10N | Elecciones Generales

Sánchez insta al independentismo a asumir el "fracaso" de su proyecto, basado en "falacias y mentiras"

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, junto al presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, y el presidente de Hotusa, Amancio López Seija, este sábado en O Grove (Pontevedra).

infoLibre

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, ha advertido este sábado de que Cataluña no recuperará su potencialidad económica y de bienestar, y no podrá encarar su futuro hasta que los independentistas no acepten el "fracaso" de su proyecto político, basado en "mentiras y falacias". Así lo ha trasladado durante su intervención en la clausura del 'Foro La Toja. Vínculo Atlántico' celebrado en esta localidad del municipio pontevedrés de O Grove y que recoge Europa Press, en la que ha lamentado que España está "gastando demasiado talento, energías y afectos" en "corregir problemas que no deberían haber existido", como la "crisis de convivencia en Cataluña".

A ese respecto, Sánchez ha subrayado que el "grave error" del independentismo catalán ha sido "no entender el mundo en que vivimos, quebrar la convivencia para retroceder, dilapidar el esfuerzo y el talento que se debería haber empleado en resolver los verdaderos desafíos de la sociedad catalana".

 

Así, el presidente del Gobierno en funciones ha hecho hincapié en que la economía catalana no ha sido capaz de "recuperar el pulso" que tenía antes de octubre de 2017, no ha recuperado las tasas de crecimiento, ni el tejido empresarial o los niveles de inversión extranjera, "destruidos por la crisis soberanista". "Cuando una falsa y excluyente idea de identidad y de democracia pone en rieso la mejora del empleo, la seguridad jurídica, o la financiación de la sanidad... hay evidentemente un fracaso, que es lo que representa hoy el proyecto soberanista", ha sentenciado.

Pedro Sánchez ha advertido de que "romper la ley, y pedir a los ciudadanos que la desobedezcan es repetir los errores de ese proyecto político ya naufragado", y ha incidido en que Cataluña "no va a recobrar su potencialidad de bienestar ni encarar su futuro hasta que los independentistas no acepten la realidad, que su proyecto político ha fracasado".

En ese sentido, ha criticado que dicho proyecto está basado en "falacias y mentiras", y ha puntualizado, al respecto, varias cuestiones: que "una minoría no se puede imponer a una mayoría" de catalanes que, en las citas electorales, "han abrazado la idea de una España unidad en su diversidad; y que "la mejor forma de desarrollar el ser catalán es en una España autonómica, constitucional y en una Europa federal". "No se pueden arrancar identidades que han sido complementarias a lo largo de la historia (...), el reto no es independencia sí o no, el reto es convivencia sí o sí", ha concluido.

Pide "no bloquear" ni "imponer en despachos lo que las urnas les negaron"

Por otra parte, Sánchez ha defendido este sábado la necesidad de un gobierno "cohesionado y estable" en España después del 10 de noviembre, y ha subrayado que quien pierde las elecciones "no puede bloquear ni tratar de imponer en despachos lo que las urnas les negaron". El también líder del PSOE ha aceptado "recoger el guante" lanzado en este mismo foro por los expresidentes Felipe González y Mariano Rajoy, que defendieron acuerdos para llegar a un gobierno estable.

 

Así, ha respondido a esa reflexión recordando que "el multipartidismo lo deciden los ciudadanos con su voto", y que "cualquier opción es bienvenida", excepto el "bloqueo". "Los partidos políticos deben asumir el resultado electoral. Quien gana no puede imponer su programa, sino acordar con otras fuerzas un proyecto compartido, y quien pierde no puede bloquear ni tratar de imponer en despachos lo que las urnas les negaron", ha sentenciado. Sánchez ha recalcado que el multipartidismo "contribuye en la medida en que contribuye a la gobernabilidad del país, y no a destruir la estabilidad" que España necesita para abordar sus retos.

Según ha recordado, el pasado 28 de abril, los españoles "decidieron que (el gobierno) fuera progresista", y España necesita un gobierno "cohesionado y estable". "Y esto es muy importante cuando tenemos un desafío secesionista que no puede hacer que el independentismo en Cataluña tenga más influencia de la que tiene en la gobernabilidad del país", ha rematado.

La respuesta de Sánchez: "No pedimos el apoyo de Cs, que pacta con la ultraderecha, pedimos que no bloquee"

La respuesta de Sánchez: "No pedimos el apoyo de Cs, que pacta con la ultraderecha, pedimos que no bloquee"

Más sobre este tema
stats