Guerra total en el PP

Quién es quién en la guerra sucia por el poder en el PP entre Ayuso y Casado

Isabel Díaz Ayuso, Pablo Casado y José Luis Martínez-Almeida.

La enorme grieta abierta en el seno del Partido Popular está llena de protagonistas principales, actores que desempeñan papeles entre bambalinas y personajes secundarios sin los cuales no es posible entender la trama. Son los siguientes:

Pablo Casado

Presidente del PP desde 2018. Fue él quien decidió, en los primeros meses de 2019, que su amiga Isabel Díaz Ayuso encabezase la candidatura del partido en las elecciones de la Comunidad de Madrid de mayo de ese año. Hasta hace pocos meses alardeaba de su relación personal con ella, pero empezó a recelar de su figura a medida que iba ganando peso en la política nacional y, sobre todo, desde que después de las elecciones de mayo de 2021 reclamó para sí la presidencia del PP madrileño, lo que ha abierto un conflicto interno que amenaza su propio liderazgo y que ha desbaratado todos su planes para construir la imagen de un líder nacional fuerte y en condiciones de enfrentarse a Pedro Sánchez.

Isabel Díaz Ayuso

Presidenta de la Comunidad de Madrid. Amiga personal de Casado hasta que las relaciones entre ambos derivaron en un enfrentamiento abierto, construyó un perfil nacional durante el primer año de la pandemia ejerciendo en la práctica como eje de la oposición del PP al Gobierno de Pedro Sánchez. Cabeza visible del sector más derechista del PP, su discurso y su trayectoria la han convertido en la versión nacional del trumpismo: mensajes populistas y dominio absoluto de la escena mediática. Con esos mimbres aprovechó la fallida moción de censura de Murcia para adelantar las elecciones en Madrid, consolidar definitivamente su figura y desafiar el poder de Casado dentro del partido. Siempre ha negado tener interés en ser presidenta del PP en España, pero todo el mundo da por hecho que dará ese paso si Casado cae o pierde las elecciones de 2023. Muchos la consideran la única dirigente del PP capaz de recuperar el voto de la derecha que se ha ido a Vox.

Teodoro García Egea

Diputado por Murcia y mano derecha de Casado, en los últimos tres años se ha ganado la animadversión de buena parte del partido como consecuencia de su estrategia para hacerse con el control de la maquinaria provincia y autonómica de la organización allí donde los barones y los líderes locales del PP no pudieron hacerle frente. Ayuso le considera su principal adversario y le había responsabilizado hasta este jueves de los intentos de acabar con ella, a pesar de que todos en Génova saben que Garcia Egea no da ningún paso sin el visto bueno de Casado. A él se le atribuyen operaciones tan turbias como la que dio lugar a la compra de voluntades de diputados tránsfugas de Ciudadanos para impedir la moción de censura de Murcia. El año pasado denunció a infoLibre después de que este diario revelase los mensajes que había intercambiado con el presidente murciano, Fernando López Miras, para que supuestamente intercediese en favor de un familiar que estaba en una lista de espera quirúrgica.

José Luis Martínez-Almeida

Alcalde de Madrid. Debe su cargo también a Pablo Casado, pero a diferencia de Ayuso siempre se ha mantenido fiel al presidente del PP, que acabó nombrándole portavoz nacional del partido. Almeida, que a pesar de todo mantiene buenas relaciones con la presidenta de Madrid, es el único dirigente conservador cuyo tirón en la capital es equiparable al de Ayuso. Su nombre fue utilizado por Génova como posible alternativa a la presidenta en el congreso regional del PP, que debe celebrarse antes del mes de junio. En el centro de la conspiración contra Ayuso figura uno de sus asesores, Ángel Carromero. Y algunas informaciones aseguran que un empleado de la Empresa Municipal de Vivienda y Suelo de Madrid fue quien intentó contratar a una empresa de detectives para buscar pruebas contra la presidenta, algo que él ha desmentido.

Miguel Ángel Rodríguez

Director de comunicación de Isabel Díaz Ayuso. Fue la mano derecha de José María Aznar desde su etapa como presidente de Castilla y León hasta la mitad de su primer mandato en la Moncloa, en el año 1998. A él se atribuye la exitosa estrategia política de Isabel Díaz Ayuso y su dominio de la escena mediática, que la ha convertido en una pieza esencial del PP y una aspirante al liderazgo del partido. En 2011 fue condenado por llamar nazi al doctor Luis Montes, anestesista y excoordinador de Urgencias del Hospital Severo Ochoa de Leganés (Madrid), y en 2013 fue detenido por haber conducido en estado de embriaguez. Al realizarse la pruebas se descubrió que cuadriplicaba la tasa máxima permitida. Chocó con varios coches aparcados y también con un peatón en el barrio del Retiro, en Madrid. Hasta que el conflicto interno escaló en intensidad, era el gran enemigo a batir por parte de Génova.

