X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Buzón de Voz

Al rescate de la política

Publicada 07/10/2017 a las 06:00 Actualizada 09/10/2017 a las 14:51    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios 80

Avanzamos en la cuenta atrás hacia el siguiente peldaño en la escalada de tensión de la mayor crisis de la democracia desde su reinstauración mientras asistimos, perplejos e impotentes, a una clamorosa debilidad de la acción política. Grandes bancos y empresas, por un lado, y organizaciones de la sociedad civil, por otro, toman decisiones que intentan (cada cual con sus motivos) poner freno al desastre anunciado. Mientras tanto, Mariano Rajoy en Madrid y Carles Puigdemont y Oriol Junqueras en Barcelona se parapetan detrás de terceros, ya sean jueces, policías, manifestantes, empresarios, banqueros o el mismísimo rey, jugando al escondite y demostrando una incapacidad manifiesta para aportar vías de solución.

Me explico y trato de recoger lo que a su vez trasladan fuentes bancarias, políticas y judiciales.

1.- El anuncio de Caixabank de trasladar su sede social a Valencia es probablemente el hecho de mayor calado de los sucedidos tras el 1 de octubre. Supone nada menos que introducir el principio de realidad en el sueño del independentismo. Artur Mas había proclamado incluso entre risas (ver vídeo) que ningún banco se atrevería a irse de Cataluña, menos aún la que es considerada desde hace décadas como “la Caixa de tots. La decisión unánime del Consejo de Caixabank, como la de Banco Sabadell, pero también empresas como Freixenet, Gas Natural y ya veremos cuántas otras sociedades, cae como un mazazo sobre los sectores más moderados de la ex Convergència, por poco que les importe (o incluso refuerce) a sus aliados anticapitalistas de las CUP.

2.- Para facilitar que esa “salida” de grandes empresas pueda ejecutarse antes de la anunciada Declaración Unilateral de Independencia (DUI), el Consejo de Ministros aprobó este viernes un decreto urgente que permite tomar esa decisión sin necesidad de reunir a la Junta de Accionistas correspondiente. El propio ministro Luis de Guindos manifestó en la rueda de prensa tras la reunión del Gobierno que tal decisión se había tomado “a petición de determinados grupos empresariales”, y con el “visto bueno del PSOE y de Ciudadanos”.

3.- La explicación de Guindos ha irritado enormemente en la cúpula de las entidades afectadas. Porque es cierto que esos bancos y empresas han estado sometidos en los últimos años a una doble pinza: si se pronunciaban en contra del procés se arriesgaban a verse boicoteados en Cataluña, y si se manifestaban a favor, sufrirían el boicot en el resto del Estado, como de hecho le ocurrió a La Caixa por la campaña impulsada por el PP contra la reforma del Estatut de 2006. Pero también es cierto que el cambio del domicilio social tiene unos efectos prácticos muy limitados (como explica en este análisis Carlos Sánchez, de El Confidencial): el Impuesto de Sociedades es estatal y por tanto no se ve afectado, y la mayoría de los impuestos locales o autonómicos no sufrirán variaciones porque las sucursales y los cajeros seguirán exactamente donde están. Ni siquiera se verá afectada la protección mayor o menor del Banco Central Europeo mientras Cataluña siga formando parte del Estado español. Se diga lo que se diga, y por mucho que se exagere, incluso una Declaración Unilateral de Independencia no modifica el estatus legal de Cataluña. Todos los contratos legales, civiles, laborales o mercantiles seguirán en vigor. Esa es la realidad (como apunta en este artículo de CTXT Ignacio Sánchez-Cuenca). Todo lo demás pertenece a la esfera del juego de efectos políticos, y, en el caso de la banca, a la importantísima ley de las expectativas, es decir a las reacciones psicológicas entre ahorradores y accionistas. El dinero no conoce banderas.

