LA PORTADA DE MAÑANA
Ver
Ninguna de las grandes ciudades cumple la normativa sobre contaminación aérea pese a su impacto en la salud

ELECCIONES 2023

Sánchez, preparado para la batalla de 2023: equipo cerrado para el 28M y legislatura despejada

Pedro Sánchez, saliendo del Congreso el pasado jueves.

El alumbrado navideño ya tintinea en el centro de las ciudades. Se acerca el fin del año. Y el que viene se alumbra como uno de los más intensos electoralmente de la democracia española. El 28 de mayo los españoles están llamados a las elecciones locales y en la mayoría de autonomías, para volver previsiblemente en diciembre a depositar su voto en los comicios generales.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ya enfila ese año con dos objetivos muy claros: conservar el poder regional que logró en 2019, intentando arañar alguna otra gran ciudad, y conservar el Palacio de La Moncloa para el bloque progresista. Las encuestas no son favorables en estos momentos, pero la tendencia, como recuerdan en su entorno, dibujan a un Alberto Núñez Feijóo cayendo y a un PSOE recuperándose gracias a sus medidas desde la izquierda.

Y durante estos días Sánchez está perfilando esa estrategia para el año que viene. Este lunes arrancó oficialmente el segundo tramo de elección de candidatos del PSOE para el 28 de mayo. Los procesos internos dentro del socialismo son siempre tumultuosos, pero esta vez el presidente ha logrado un camino sereno, sin grandes duelos en primarias y con los candidatos despejados. 

El mapa autonómico quedará así de candidatos del PSOE para el 28-M:

Asturias: Adrián Barbón.

Cantabria: Pablo Zuloaga.

Aragón: Javier Lambán.

Baleares: Francina Armengol.

Comunitat Valenciana: Ximo Puig.

Murcia: José Vélez.

Canarias: Ángel Víctor Torres.

Extremadura: Guillermo Fernández Vara.

Madrid: Juan Lobato.

Castilla-La Mancha: Emiliano García-Page.

Navarra: María Chivite.

La Rioja: Concha Andreu.

Ceuta: Juan Gutiérrez.

Melilla: Gloria Rojas.

Y los número uno en las ciudades más pobladas serán:

Madrid: Reyes Maroto.

Barcelona: Jaume Collboni.

Valencia: Sandra Gómez.

Sevilla: Antonio Muñoz.

Zaragoza: Lola Ranera.

Málaga: Daniel Pérez.

Murcia: José Antonio Serrano.

Palma: José Hila.

Las Palmas de Gran Canaria: Carolina Darias.

Bilbao: Nora Abete.

La batalla autonómica que marcará las generales

Las principales incógnitas estaban en Madrid y Las Palmas, donde Pedro Sánchez ha pedido a dos de sus ministras que den el salto para esa cita. En el caso de la capital, los socialistas confían en que puede haber un vuelco por el desgaste que sufre José Luis Martínez-Almeida. Y en sus previsiones está superar a Más Madrid, ya que, sostienen fuentes del partido, que Rita Maestre no tiene el tirón de Manuela Carmena. Pero la idea es que sumen todas las izquierdas. Según sus cálculos, la batalla se puede librar por la mínima, por un solo concejal.

Ahora el gran reto es que Maroto gane popularidad, pues la conocen menos del cincuenta por ciento de españoles. Esta es una de las razones por las que se quedará al frente del Ministerio de Industria. Las pistas que dan en el entorno de Sánchez es que tanto ella como Darias aguantarán casi hasta la campaña de mayo, por lo que no se tiene que avecinar una crisis de Gobierno inmediatamente. Sobre la ministra de Sanidad, dicen en Ferraz que es muy importante retener esa plaza en Las Palmas porque es una de las ciudades más pobladas que tienen actualmente en sus manos, además de reforzar el tique con Ángel Víctor Torres como presidente del archipiélago.

A pesar de los augurios de las derechas, los socialistas se ven mucho más fuertes en sus territorios de lo que se pinta. Y confían especialmente en el tirón de sus aspirantes y la imagen que han consolidado como presidentes durante estos años. Se mira especialmente a la Comunitat Valenciana, el gran bastión de las izquierdas. Ximo Puig podría conservar el poder, según las últimas encuestas. Además, se detecta que la crisis de Compromís por el caso de Mónica Oltra no le está restando votos gracias a que la marca funciona y al salto que dará allí Joan Baldoví, uno de los diputados más queridos del Congreso y un referente en la sociedad valenciana.

Partido unido y coalición cohesionada a pesar del PP

El equipo también va unido, ya que ha fracasado el intento del PP de dividir a los socialistas por el tema de la sedición. Pero han pinchado en hueso, ya que los diputados socialistas votaron en bloque, sin fisuras y levantándose todos juntos para demostrar que no caen en las tentaciones de Génova 13. Esto evidencia, además, el control que tiene el presidente de su partido. Ni siquiera barones como Emiliano García-Page o Javier Lambán han levantado la voz de manera fuerte.

Otra de las obsesiones es tener cohesionada a la coalición. Esta fue una de las consignas dadas a raíz de la polémica aplicación de la ley del ‘sólo sí es sí’, cerrando el PSOE filas con la ministra de Igualdad, Irene Montero, pese al malestar interno inicial. Además, se ha labrado aún más la relación con ERC, en un momento en el que se necesitan tanto en Madrid como en Barcelona. Uno de los logros de Sánchez ha sido ampliar su base de votos en la Cámara Baja, sacando los presupuestos generales este jueves.

Sánchez también encara el año que viene con la legislatura atada después de haber sacado esas cuentas. Esto supone poder aguantar tranquilamente y con unas cuentas que responden al espíritu del pacto de la coalición, con el mayor gasto social de la historia (seis de cada diez euros van destinados a servicios públicos). 

Además, esta semana demostró la habilidad, como reconocen hasta cargos del Partido Popular, para remontar en los momentos más difíciles y renacer cuando todos lo dan por muerto. El debate en el Senado del martes fue mucho mejor de lo que esperaban hasta los socialistas, fallando un Alberto Núñez Feijóo, con equivocaciones y balbuceos, que cayó en las fauces de la derecha política y mediática de extremar todavía más su discurso.

En la lista incluyó la aprobación por una amplísima mayoría de los impuestos a entidades financieras, energéticas y grandes fortunas, además la ley de cooperación al desarrollo. Sazonado con su entronización como líder de la Internacional Socialista durante el congreso de este fin de semana en Madrid. La política cambia en cuestión de días y horas. Sánchez vuelve a darle la vuelta y a marcar su ritmo. Preparado para 2023.

La ‘estrategia Maroto’: ganar popularidad, vender gestión y una campaña pegada a la calle

La ‘estrategia Maroto’: ganar popularidad, vender gestión y una campaña pegada a la calle

Más sobre este tema
stats