La crisis del coronavirus

La gestión de Ayuso, en cuarentena: aviones que no llegan, quejas en Ifema y drama en residencias

Isabel Díaz Ayuso, junto al consejero de Sanidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, durante la rueda de prensa.

Para los partidos políticos, gobernar la Comunidad y el Ayuntamiento de Madrid son un plus. Un escaparate de su gestión y un altavoz permanente de todo lo que sucede. La cara B de todo esto es que es así tanto para bien, como para malcara B . Si la gestión en estas instituciones es buena, se suele poner a sus gobernantes como modelo, llegando incluso a dar el salto a la esfera nacional de la política. Si, por el contrario, la gestión falla, es muy complicado que esto quede ajeno a la luz pública.

La Comunidad de Madrid, con Isabel Díaz Ayuso (Partido Popular) al frente se ha erigido en principal ariete de la formación conservadora contra la gestión del Gobierno de Pedro Sánchez en la crisis del Coronavirus. Pero la gestión de su presidenta en las últimas semanas deja al descubierto múltiples lagunas. Así lo ponen de manifiesto la oposición, sindicatos, trabajadores del sector sanitario, uno de los que más está golpeando esta crisis del coronavirus, y algunos de los roces con Cs, su socio de Gobierno.

De forma paralela, la dirección nacional del PP, con Pablo Casado a la cabeza, ha hecho de la defensa de la presidenta madrileña una de las banderas de su discurso político en esta crisis, saliendo a rebatir las críticas que apuntan a que con un mejor sistema sanitario, sin los recortes del pasado ni las políticas privatizadoras de los años de Esperanza Aguirre, los hospitales estarían mejor preparados para hacer frente a la pandemia.

Este miércoles, desde el PP de Madrid se puso en marcha la campaña en Twitter #QueNoMientan "para desmentir los bulos que lanzan constantemente el entorno del Gobierno y sus socios sobre la gestión de la crisis sanitaria en la Comunidad de Madrid". "En los últimos diez años han incorporado a 6.000 sanitarios y ha construido 12 hospitales y 90 centros de salud para los madrileños. Y, en concreto, para lucha contra el Covid-19 la Consejería de Sanidad ha reforzado la plantilla con 6.949 contrataciones", subrayan. 

Desde la Puerta del Sol, sede del Gobierno regional, defienden que en toda esta crisis la Comunidad de Madrid ha intentado anticiparse a las medidas que después fue tomando el Gobierno central. Que fueron más precavidos y que no siempre contaron con el respaldo del Ejecutivo central. Uno de los ejemplos que citan las fuentes consultadas es el del cierre de colegios.

El segundo choque vino motivado a cuenta de las medidas de protección para el personal sanitario. La entrada en vigor del decreto de alarma facultó al Ministerio de Sanidad para actuar como "mando único" del sistema de salud, un sistema con las competencias transferidas de principios de los años noventa. El departamento de Salvador Illa está encontrando grandes dificultades a la hora de hacer compras conjuntas de los productos necesarios porque todos los países del mundo tienen las mismas necesidades y recurren prácticamente a los mismos proveedores. 

Ni rastro de los aviones anunciados

La Comunidad de Madrid se quejó de que desde el Gobierno central se estaba bloqueando la llegada de material a la región y la dirección nacional del PP amplificó esta crítica de Ayuso. Hace ahora justo una semana que el secretario general del PP, Teodoro García Egea aseguró, en rueda de prensa que el PP tenía conocimiento de que hay "proveedores" que habían tenido que desviar material, como mascarillas y respiradores, a otros países ante la "inacción" del Gobierno "para la compra de ese material". 

El 22 de marzo, la presidenta de la Comunidad de Madrid anunció la llegada de dos aviones procedentes de China con material para la Comunidad de Madrid. Era domingo y acababa de reunirse, por videoconferencia, con Pedro Sánchez y con otros vicepresidentes autonómicos. Ha pasado ya más de una semana y no hay ni rastro de esos aviones cargados de material prometidos.

Fuentes del Gobierno regional consultadas por este diario señalan que los planes son que el cargamento llegue "esta semana". En el PP madrileño aseguran que una vez que el material esté en suelo español, podrán dar una explicación de a qué se ha debido el retraso.

Mientras, el PP de Madrid celebraba este miércoles la llegada de material. Pero se trata de un pedido previo al anunciado el día 22.

Las deficiencias del hospital "más grande de España"

Parte de ese material servirá para cubrir las necesidades de los hospitales de Madrid, saturados de enfermos, con las UCI a punto de desbordarse y con unos sanitarios que se quejan de que no cuentan con los Equipos de Protección Individual (EPIs) necesarios para realizar su trabajo con unas mínimas garantías. Pero no sólo los hospitales convencionales. La Comunidad de Madrid, con Ayuso a la cabeza, decidieron hacer de Ifema, el recinto ferial de la ciudad, el hospital "más grande de España".

En principio, se trataba da acoger a los pacientes menos graves y, con ello, reducir la saturación de los hospitales, dejando camas libres a los enfermos graves. Pero en los últimos días, el hospital de campaña de Ifema ha empezado a dar muestras de agotamiento con quejas de los sanitarios de que falla la coordinación y faltan EPIs.

Este domingo, Fernando Prados, coordinador general del hospital de Ifema, admitía errores a través de su perfil de Twitter: "En el turno de tarde en #Hospitalifema hemos tenido un problema organizativo que ha provocado algunas protestas de profesionales que asumo y por la que pido sinceras disculpas. Pero hay muchas personas dando lo mejor de sí mismas para que todo funcione como un hospital sin serlo".