4.- A ningún observador se le escapa que, más allá de la protección de la “seguridad jurídica” que toda empresa o entidad financiera precisa, el aluvión de anuncios de “salidas” de Cataluña puede suponer la presión más directa sobre Puigdemont y Junqueras para frenar su intención de declarar la independencia unilateral el próximo martes en el Parlament. Distintos dirigentes del PDeCat han reconocido públicamente que ese paso (previsto en la Ley de Referéndum suspendida por el Tribunal Constitucional) es muy arriesgado y que al independentismo podría interesarle que esa declaración quedara aparcada o aplazada durante un tiempo suficiente para intentar vías de negociación con el Estado sin frustrar las expectativas generadas en sus propias filas, sobre todo tras las movilizaciones del 1-O y la indignación popular tras las cargas policiales de esa jornada.

5.- Si Puigdemont y Junqueras se escudan en el compromiso adquirido y en los centenares de miles de votantes en el referéndum ilegal o en las multitudinarias manifestaciones convocadas por la Asamblea Nacional Catalana y Omnium Cultural para seguir adelante con su hoja de ruta, Mariano Rajoy a su vez se ha parapetado primero detrás de jueces y fiscales, después detrás de los policías y guardias civiles, más tarde tras el Jefe del Estado y ahora tras empresarios y banqueros como si fueran los actores principales de una crisis cuyo origen y posibles soluciones son de carácter netamente político.

6.- La urgencia con la que el Gobierno ha tramitado la medida, achacando la “petición” a las propias empresas y bancos, tiene el riesgo añadido de ser interpretada como un reconocimiento de facto de las posibilidades reales de que llegue a ejecutarse el proyecto independentista. Lo cual podría acabar generando un efecto bumerang tanto político como económico, perjudicial para España entera.

7.- La mayor presión que ha tenido hasta ahora Mariano Rajoy desde sus propias filas y las de su socio, Ciudadanos, es la de aplicar la suspensión total o parcial de la autonomía catalana vía artículo 155 de la Constitución o tirando de la Ley de Seguridad Nacional. Un día tras otro se escuchan voces reclamando que se intervenga Cataluña y acto seguido se convoquen elecciones anticipadas. ¿Acaso dudan que el efecto más probable sería que más de dos millones de catalanes boicotearían esos comicios y bloquearían los colegios electorales?

8.- Llegados a este punto, es obvio que el Gobierno sabe que la intervención de Cataluña serviría únicamente para seguir engordando el independentismo, mientras los independentistas saben a su vez que una Declaración Unilateral provocaría de forma inevitable la intervención de Cataluña. Rajoy, Puigdemont y Junqueras se esconden detrás de terceros como si fueran simples víctimas arrastradas a ese círculo endemoniado sin salida aparente.

Es la sociedad civil, a través de iniciativas concretas en forma de movilizaciones, manifiestos, peticiones a las que se vienen sumando miles y miles de ciudadanos, la que intenta forzar a los principales actores de este drama a sentarse en torno a una mesa y dialogar (o a permitir que otros lo hagan por ellos). Es la ciudadanía, de nuevo, la que se ve obligada a salir al rescate de la política
Correo Electrónico