Ángel Carromero

Asesor, hasta este mismo jueves, del alcalde de Madrid y uno de los hombres de absoluta confianza de Teodoro García Egea y de Pablo Casado. Se hizo famoso en 2012 cuando fue condenado en Cuba por el homicidio imprudente en accidente de tráfico de Oswaldo Payá, dirigente de la oposición cubana. Entonces ya era secretario general de Nuevas Generaciones de Madrid. Las gestiones del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero consiguieron que La Habana aceptase que el cumplimiento de la condena se llevase a cabo en España, aunque en apenas unas semanas Carromero se benefició del tercer grado. En 2013 el PP le abrió expediente disciplinario por haber formalizado 50 cambios de afiliación del distrito de Salamanca al de Moncloa-Aravaca con el objeto de manipular el censo para influir en las elecciones locales del partido. Él es el dirigente al que García Egea habría encargado contactar con detectives para hallar pruebas que permitiesen acabar con la carrera política de Ayuso, algo que el número dos del PP niega. A primera hora de la tarde del jueves presentó su dimisión como asesor de Almeida.

Alberto Ruiz Gallardón

Exministro de Justicia con Mariano Rajoy, expresidente de la Comunidad de Madrid y exalcalde de la capital. Las informaciones publicadas en las últimos días aseguran que fue él quien avisó a José Luis Martínez Almeida de que un empleado de la Empresa Municipal de Vivienda y Suelo (EMVS) había contratado a un detective para buscar pruebas que permitieran relacionar a Ayuso con el supuesto cobro de comisiones ilegales por parte de su hermano. Según el alcalde de Madrid, la persona que le avisó lo hizo con el conocimiento de la presidenta de la Comunidad.

Rafael Catalá

Exministro de Justicia y de Fomento con Mariano Rajoy. Las informaciones publicadas en las últimas horas le identifican como la persona que avisó a Isabel Díaz Ayuso de que Génova estaba intentando contratar detectives en busca de pruebas de la supuesta comisión cobrada por su hermano por su mediación en la adjudicación de un contrato de suministro de mascarillas en plena pandemia. Este mismo jueves ha negado haber sido él y ha asegurado que está volcado en sus actividades privadas. En 2021 se incorporó al despacho Carles Cuesta Abogados, un bufete especializado en recuperaciones empresariales, refinanciaciones de deuda y derecho concursal. 

Tomás Díaz Ayuso

Hermano de la presidenta de Madrid. La dirección del PP busca pruebas de que cobró una comisión ilegal de 280.000 euros a cambio de que la Comunidad presidida por Isabel Díaz Ayuso adjudicase a dedo, en plena pandemia, un contrato de suministro de mascarillas por valor de 1,5 millones de euros. Según la presidenta, lleva trabajando como comercial en el sector sanitario 26 años, mucho antes de que ella entrara en política. Las sospechas sobre su caso se hicieron públicas hace meses y movieron la oposición madrileña a demandar sin éxito en noviembre que la Asamblea de la Comunidad aprobase la creación de una comisión de investigación.

Daniel Alcázar Barranco

 Empresario. Es el administrador de Priviet Sportive SL, la empresa que obtuvo a dedo, como otras muchas, un contrato por un valor de 1,5 millones para suministrar mascarillas en los peores días de la pandemia. Reside en el municipio de Sotillo de la Adrada (Ávila) donde Ayuso y su hermano Tomás solían veranear. Las acusaciones de corrupción se basan en que supuestamente obtuvo el contrato gracias a la mediación de Tomás Ayuso, lo que habría reportado al hermano de la presidenta una comisión ilegal de 280.000 euros. La adjudicación se llevó a cabo en abril de 2020 para la obtención de mascarillas FFP2 y FFP3. La empresa Priviet Sportive SL se dedica a la importación y exportación de prendas textiles.

Julio Gutiez

Director de la agencia de detectives Mira. Asegura que le contactaron “personas vinculadas a alguna empresa (de una institución) en la que gobierna el Partido Popular”, en referencia a la Empresa Municipal de la Vivienda y el Suelo del Ayuntamiento de Madrid. En declaraciones a 7nn.tv aseguró que lo que le pedían, la obtención de los movimientos bancarios y datos tributarios de Tomás Ayuso no sólo era “ilegal” sino que quienes se lo solicitaron no tenían “interés legítimo” en la obtención de esa información. Gutiez ya declaró en 2012 en relación con el espionaje entre altos cargos del PP de Madrid que afectó al exvicepresidente de la Comunidad Ignacio González. La agencia Mira, bautizada por el exidirigente local del PP Manuel Cobo como “la gestapillo”, fue la responsable del espionaje que sufrió González en Colombia, encargado supuestamente por el expresidente de OHL Juan Miguel Villar Mir y por el que fuera tesorero nacional del PP Álvaro Lapuerta, ya fallecido, en 2008.

Ayuso se defiende de Génova: "Unos y otros me están haciendo pagar tener ahora 65 escaños"

Ayuso se defiende de Génova: "Unos y otros me están haciendo pagar tener ahora 65 escaños"

Más sobre este tema
stats