Al hilo de lo anterior, defendía que los equipos de protección facilitados a los sanitarios eran los adecuados. "Tenemos EPIs que cumplen con el Documento técnico de Prevención y control de la infección en el manejo de pacientes con COVID-19 Versión de 20 de febrero de 2020 del Ministerio de Sanidad", puede leerse. No obstante, las críticas y las denuncias de los profesiones continuaron.

Desde la Comunidad de Madrid informan de que hasta este martes, habían ingresado en este hospital 1.380 pacientes, de los que 531 ya han sido dados de alta y "850 permanecen en sus instalaciones recibiendo la atención de los profesionales sanitarios". "Se trata del hospital más grande de España, preparado para acoger en total hasta 5.500 camas, de ellas 500 de UCI, en 85.000 metros cuadrados y que ya tiene preparadas 1.300 camas", destacan.

Lo últimos datos, facilitados este miércoles, hablan de 29.890 casos de coronavirus confirmados en Madrid. De estos, 15.227 han precisado hospitalización y 1.514 ingreso en Cuidados intensivos. Los muertos, hasta la fecha, superan los 3.800 y 10.827 personas se han curado.

En los últimos días, la presidenta regional ha recurrido a su perfil de Twitter para dar cuenta de los avances en la amplicación del hospital de Ifema. Las imágenes elegidas por Ayuso distan de las que han ofrececido algunos miembros del personal sanitario allí desplegado.

Dirigentes del PP de Madrid defienden que es imposible que gestionar este tipo de crisis sin precedentes no acarree fallos. Señalan que evidentemente se extraerán lecciones de todo ello, pero subrayan que la Comunidad ha estado a la altura y se ha adelantado al Gobierno y a lo que están haciendo ahora otras comunidades. 

Este martes, por ejemplo, Alberto Núñez Feijóo anunció que Expocoruña y el Multiusos del Sar de Santiago se prepararán como hospitales de campaña. 

Los conservadores hacen hincapié en que la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha felicitado a la Comunidad por el trabajo que se está realizando en Ifema. En este sentido, destacan que el director ejecutivo del Grupo Orgánico de Brotes Epidémicos y Emergencias Sanitarias de la OMS, Bruce Aylward, que fue líder de la misión en Wuhan (China), ha visitado esta semana sus instalaciones y ha asegurado que los madrileños "deberían sentirse muy orgullosos de ser capaces de poner en marcha" un centro como este.

No obstante, este modelo no se libra de la crítica del Colegio de Médicos de Madrid. En un duro comunicado, la organización considera "que no es acertado el modelo que se plantea en torno" a este hospital de campaña. "Supone el cierre de centros de salud para reubicar a sus profesionales en este nuevo hospital así como el desplazamiento de residentes y otros profesionales sanitarios desde varios hospitales de la Comunidad para cubrir la asistencia sanitaria de dicho hospital", añaden.

El drama de las residencias y el choque con Ciudadanos

Otro de los focos de polémica en esta crisis está en las residencias de personas mayores. A última hora del jueves, desde el Gobierno de la Comunidad de Madrid se informaba de que la consejería de Sanidad asumía el control de las residencias de mayores de la región para llevar un mayor seguimiento del estado de salud de residentes. La decisión fue tomada en el contexto del alarmante incremento de fallecidos en estos centros y las quejas de unos trabajadores que se declaraban superados por la falta de todo tipo de medios.

Que la Consejería de Sanidad asuma el control implica que su responsable, Enrique Ruiz Escudero, del Partido Popular, se que quede con parte de las competencias de Alberto Reyero, el consejero de Políticas Sociales, Familias, Igualdad y Natalidad. Sobre este, cuota de Ciudadanos en el Gobierno regional, recaía hasta ahora la gestión de las residencias. En ambas formaciones niegan que esto haya derivado en una pelea política. Pero ni en PP ni en Cs se han puesto de acuerdo a la hora de explicar el porqué de esta decisión, como ya informó este diario.

En el sector de las residencias de mayores reinan la falta de medios, las privatizaciones y los sueldos precarios de los ciudadores. Ocurre en toda España y, según denuncian los sindicatos, Madrid no es ninguna excepción.

Desde la Comunidad de Madrid informan de que el plan de choque en residencias activado la semana pasada ha permitido inspeccionar desde el pasado viernes un total de 38 centros en toda la región, tanto de mayores como de personas con discapacidad.

¿Refuerzo de liderazgo? ¿La sombra de Martínez-Almeida?

En el PP defienden que el balance de la gestión de Díaz Ayuso en esta crisis es, a día de hoy, positivo. Y que la muestra de ello es que lidera una región que se supo anticipar a escenarios que vinieron después y que su voz fue una de las primeras que se escuchó a la hora de exigir medios y coordinación al Gobierno de Pedro Sánchez. Cuenta, insisten, con el apoyo cerrado de la dirección nacional de su partido. Que ella fuese candidata se debe en gran parte a una apuesta personal de Pablo Casado.

En el lado opuesto en cuanto al tono a la hora de referirse al Gobierno central se ha ubicado José Luis Martínez-Almeida, alcalde de Madrid. Pese a ello, las fuentes consultadas entre los conservadores madrileños no anticipan una crisis de liderazgo de Ayuso de la que pueda salir ganando el regidor municipal.

"En el partido todos vamos a una y cada uno cumple su papel. No es lo mismo ser líder de la oposición, que ser presidenta de una de las comunidades más afectadas, que ser alcalde. Cada uno da una respuesta en base a sus competencias", resume un dirigente del PP madrileño. Otra cosa es cómo afecte esta crisis a su relación con Cs, su socio de gobierno después de las heridas que se están abriendo en la coalición.

Defensor del Paciente pide a la Fiscalía que investigue la muerte de 140 personas en residencias

Defensor del Paciente pide a la Fiscalía que investigue la muerte de 140 personas en residencias

Más sobre este tema
stats