Hazte socio de infolibre



14 Comentarios
  • El chipionero El chipionero 15/10/17 11:33

    Jesús, creo que sufres un poco de amnesia a la hora de explicar detrás de quién se escuda Mariano Rajoy. Primero que todo lo que has mencionado en el apartado 5, Rajoy se escuda en Pedro Sánchez que fue llamado a Moncloa para que apoyara las maniobras de aplique del 155, sin haber pedido autorización al Senado como corresponde según la LEY. Después de conseguir ese apoyo, Rajoy se lanzó a enviar civiles y policías, fiscalías (el propio fiscal general), juzgados de guardia previstos, registros ilegales sin orden judicial, detenciones con grilletes delante de sus hijos pequeños (como en los mejores tiempo del franquismo) y para colmo, la imagen que se ha visto en todo el mundo, porrazos brutales de la guardia civil, cabezas abiertas y pelotazos de goma (prohibidos en Cataluña), a un pueblo que lo que quería era poner una papeleta en una urna de una forma totalmente pacífica. La equiparación que haces entre Rajoy y Puigdemont y Junqueras, tampoco me vale, Jesús, porque mientras Rajoy se escuda detrás del partido más grande y más oscuro de la oposición; detrás de las fuerzas armadas; detrás de las multinacionales que operan en Cataluña; detrás de la fiscalía cuyo general ha sido nombrado por él; detrás del Constitucional, cuyos miembros y personal (80 % familiares unos de otros), han sido nombrados por él, Puigdemont y Junqueras se escudan exclusivamente detrás del pueblo catalán o una gran parte de él. La comparación no procede, Jesús.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • jamonfresco jamonfresco 10/10/17 10:51

    A lo que sucede se le conoce con el nombre de manipulación interesada de los sentimientos y las vísceras de dos partes del estado español
    Todo el montaje independentista/nacionalista es un elaborado programa de manipulación colectiva para ocultar la esencia del problema.
    Dos partidos de derechas PDCat y PP, dos partidos esencialmente corruptos dedicados a robar a los españoles/catalanes durante casi 40 años pretenden soflamar y sofocar la realidad y evitar en aras de los dos nacionalismos tener que pagar por los múltiples delitos cometidos y ya parece que lo han conseguido. Ni Pujol está en la Cárcel, ni Rajoy dimitido e investigado
    Las duplas de gobernantes Pujol/Más/Puigdemont y Aznar/Rajoy y sus correspondientes equipos de gobierno ya están casi seguros que sus pecados, delitos económicos y crímenes de estado contra los ciudadanos están amortizados y olvidados
    Todo ello a costa de producir una tensión social similar a la del 18 de julio de 1936 solo que ahora en 2017 el ejército no se puede rebelar porque ya lo hizo entonces y ganaron la guerra, la posguerra y la transición.
    Durante este “modélico” periodo con más de 400 ciudadanos muertos montaron un esperpento seudo democrático con una constitución elaborada por “expertos” donde, a modo de ejemplo y categoría, se establecía como jefe del estado al sucesor designado por el señor Franco dueño amo y señor de todas las Españas y con esos mimbres deteriorados y deshilachados en su raíz hasta 2017 hemos llegado.
    Con dos expertos manipuladores delincuentes como figuras del process Rajoy en Cataluña el más despreciado y Puigdemont en España el mas odiado.
    Ya se sabe que la derecha española es la que más y mejor odia del mundo.
    Y en medio el pueblo desdichado.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    13

    • Queso Tierno Queso Tierno 10/10/17 15:16

      Lo que demuestra que todo y todos tienen su precio. La derecha española mira para otro lado mientras acepta a los responsables de la corrupcion como lideres indiscutibles. Son estómagos agradecidos satisfechos con el poder y con las migajas de la corrupción. Por la otra parte, se mira también a otro lado, mientras se acepta que los responsables de la corruptela y desatencion de Cataluña estén al frente de proyectos de separación que prometen el oro y moro, cosa, que hasta ahora no han sabido o querido plasmar en sus actuaciones de gobierno.





      Responder

      Denunciar comentario

      0

      2

  • El Diablo Cojuelo El Diablo Cojuelo 10/10/17 10:03

    "Al fin y a la postre [...] , hablando de Puigdemònt y del resto de su 'patulea' el Arte del engaño resulta ser su ùnico Don en todo este 'estrapalucio'. El hombre el sujeto, no bebe contar mas que consigo mismo; Lo que percibe el sentido t xconoce el espìritu nunca tiene su fin en si mismo. Sin embargo, el sentido y el espìritu quisieran, parece, hacerle creer quie son el fin de todas las cosas, tal es su obcecacion y soberbia.... El Diablo Cojuelo

