hago.

      Responder

      Denunciar comentario

      2

      2

  • MASEGOSO MASEGOSO 26/04/21 10:17

    Gracias por la claridad de expresión y firmeza de este artículo.
    En este mundo virado a la deidad del dinero y la especulación, la mentira y si pero no, la capa que cubre las ideas de quienes solo están en la política por que les permite la confrontación y ejecutan los mandatos de sus "amos" que, carecen de los suficientes pendientes testiculares, para dar la cara y presentarse a las elecciones enviando para ellos  sus perros falderos, lameculos e inútiles.
    Pero lo fatal, en el caso de Madrid, es que no se mueve quien se tiene que mover para ir a votar a pesar de la trampa de convocar elecciones cuando se sabe, en su convocatoria, que en un día laboral y las distancia de Madrid hacen más difícil votar al electorado izquierdista.
    Pero que esperar de los herederos de la dictadura del criminal más abyecto del mundo si ellos viven, siguiendo el ejemplo de los cuarenta años dictatoriales, sin dar palo al agua.

    Responder

    Denunciar comentario

    2

    8

  • Valldigna Valldigna 26/04/21 09:40

    Valldigna.Te felicito por tu idea.Hay mas vida que lo que pasa en Madrid.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    3

  • ncvc ncvc 26/04/21 08:53

    Muy oportuna y graciosa esta intervención periodística de Cristina Monge echando pelillos a la mar después de la tormenta de aluviones desatados por su artículo de la semana pasada, que a mí me pareció muy interesante, pero, a la vista de los comentarios exaltadísimos y viscerales que suscitó, creo que fuí de las pocas personas que así lo entendimos.
    Estaba totalemente de acuerdo con su tesis, siempre diálogo, hablando se entiende la gente, pero claro, hay que hacerlo bien, es decir que los políticos y los periodistas tienen que ser inteligentes y estar a la altura, y no es tan fácil, mucho menos que cerrarse al diálogo con múltiples "Vade retro Satan" espantados. Si un partido es considerado apto para participar en unas elecciones, sus elegidos entran forzosamente en el juego político, no se les puede excluir como apestados. Lamento que Pablo Iglesias abandonará el diálogo, es el más capaz de poner a Monasterio y Vox en su sitio, dejándoles a ellos los aspavientos vulgares, crueles y desmedidos a los cuales nos tienen acostumbrados.
    Gracias Cristina Monge por sus aportaciones.

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    8

  • Alberto Sánchez Otero Alberto Sánchez Otero 26/04/21 08:45

    Aquí se debate sobre Madrid.

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    3

  • paco arbillaga paco arbillaga 26/04/21 07:29


    Cristina, ¿de verdad existen en el mundo todos esos problemas que planteas? Parecería que, además de la horrible pandemia que está sufriendo el planeta, solo existen los problemas que hay en Madrid, y también hace unos pocos días los de una liga de fútbol (así llaman a algunos negocios especulativos) exclusiva para millonarios equipos europeos.

    De momento la transición ecológica en la energía se está haciendo para beneficio de las grandes compañías que están montando fuentes de energía alternativa como la eólica o solar, y que su beneficio no llega a la parte de la población que no la puede pagar, ni tampoco a la factura de los consumidores.

    «Todas las transiciones tienen víctimas, y esta también las tendrá», como el paro que sigue aumentando obligando a miles de personas a alargar las colas para recoger alimentos con los que alimentar a sus familias.

    ¿Se habla, se discute en la campaña de elecciones madrileña de esos temas, o de las personas dependientes, de la Sanidad, Educación, vivienda, del derecho a disponer de algún medio para pagarse el coste de la vida, sea mediante un trabajo o mediante una renta básica? Parece que lo único verde que se afronta en esa campaña es cuando se trata de poner de ese color a los adversarios, a veces enemigos, a algunos de los cuales se trata de intimidar con los «argumentos» de las balas. Osasuna.

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    11

  • Artero Artero 25/04/21 22:10

    SE QUIERA O NO A LA ULTRADERECHA LA VAMOS A ENCONTRAR FRENBTE A TODA SOLUCIÓN POSIBLE PRUEBA DE ELLO ES, LO QUE HIZO TRUMP EN CONTRA DE LA CUESTIÓN ECOLÓGICA

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    7

 
Opinión