    Responder

    Denunciar comentario

    6

    4

  • river river 09/10/17 16:05

    como de costumbre muy buen artículo.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    9

  • Prometeo46 Prometeo46 09/10/17 10:13

    Soy admirador de la línea editorial de este diario y especialmente de los artículos de Jesús Maraña, pero tengo que hacerle una pequeña crítica a propósito del resultado del referéndum ilegal y sin garantías, me refiero a cuando dijo en la tertulia de "Más Vale Tarde" de la Sexta, que había dos millones y medio de independentistas, cuando en realidad son dos millones y eso si nos fiamos de un recuento sin garantías, e incluso hubo otro periodista en otro medio y que no recuerdo el nombre que llegó a decir que había casi tres millones de independentistas, cuando en realidad los que somos tres millones o más somos la mayoría sllenciada, hasta ayer, por la propaganda independentista de Junts pel Sí y la CUP.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    24

    15

    • Txorigorri Txorigorri 10/10/17 10:01

      Siguiendo su lógica, la mayoría silenciada que usted aduce tampoco serían 3 millones ya que en la manifestación anti-independentista, si nos atenemos a la cifras de participación más favorables que se dan para la misma, serían únicamente 950.000.
      Ni el pretendido referéndum ofrece garantías de fiabilidad ni tampoco la citada manifestación. Lo más aproximado - que tampoco fiable- serían las estadísticas que cifran en un 40% de la población catalana los partidarios de la independencia. El 60% restante distribúyalo usted, según le convenga, entre unionistas (mal llamados constitucionalistas) y otra gente a quienes nos la refanfinfla unos y otros. Ahora bien, si queremos conocer con exactitud las cifras, convoquemos un referéndum con garantías ¿Hay miedo?

      Responder

      Denunciar comentario

      4

      11

  • AlfonsoRL AlfonsoRL 08/10/17 13:00

    El Departamento de Estado de Estados Unidos anunció la publicación de documentos relativos a la política exterior del Gobierno de Richard Nixon entre 1969 y 1973. Los documentos revelan diálogos de los días posteriores al triunfo electoral de Salvador Allende el 4 de septiembre de 1970, en los que Nixon le pide al secretario de Estado Henry Kissinger "hacer gritar a la economía" de Chile para impedir la confirmación de Allende en el poder.

    Aun cuando en muchas ocasiones - quizá demasiadas ocasiones - no recuerdo lo que hice, o leí, etc en días muy próximos a cuando hago la reflexión, en ocasiones sí recuerdo lo que hice, o lo que leí, etc. en épocas muy lejanas a cuando hago la reflexión. Pues al leer las noticias de hoy sobre la "desbanda" de tipo económico que se anuncia para Catalunya y la facilidad que al respecto se ha dado desde el gobierno, he recordado el viejo texto con el que encabezo este comentario. Aqui y ahora no hago juicio de valor, ni de desvalor a lo leído esta mañana. Simplemente refiero que leer las noticias de hoy y recordar lo que refiere la inicial transcripción, ha sido inmediata...

    Responder

    Denunciar comentario

    2

    17

  • Tubal Tubal 08/10/17 11:22

    Para salir del atolladero actual, pienso que los separatistas (para salvar la cara ante sus más de dos millones de adictos) podrían asumir "el resultado" de su referendum proclamando una soberanía nacional catalana, para cuya entrada en vigor se abra una segunda parte del "procès" durante la cual se pueda llegar a acuerdos con los catalanes no soberanistas y con el Estado español. Esa segunda parte habría de incluir la convocatoria de elecciones regionales. La izquierda española exigiría también la celebración de elecciones nacionales (mediante un voto de censura al Sr. Rajoy, posiblemente). Así podrían surgir nuevos interlocutores que encauzasen el tema hacia una formulación federalista de la soberanía proclamada. Seguir juntos, mediante una fórmula adecuada, es lo que se debería conseguir políticamente. Opino.

    Responder

    Denunciar comentario

    6

    13

  • concretautopia concretautopia 08/10/17 11:15

    "No podemos ni queremos eludir las responsabilidades que la propia Constitución en su artículo 92.1 determina: "Las decisiones políticas de especial trascendencia podrán ser sometidas a referéndum consultivo de todos los ciudadanos". Carta a Rajoy y recogida de firmas en Change.org

    "Sinceramente, los aquí firmantes estamos convencidos que esta iniciativa, además de devolver el protagonismo a quien en realidad debe tenerlo en estos asuntos, desbloquearía la situación y reforzaría la democracia, la convivencia y el Estado de Derecho. Entre otras muchas ganancias para el Gobierno, para la clase política y para todos." ...

    Puedes leer y firmar la carta a Rajoy para que ponga en marcha todos los mecanismos que la Constitución le otorga y proponga un referéndum al conjunto de la Nación (art. 92.1 CE) en: 

    http://chn.ge/2xWfZWu

    #referéndumnacional92.1

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    6

    11

    • Grobledam Grobledam 09/10/17 10:36

      Que empeño en fomentar la segregación y la distinción entre unos y otros.
      Que empeño en provocar una decisión individual y colectiva que que no tiene una respuesta unívoca ni cerrada.
      Que empeño en limitar la complejidad de la praxis política y la democracia a un referéndum.
      Que incultura en no entender que el derecho de autodeterminación no necesariamente es derecho de secesión. La secesión es una opción entre las muchas que puede promover la autodeterminación. Por qué sólo optar por ella si o no... hay muchas; por ejemplo la que estamos viviendo en la España actual del Estado de la Autonomías, semejante a la de la mayoría de los estados descentralizados, Alemania, EE.UU., Suiza, etc, etc.
      Que ignorancia en seguir confundiendo estado y nación, derechos y obligaciones frente a sentimientos. Los derechos y obligaciones son los mismos para todos, son colectivos y de hecho ya están en gran parte compartidos con los europeos. Los sentimientos e identidades son de cada uno y pueden ser multipolares, uno puede sentirse valenciano, cacereño, madrileño, lisboeta, murciano y mediterráneo como podría ser mi caso.
      ¡Qué tramposo!, el último giro del secesionismo que ahora adopta la postura de la decisión de todos, cediendo aparentemente, cuando lo que busca sigue siendo que los catalanes (cuyo recuento sería computado separado del resto) se definan sí o no sobre algo que tiene muchas variantes.
      ¿Aceptarían los convocantes que el referéndum fuera de circunscripción única sin datos desagregados por Comunidades Autónomas?. No se sabría lo que han decidido los catalanes o los extremeños; sólo se sabría el resultado conjunto del estado. ¿A que no?

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 1 Respuestas

      6

      6

      • Antonio Basanta Antonio Basanta 10/10/17 13:35

        Excelente comentario. Totalmente de acuerdo.

        Responder

        Denunciar comentario

        1

        0

  • borjiniano borjiniano 08/10/17 11:05

    Maraña yes mundial. Ayer vite como siempre en la sexta y junto con el marques de Sevilla Aroca sois los mejores con diferencia. Marhuenda va sobrado y es un pelma defendiendo al PP que le da un paston en publi. Y ayer comentaste este artículo. Me encanta escucharte, por tu educación y siempre tus datos.

    Responder

    Denunciar comentario

    2

    12

  • Benito Pamparacuatro Benito Pamparacuatro 08/10/17 10:27

    Cuando el gobierno de este país se enfrenta a problemas, la ciudadanía puede palpar la falta de cultura democrática que sufre España, ni división de poderes, ni políticos consecuentes, la maquinaria del poder económico bien engrasada para mantener lo suyo a salvo. Han servido para algo realmente estos últimos 40 años?

    Responder

    Denunciar comentario

    7

    26



Lo más...
 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.